Sigue esta sección:
NOTICIAS

La duquesa de Fernandina se aferra a su título

En los círculos de la jet set y la alta sociedad no se habla de otra cosa. Pilar González de Gregorio y Álvarez de Toledo podría
Foto: La duquesa de Fernandina se aferra a su título
La duquesa de Fernandina se aferra a su título
Fecha
Tags

    En los círculos de la jet set y la alta sociedad no se habla de otra cosa. Pilar González de Gregorio y Álvarez de Toledo podría perder en cuestión de días la concesión real que la acredita como duquesa de Fernandina. Durante la entrega de los premios T de Telva Belleza, en los que ella estaba presente, el tema fue de lo más recurrente en las diferentes tertulias. Pero la hija novelista de la polémica duquesa roja, habitual en las fiestas de postín, se sigue aferrando al título nobiliario, pese a la existencia de una sentencia del Tribunal Supremo, a favor de su sobrino Alonso, hijo de su hermano Leoncio, actual duque de Medina-Sidonia.

    “Espero que no se ejecute. Lo voy a usar hasta el último día, porque creo que tengo la razón”, decía la todavía duquesa a todo aquel que le preguntaba por la controvertida cuestión en el acto, al que también acudieron otros jetsetters y nobles, como la hija de los duques de Soria, la duquesa consorte de Terranova, la hija de la condesa de Montarco o la princesa de Panagyurishte. Los presentes alabaron el tesón y el temple de la que fuera mujer de Tomás Terry, que lleva casi veinte años de batalla legal. “¿Cómo no voy a estar tranquila? Mi madre, la jefa de la Casa, me lo cedió cuando los derechos históricos no prescribían. Además, lo hizo con el consentimiento de mis dos hermanos. Ahí está el acta notarial”, cuenta en conversación con Vanitatis.

    Pero, a pesar de la existencia de dicha sentencia, que podría despojarla en breve del título nobiliario, que S.M. el Rey rehabilitó en su nombre en 1993, la duquesa de Fernandina piensa seguir peleando por un título que considera suyo. “Lucho porque es mío y porque creo que tengo razón. Es injusto. Además, lo que plantean mi sobrino y mi hermano es absurdo. Hay una serie de condiciones que marca la ley que Alonso no las tiene. Lo máximo que puede conseguir es anularlo. No lo entiendo, porque cuando solicité el título, después de años sin que nadie lo llevara, ningún miembro de mi familia se opuso en el plazo que marcaba la ley. Y veo difícil que el Rey interceda en este caso, aunque obviamente sería una cuestión de Gracia”, especifica. 
     
    Después de muchos años de enfrentamiento, Pilar Medina Sidonia, como también es conocida en sociedad, no contempla el diálogo con su hermano Leoncio, con el que tanto ella, como su otro hermano Gabriel, el hijo pequeño de la duquesa roja, están enfrentados. “Hay gente con la que no se puede llegar a un entendimiento. Y ellos son el ejemplo perfecto. Que conste que a mí no me gusta hablar mal de mi familia, no me gusta descalificar, porque es mi familia al fin y al cabo. La que me ha tocado, pero es la mía”, concluye Pilar. Aunque, ahora, además de luchar por recuperar su ducado, Pilar prepara una nueva batalla judicial por el testamento de su madre, que se acaba de hacer público, a pesar de que se conoció en marzo de 2011.
    Noticias
    Comparte en:
    Sigue esta sección: