turismo otoñal

Los mejores hoteles rurales en los que refugiarte los días de lluvia

Si dan lluvias precisamente cuando te vas de viaje, ya sabes dónde puedes cobijarte. No, esta vez no te vamos a proponer que te dejes calar hasta los huesos. Verás llover tras los cristales (en plan Serrat)

Foto: El Hotel Torre de Villademoros, en Asturias, tiene un jardín inmenso y un horizonte ídem
El Hotel Torre de Villademoros, en Asturias, tiene un jardín inmenso y un horizonte ídem

No vamos a proponerte que te dejes calar hasta los huesos por la lluvia en un acto de rebeldía supino, sino todo lo contrario. Que cuando las nubes hagan de las suyas y el otoño deje caer mucho más que las hojas, te pongas a refugio en estos hoteles que te resultarán la mar de encantadores. Todos tienen su historia. Te gustará entrar y fisgar. La lluvia la verás detras de los cristales, en plan canción de Serrat.

Can Casi, en Gerona

Si te has echado uno de esos relojes blandos que imaginó Dalí al bolsillo, como corresponde en las tripas mismas del Ampurdán, sabrás que aquí se ha parado el tiempo. Te darás cuenta nada más traspasar el umbral de Can Casi, e incluso antes, cuando lo tengas delante de tus narices. El nombre de las habitaciones lo dice todo: Happy, Keep Calm & Relax, Enjoy, Smile y Love. Esta masía, decorada con todo lujo de detalles y sin perder el toque payés, le habría gustado a Gala también.

Dónde: Puigcalent, 7. Regencós (Gerona).

Precio: desde 150 euros.

Can Casi te dejará con la boca abierta
Can Casi te dejará con la boca abierta

El Jardín Vertical, en Castellón

Es como el del CaixaForum de Madrid, pero en su versión histórica, en una casa de cinco plantas del siglo XVII restaurada para albergar este pequeño hotel sobrado de encanto con nueve habitaciones nada más (con chimenea, abuhardillada, dúplex…) en el casco antiguo del precioso pueblo de Villafamés. Es tan particular que se alza a más de doce metros sobre la muralla medieval, por lo que, además, tendrás buenas vistas (a la sierra de Peñagolosa y a un hermoso campo de almendros, encinas y olivos milenarios). Estarás a 25 kilómetros de Castellón y 65 de Valencia capital. 

Dónde: Carrer Nou, 15. Villafamés (Castellón)

Precio: desde 90 euros (con desayuno).

Lo que esconde El Jardín Vertical de Villafamés
Lo que esconde El Jardín Vertical de Villafamés

El Cortijo del Marqués, en Granada

Un cortijo a lo grande para sentirse como reza el título, por lo menos. Atención a los techos altos atravesados de madera, los arcos con puertas de cristal, los sofás Chesterfield y las dos chimeneas en un amplísimo salón. No encontrarás por estos pagos un cobijo mejor con fuentes a lo andalusí, muros de piedra llenos de historia, patios como mandan los cánones, la vieja capilla como nueva, y los campos de girasoles y olivos que un lugar como este requiere. Entre la sierra del Pozuelo y la de Arana, y con la Nevada colándose en tu paisaje, Granada solo te queda a 18 kilómetros. Y mientras tú en este cortijo señorial que fue convento de monjas antes de que pasara a ser propiedad del marqués de Mondéjar y trabajarán en sus 4.000 hectáreas más de 30 familias de jornaleros. Imagínatelo.

Dónde: Albolote (Granada)

Precio: desde 110 euros.

Un cortijo andaluz en toda regla que fue de un marqués
Un cortijo andaluz en toda regla que fue de un marqués

Hotel Torre de Villademoros, en Asturias

Varado junto al mar, con vocación de puerto y barca, se encuentra este hotel que, sin duda, habría tentado a Ulises, con o sin Calipso. Hay un horizonte inmenso, un jardín ídem (9.000 metros cuadrados sembrados de fresnos, arces, cerezos, robles, castaños, hortensias, lavanda, lirios…) y un camino que te lleva a la orilla en un paseo que podrás hacer también en bici, si no llueve. Tus ojos se encontrarán con los acantilados de Entrecabos y entonces solo querrás volver y alojarte otra vez en este hotel que es en realidad una casona solariega del siglo XVIII construida junto a una torre medieval. Para situarte, estarás entre las villas marineras de Cudillero y Luarca, y a un paso de las hoces del río salmonero Esva-Canero. Nada de todo esto te lo puedes perder.

Dónde: Villademoros, s/n. Valdés-Luarca (Asturias).

Precio: desde 85 euros.

Te gustará estar dentro de esta casa solariega frente al mar
Te gustará estar dentro de esta casa solariega frente al mar

Palacio Carvajal Girón, en Cáceres

Llueve y tú en un palacio, por ponernos en plan nostálgicos y clave balada. En el Carvajal Girón, donde las camas de sus 28 habitaciones palaciegas con un toque sofisticado y hasta con spa están dispuestas para ofrecer el mejor de los descansos (leemos) y donde su restaurante sirve lo que da la tierra. O sea: pimentón de la Vera, cerezas y productos varios de la huerta. Encima ofrece un desayuno gourmet soberbio y está cerca de la catedral y todo el cogollo histórico placentino, que es digno de verse.

Dónde: Plaza de Ansano, 1. Plasencia (Cáceres).

Precio: desde 83 euros.

Este hotel-palacio te ofrece descanso y sofisticación en igual dosis
Este hotel-palacio te ofrece descanso y sofisticación en igual dosis

Descarga la APP de 'Vanitatis' en tu móvil o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Pincha aquí.

 

Estilo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios