El Rey da marcha atrás y podría aparecer por sorpresa en la boda de Alberto de Mónaco
  1. Casas Reales
CASAS REALES

El Rey da marcha atrás y podría aparecer por sorpresa en la boda de Alberto de Mónaco

Tras el revuelo que ha causado en la prensa la noticia del posible 'plantón' de la Familia Real española a Alberto de Mónaco, Zarzuela ha confirmado

Tras el revuelo que ha causado en la prensa la noticia del posible 'plantón' de la Familia Real española a Alberto de Mónaco, Zarzuela ha confirmado a Vanitatis que el Rey estaría replanteándose la posibilidad de acudir al enlace que tendrá lugar el próximo sábado en Montecarlo, pese a estar convaleciente de la operación de rodilla que sufrió hace un mes. Todo dependerá de cómo se encuentre el monarca de la evolución de su rodilla a última hora, lo que le animará a tomar una decisión u otra.

Fuentes externas a la Casa Real han confirmado a Vanitatis que es muy probable que el Rey no acuda finalmente al enlace, ya que su estado de salud todavía no es el más recomendable para un acto de este tipo. Sin embargo, será la oficina de relaciones con los medios de comunicación de la Casa Real quien oficialice la decisión final de Su Majestad el jueves por la tarde o el viernes por la mañana. De acudir, don Juan Carlos salvaría así la imagen de la 'Primera Familia', que se ha visto dañada después de que trascendiera que, como ocurrió en la boda de Rainiero de Mónaco y Grace Kelly, ningún royal español iba a estar presente en la ceremonia.

A este respecto, Casa Real sigue manteniendo que la invitación ha sido cursada al Jefe del Estado y que, por tanto, el único representante posible sería don Juan Carlos -ni tan siquiera la reina Sofía, apuntan-, mientras que otras fuentes consultadas por este diario cuentan que los protocolos obligan a Mónaco a invitar al jefe del Estado del país que el príncipe Alberto ha visitado, las familias reales de los mismos y sus descendientes directos. En este último caso, el príncipe y las infantas Elena y Cristina.

Por tanto, ha sorprendido que la razón oficial que esgrimió Zarzuela para justificar la ausencia de los príncipes de Asturias en Mónaco fuera que Felipe y Letizia no estaban invitados, “ya que no son jefes de Estado”. En el caso de Dinamarca, Noruega o Suecia, los príncipes Federico o Haakon o la princesa Victoria no lo son y sí acompañarán a Alberto de Mónaco y Charlene en un día tan especial. Los españoles, en cambio, han preferido las regatas en Valencia a una jornada de 'trabajo' en Mónaco. Sea como fuere, la hipotética presencia de Su Majestad sorprendería a propios y extraños porque es de sobra conocida su afición por esquivar cualquier tipo de ceremonia nupcial.

Noticias relacionadas

- 'Plantón' a Alberto de Mónaco: ningún miembro de la Familia Real acudirá a su boda

- Karl Lagerfeld y Nicolas Sarkozy, entre los invitados a la boda de Alberto de Mónaco

Bárbara Rey Marcha