Sin duda, este otoño hay grandes sorpresas en cuestión de moda, y ésta es una de ellas… Porque si ya el abrigo con silueta new look, inspirado en los que Christian Dior creó a mediados del siglo pasado, es una auténtica novedad, la tendencia que han propuesto las pasarelas, y que las celebrities han sacado a la calle y a las alfombras rojas, es una de esas sorpresas que, a veces, nadie espera y que sin embargo funcionan como auténticos bestsellers. Así que, ¿por qué no atreverse a probarlo? Básicamente, en esta tendencia, hay dos equipos… Tú decides de cuál eres.

1. La versión high class. ¿A que hasta ahora pensabas que un abrigo es un abrigo y un vestido es un vestido…? Bueno, pues a veces las cosas no son siempre resultan tan claras. Sobre todo desde que Raf Simons se ha empeñado en apostar en su desfile de Dior para esta temporada por una pasarela repleta de abrigos que funcionan como ambos: abrigo y vestido. Simons ha reinterpretado en esta ocasión las curvas del mítico traje de chaqueta Bar –creado por Christian Dior en 1947 e inmortalizado por la legendaria foto de Willy Maywald– en varias prendas de la colección de invierno e incluso en tejido muy masculinos.

Vamos, un dos en uno; o uno que vale por dos, como prefieras. ¿Las que se apuntan a esta tendencia? Nada menos que Jennifer Lawrence, que con su look de Christian Dior blanco y bordado, de la colección Resort 2014, deslumbra. O Leelee Sobieski y Miroslava Duma, todas ellas bordan la tendencia, aunque cada una lo hace a su manerea. Por supuesto, es un look que, si te atreves, queda exclusivamente reservado para la noche… ¿Y a la hora de complementarlo? Necesariamente debes apostar por unos taconazos y una cartera de mano, al más puro estilo lady. Y si quieres darle un toque especial, no te olvides de incorporar un cinturón ancho que acentúa la silueta de línea A.

2. Para las más realistas. Aquí tienes dos opciones a la hora de vestir. La primera es inspirarte directamente en la pasarela, la alta costura y la alfombra roja, pero adaptándolo a tu realidad diaria. La segunda pasa por apostar por una prenda de inspiración más masculina que, si te atreves, también puedes llevar de esta forma, como hace la actriz alemana Diane Kruger. Si eres de las primeras, y te apasiona el estilo vintage de esta tendencia, apuesta por incorporarla a tu día a día pero añadiendo un vestido debajo y unas botas altas, como hace Adriana Ugarte. Sólo tienes que tener una cosa en cuenta y es que nunca, bajo ningún concepto, debe asomar nada bajo el abrigo… Queda terminantemente  prohibido. Y si eres de las segundas, entonces inspírate en la actriz alemana y hazte con un abrigo cruzado: una buena idea es apostar por uno de inspiración masculina. Una vez elegido, tú decides lo que quieres llevar –o no llevar– debajo… Añádele un bolso de mano tirando a grande pero que sea muy femenino, unos zapatos de tacón y ¡déjate llevar!

 1. En color mostaza, con cinturón y doble botonadura, de Marella, c.p.v. 2. Abrigo rojo, de Alexander McQueen, c.p.v. 3. Abrigo de inspiración marinera, de Paul & Joe, 770 €. 4. Largo, de rayas, con cremallera lateral y bolsillos, de Miu Miu, c.p.v. 5. En color morado, con cinturón, de Max Mara, c.p.v.