Logo El Confidencial
sufría una parálisis cerebral

Muere Kardam de Bulgaria seis años después de su accidente de tráfico

El príncipe de Tirnovo tenía 52 años. Según ha confirmado la propia familia, ha fallecido a las 11:30 de la mañana en el hospital de Sanchinarro de Madrid

El príncipe Kardam de Bulgaria ha fallecido este martes a las 11:30 horas en el hospital de Sanchinarro de Madrid a los 52 años de edad. Ha sido el propio Simeón de Bulgaria quien, a través de su página web, ha confirmado la fatal noticia de la muerte de su hijo. 

"Su muerte ha sido el resultado de una infección pulmonar relacionada a la parálisis que sufre desde hace años, después del grave accidente de tráfico que tuvo en 2008 y del que no pudo recuperarse", ha explicado. 

En el momento de su muerte, Kardam ha estado acompañado por sus padres, el rey Simeón y doña Margarita Gómez-Acebo; su esposa, Miriam Ungría; y sus hermanos, los príncipes Kiril y Konstantin. 

El príncipe de Tirnovo sufrió un accidente de tráfico en agosto de 2008 en El Molar, cerca de Madrid. En ese momento, Kardam iba acompañado por su mujer, Miriam Ungría. El accidente le dejó graves secuelas que le han obligado a permanecer en su hogar todos estos años.

Kardam de Bulgaria y Miriam Ungría en la boda de Don Felipe y Doña Sofía (Gtres)
Kardam de Bulgaria y Miriam Ungría en la boda de Don Felipe y Doña Sofía (Gtres)

Relación con España

La familia real búlgara tiene fuertes lazos con nuestro país. No en vano, Simeón se instaló en Madrid en 1951. Once años después, en 1962, nació en la capital de España Kardam, su primogénito con Margarita Gómez-Acebo. Tras estudiar en el Liceo Francés de Madrid, Kardam se marchó al extranjero para licenciarse en Filosofía y Economía por la Universidad de Clark, y su vida profesional la desarrolló en el mundo de las telecomunicaciones. 

El príncipe de Tirnovo se casó el 11 de julio de 1996 con Miriam Ungría en Madrid. El matrimonio tenía dos hijos, que también nacieron en Madrid, los príncipes Boris (17 años) y Beltrán (16 años).

Según ha podido saber Vanitatis, la capilla ardiente se instalará en las próximas horas en el tanatorio de San Isidro. Hasta allí se podrán acercar todos los amigos de Kardam para darle su último adiós.  De momento, su cuñada Carla Royo-Villanova ha sido la única en expresar su tristeza en público. La mujer de Konstantin de Bulgaria ha escrito un tuit en el que recuerda que ahora deben estar con su mujer y sus hijos. 

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios