La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

NOTICIAS

Habla la hermana de Manuel Mota: "Mi hermano tenía ansiedad producida por un monstruo en el trabajo"

Este viernes, a las diez y media de la mañana, en el tanatorio de Reus, cerca de cincuenta personas despedían a Manuel Mota, el diseñador de
Autor
Tiempo de lectura6 min

Este viernes, a las diez y media de la mañana, en el tanatorio de Reus, cerca de cincuenta personas despedían a Manuel Mota, el diseñador de Pronovias que se quitaba la vida este martes en un hospital de Sitges de forma trágica. A la ceremonia, que ha sido civil, tan solo han acudido familiares muy cercanos y amigos. El acto de despedida y la cremación del féretro han resultado muy emotivas, especialmente porque las circunstancias del suicidio ya confirmado de Mota han sido dramáticas de principio a fin. Durante el adiós, han intervenido dos personas muy especiales en la vida del que fuera director creativo de Pronovias: su hermana Fina y una psicóloga del C.A.P (Centro de Atención Primaria) de Sitges, donde recibía tratamiento una vez a la semana y el lugar en el que se quitó la vida.

El testimonio de Fina ha resultado muy conmovedor, ya que ha hablado de la faceta más humana de su hermano, de cómo trataba a sus sobrinos y de la bondad que desprendía. En cambio, la alocución en clave de homenaje de la médico que le trataba desde hacía casi dos años ha resultado más reveladora. La doctora ha manifestado que Manuel Mota, a diferencia de lo publicado en diferentes medios de comunicación, no sufría ningún tipo de episodio depresivo. Al parecer, según ésta, Mota recibía tratamiento en su consulta por “ansiedad generada por acoso laboral”. La propia psicóloga ha hecho alusión a Albert Palatchi, el presidente del grupo Pronovias, en el que Mota desempeñaba su actividad profesional desde hacía 23 años, como responsable de la presión que presuntamente éste recibía desde hacía un tiempo. 
Esta hipótesis de la ansiedad laboral también ha sido defendida por Fina, la misma hermana que ha hablado durante el adiós a Mota, en su perfil de Facebook. “Me he prometido a mí misma que esto no puede quedar así, porque parece que mi hermano era un enfermo depresivo y no es cierto. Tenía ansiedad producida por una persona que lo presionaba de tal manera que le tenía pánico. Él se refería a esta misma persona como un monstruo. Todos sabemos quién es. Algún día, le pondré nombres y apellidos. Yo no soy como mi hermano. Yo no tengo ningún miedo y esto no puede quedar así de ninguna de las maneras. En honor a mi hermano, mis padres y mis hijos, esto no va a quedar así. Mi hermano no tendría que estar muerto en este momento. Lo siento pero tenía que decirlo o explotaba”, explicaba la hermana del diseñador fallecido en la conocida red social. 
A su vez, en otro mensaje anterior, Fina manifestaba: “No puedo soportar la idea de no volverte a ver, aunque fuera poco tiempo, por tu trabajo secuestrador. Te quiero mucho Lolo, no dejaré de pensar en ti ni un solo día, porque eres mi hermano favorito y porque te haces querer. Todo el mundo sabe lo buena persona que eres”. La familia era conocedora del estado por el que estaba atravesando Mota, pero no imaginaban un final tan trágico. Ni tampoco la pareja de éste, que ha mostrado su desolación durante todo el acto de despedida. Hace cerca de dos semanas, Mota y su pareja estuvieron cenando en El velero, un restaurante muy concurrido de la ciudad. A nivel afectivo, su  vida parecía plena. Así como a nivel familiar. Mota fue visto durante las fechas Navidades en la Galería Jordi Barnadas de Barcelona, donde adquirió varias piezas pictóricas que iba a regalar a su familia.

A colación de lo sucedido esta misma mañana en el funeral, Pronovias ha mandado de nuevo una nota explicativa, tras una primera en la que informaba sobre la repentina muerte de su diseñador estrella y una segunda en la que matizaban que no tenían ningún tipo de mala relación laboral con Mota. En dicho comunicado se afirmaba, entre otros siete puntos, que “la compañía respeta todas las opiniones que este fatal acontecimiento está generando, pero lamenta las falsas conjeturas que se están vertiendo hacia la marca, la empresa y la figura de su presidente”. A su  vez, Pronovias contradice las declaraciones de la psicóloga de Mota, que afirmaba que no sufría ningún trastorno depresivo. “Manuel Mota confirmó, personal y públicamente, a su entorno laboral y a diferentes medios de comunicación que había superado una larga depresión que le había mantenido alejado de Pronovias durante casi un año”.

Los Palatchi, vetados en el entierro

El funeral de Mota no ha contado con representantes del mundo de la moda. Tan solo ha querido estar Álex Flaqué, director de la Barcelona Bridal Week. Muchas ausencias, pero especialmente la de la familia Palatchi. Las más comentadas han sido por parte de la familia Palatchi, propietarios de Pronovias, quienes durante el velatorio han remitido un comunicado de prensa a los medios de comunicación. En dicha nota, los representantes de la firma aseguran que no han estado presentes porque “la familia de Manuel Mota ha expresado el deseo de que nadie de Pronovias acuda al funeral de Manuel como hubiera sido nuestro deseo más sentido”.

En cambio, Vanitatis ha podido saber que la petición de que ningún miembro de los Palatchi estuviera presente en su adiós fue una súplica del propio Mota, quien, en la nota que dejó escrita para su familia, manifestaba explícitamente este deseo. Más tarde, la familia de Mora remitía un burofax a los Palatchi, en el que vetaban su asistencia. Por otra parte, la familia propietaria de Pronovias ha aprovechado la nota emitida a las distintas redacciones para desvincularse por completo de cualquier implicación en la decisión de Manuel Mota de quitarse la vida en los lavabos de un ambulatorio de Sitges.

Una muerte nada usual

En el contexto de este cruce de declaraciones entre la familia de Manuel Mota y la firma de la que fue cabeza visible durante 23 años, llama la atención la forma en la que Mota decidió acabar con su vida. Primero se habló de una agresión, que rápidamente fue descartada por las autoridades policiales, quienes al leer la carta que les había escrito personalmente Manuel Mota, determinaron que se trataba de un suicidio. El diseñador se quitó la vida clavándose un cuchillo en el corazón en un centro de salud de Sitges, al que acudía semanalmente para tratarse. Mota había diseñado su última hoja de ruta tras abandonar su taller de Pronovias a mediodía del martes. Después, se dirigió al C.A.P. de Sitges y allí se encerró en uno de los baños. Pasados unos minutos, y como el diseñador no salía, los responsables del ambulatorio entraron y se encontraron con una escena dramática: el cuerpo del directivo estaba ensangrentado. Los Mossos d'Esquadra se personaron rápidamente allí y los médicos certificaron su muerte junto al juez, que levantó el cadáver de Manuel Mota. Un final trágico para un maestro de la costura.
#22
22 Me ha llegado muy hondo tu comentario, yo fui acosada por una jefa manipuladora y psicotica, y en tus palabras he visto el porque me eligio a mi. Tuve suerte al cabo de una decada de aguante porque ya fue demasiado obvio para todos y porque se equivoco al mandar un email en el que decia cuanto me odiaba y que queria agredirme fisicamente,su intencion fue mandarselo a una amiga suya pero me lo mando a mi por error. Ese fue el principio de su final. Yo no trabajo en Espana pero la situacion por la que aguante en parte fue porque crei que nadie me creeria y es que ella tenia dos caras y la mala solo la veia yo, fue muy lista. He sentido mucho esta muerte porque tendria que estar muy desesperado y no veria salida factible. No sabemos ni una minima parte de lo que este pobre hombre vivio y que nadie me diga que se deja el trabajo y en paz, de eso nada! a veces el trabajo no se puede dejar, hay responsabilidades y hay una familia que sacar adelante y en cuanto a los comentarios sobre los parados: hay parados en mi familia y lo siento mucho pero cuando hay un trabajo y estas sufriendo solo de pensar en aparecer por la empresa...eso tambien es muy duro, solo lo sabe quien lo vive.
Ampliar comentario
#21
mi mas sentido pesame para la familia de manuel mota ,ahora la empresa se hara el tonto pero el maltrato sicologico que hay en los trabajos ,es malisimo solo lo puede saber el que lo ha sufrido y se termina dejando el trabajo no hay otra manera ,parece que como esta el trabajo ahora los trabajadores se han puesto ha favor de la empresa ,falsos ,desgraciados .
Ampliar comentario
#20
Según noticias en otros medios, Pronovias le pagaba cerca de 500.000 Euros anuales [más otros incentivos], Mota había estado de baja un año por depresión, y a su vuelta Pronovias [que dice haberle pagado el año de la depresión], explica haberle exigido rendimiento rápido.

O sea que lo &034;presionaron&034; en proporción a lo que él ganaba, por encima de otros en la empresa que quizá ganaban menos.

Así que depresión+presión laboral, pudo haber sido la causa del suicidio.
Ampliar comentario
#19
Las personas que no han padecido mobbing no pueden comprender hasta qué punto se trata de un infierno. El acoso laboral puede arruinar la vida del trabajador que lo sufre, por mucho que gane y por muy alto que sea su status. Suele ocurrir, además, que los jefes abusadores eligen como víctimas normalmente a sus empleados más sensibles, competentes, dulces, de mejor carácter, cuyas grandes cualidades humanas desprecian e infravaloran. Si el difunto Manuel Mota sufría acoso laboral, todavía siento mucho más su terrible decisión, por él y por quienes le quisieron. Tal vez su drama sirva para que salgan a la luz las circunstancias espantosas que atraviesan muchísimas personas que comparten el mismo problema, casos que jamás salen a la luz.

Ojalá hayas alcanzado la paz que deseabas, Manuel, a salvo para siempre de los &034;monstruos&034; sin alma que proliferan en este mundo.
Ampliar comentario
#18
¡Qué facil es juzgar y opinar cuando las cosa le pasan a otro!
Parece que casi todos los foreros son &034;machos alfa&034; y si les acosaran en el trabajo inmediatamente denunciarían al patrón y dejarían el trabajo.
¿Qué saben de lo que se sufre cuando te acosan en el trabajo?
¿Saben lo que son los días sin comer y las noches sin dormir?
¿Saben lo que es el terror que produce que llegue el día siguiente y tener que ir a trabajar?
¿Saben acaso si intentó marcharse y no pudo?
Un poco más de humanidad por favor.
Una persona tiene que estar muy desesperada para tomar esa decisión tan terrible.
Ampliar comentario
#17
El secreto profesional no se extingue porque el paciente haya fallecido. Me parece surrealista la actitud de esa psicóloga o lo que sea [si es psicóloga entonces no es médica], largando en el funeral faltando al deber de confidencialidad. Además de surrealista, es ilegal, por cierto. Ni siquiera la familia del fallecido puede autorizarla a dar datos de ese tipo. Además, desde el punto de vista profesional, no sólo es una tragedia personal, sino también un sonado fracaso terapéutico. A veces esas cosas ocurren, no quiero decir ni mucho menos que haya habido necesariamente mala praxis o negligencia, pero vamos, que calladita estaría mucho más guapa.
Ampliar comentario
#16
16 en el medio laboral es donde mas se ven estas acciones, el acoso es algo que se instala en este medio, a ti de controlarlo.
Ampliar comentario
#15
Hay ciertas personas con una sensibilidad mucho mas acentuada que otras,precisamente esa elevada sensibilidad es que la que les permite ser tan creativos.Y sin duda Manuel Mota era una de ellas.
Mal me parece la psicóloga acusando a personas determinadas en el propio funeral.Como profesional,podría haber ayudado mas a Manuel,presentándole otras opciones a la carga emocional que presentaba.Esa era su misión,no lanzar acusaciones contra otras personas.A la hermana se le consiente por el dolor y porque posiblemente Manuel declaraba en su carta el motivo.
Ampliar comentario
#14
Totalmente de acuerdo con los comentarios que he leído. Mi respeto a la familia y a este señor, pero suicidarse por un acoso no pasa ya ni con los Talibanes – con dar el carpetazo hay suficiente. La psicóloga que no hable mucho, que no se qué tipo de terapia le habrá hecho... que tal un consejo si ves a la persona muy mal “deja la empresa y vete a un abogado laboralista que les meta un paquete”. Empresario HdPta en este país hay muchos, pero nadie tiene la obligación de aguantarlos...al revés, es un motivo más para que la gente con talento se monte por su cuenta.

Mi más sentido pésame a la familia y amigos en esta gran tragedia, pero espero que no alimenten las ganas de morbo que hay en España para este tipo de cosas. Yo he conocido a dos personas [no muy cercanas] que se suicidaron, e intentar buscar culpables o una explicación no lleva a ningún sitio...Hay que aceptarlo y recordar lo mejor de la persona con todo el cariño...igual que a todos los que nos dejaron.
Ampliar comentario
#13

Con todo mi respeto a la familia y a Manuel Mota, no parece muy lógico que este suicidio sólo se deba a una situación de acoso laboral sin que haya una cierta tendencia a la depresión.

Desconozco que tipo de contrato tenía con Pronovias pero por muy blindado que sea, siempre hay posibilidad de denunciar abusos en un Juzgado. Además, una persona con un gran prestigio profesional y, supongo, que con una situación económica medianametne buena, puede buscar otra salida. No es lo mismo un padre de familia con un trabajo poco cualificado que tiene que dar de comer a sus hijos y, por lo tanto, tragar muchas cosas que el que nos ocupa hoy.

En fin, hay cosas que nunca sabremos y que, además, no nos incumben.


Ampliar comentario
#12
¡Por favor...! Una persona equilibrada, cuando lo pasa muy mal en el trabajo, lo deja... no se suicida... [si es que éste sujeto se suicidó].
Lo último de lo último es el suicidio... por otra parte, incomprensible, salvo en el caso dicho: el suicida ha perdido el control de la situación; es decir, ya no valora normalmente las situaciones...
¿Suicidarse por causa del trabajo...? ¡Por favor...!
Ni en mis peores tiempos laborales tuve semejante idea: la de ir a cuidar cabras y ovejas, sí...
Ampliar comentario
#11
&034;ansiedad generada por acoso laboral” es el resultado de un país y una sociedad produndamente &034;enferma&034; en todos los ámbitos y en especial, el laboral. Se ha deatado una competición en todas las empresas españolas [en especial medianas y grandes] de a ver quién más acosa [estilo FRANCE TELECOM]. Deseo que la familia Palatchi viva por muchos años con el profundo remordimiento de ser los culpables, o mejor dcho verdugos, de esta muerte.
Ampliar comentario
#10
Pobre muchacho, descanse en paz.
Ampliar comentario
#9
5 Es bastante común, que el acoso laboral o Mobbing, cuando no se descubre, porque el acosado no denuncia por miedo normalmente porque la empresa no ha implantado protocolos para evitar este tipo de conductas y facilitar la denuncia al acosado, o cuando el acosador está en las altas esferas de la empresa y por tanto resulta intocable. Acabe con el suicidio o intento de suicidio del acosado. De hecho el Mobbing, tiene consideración de delito penal en casi todos los países de la UE incluído el nuestro, a raíz de la ola de suicidios que hubo en france telecom hace unos años.
Ampliar comentario
#8
8/ Ya, y no se que pasa en este pais que siempre buscamos culpables. Hasta de nuestros propios actos
Ampliar comentario