La princesa Letizia ya no luce su anillo de compromiso para no verse vinculada con el Caso Nóos
  1. Casas Reales
CASAS REALES

La princesa Letizia ya no luce su anillo de compromiso para no verse vinculada con el Caso Nóos

El anillo de compromiso que la princesa Letizia lució en su pedida fue el objeto más fotografiado en la rueda de prensa de su presentación. La

Foto: La princesa Letizia ya no luce su anillo de compromiso para no verse vinculada con el Caso Nóos
La princesa Letizia ya no luce su anillo de compromiso para no verse vinculada con el Caso Nóos

El anillo de compromiso que la princesa Letizia lució en su pedida fue el objeto más fotografiado en la rueda de prensa de su presentación. La joya vuelve a tomar relevancia. Al parecer, y según el libro Urdangarin. Un conseguidor en la corte del Rey Juan Carlos, fue el duque de Palma el encargado de comprar el anillo. El problema es que lo habría hecho con dinero de su sociedad sin ánimo de lucro, Nóos. Por eso, y según apunta Europa Press, la Princesa de Asturias ha decido dejar de lucir una de sus joyas favoritas.

Fue el propio Don Felipe el que le pidió ayuda a su cuñado, cuando todavía existía una estrecha relación entre ambos. Según la publicación, Urdangarin pagó el anillo con la tarjeta de crédito de la sociedad y después no dejó que el príncipe le devolviera el dinero.

El polémico anillo viene desde Barcelona, concretamente desde la conocida joyería Suárez, lugar en el que compran sus complementos muchos famosos de la alta sociedad española como Isabel Preysler o Naty Abascal y que también tiene sede en Madrid.

Lo que al principio pareció un detalle del Duque de Palma al final se ha visto envuelto de la mayor de las polémicas. Se convierte en un detalle más del distanciamiento que ha sufrido la familia. El Príncipe Felipe no quiere verse vinculado en ningún momento con las acciones presuntamente llevadas a cabo por Urdangarin y así lo ha querido demostrar.

La pasada semana, el Rey era operado de la cadera y la familia al completo se desplazó hasta el Hospital Quirón para hacer acto de presencia. La visita sorpresa fue la de la infanta Cristina y el propio Iñaki Urdangarin. En ningún momento se vio a los cuñados juntos y evitaron a toda costa que la prensa consiguiese dicha fotografía.

La joya en cuestión es una alianza de oro blanco y diamantes, valorada en 3.000 euros. Esta y el anillo de bodas han sido los únicos objetos de valor que la princesa Letizia siempre ha lucido de forma diaria desde que la crisis económica empezase a afectar a los españoles.