El Supremo da carpetazo a la demanda de filiación de Ingrid Sartiau contra el Rey
  1. Casas Reales
la ciudadana belga no podrá recurrir

El Supremo da carpetazo a la demanda de filiación de Ingrid Sartiau contra el Rey

El Alto Tribunal archiva todas las actuaciones al respecto. La supuesta hija belga del monarca emérito se mostró confiada hace meses porque parecía que la Justicia había creído su historia

placeholder Foto: El Rey Juan Carlos e Ingrid Sartiau (Gtres/Facebook)
El Rey Juan Carlos e Ingrid Sartiau (Gtres/Facebook)

La demanda de paternidad interpuesta contra Don Juan Carlos por Ingrid Sartiau (49años)ante la Sala I del Tribunal Supremo ha sido inadmitida a trámite. De este modo, se han archivado todas las actuaciones referidas al respecto, puesto que contra este auto no cabe recurso alguno.Mayoría de siete votos contra tres han sido suficientes para no admitir la demanda de paternidad interpuesta por laciudadana belga. De este modo se archivan las actuacionesal estimar que "es lisa y llanamente falsa, frívola y torticera" al incurrir en contradicciones.

El Alto Tribunal admitió a trámite esta demanda de paternidad –el pasado 13 de enero– presentada por Sartiau por dos motivos: el primero, porque la supuesta hija del Rey emérito se concibió en 1966, nueve años antes de la proclamación del otrora monarca y, por tanto, no podía acogerse a la inviolabilidad de su cargo; el segundo, porque existía un principio de prueba exigida por la jurisprudencia del Supremo.

La Sala de lo Civil del Alto Tribunal explica que en la ley aprobada por el Gobierno el año pasado tras la abdicación de Don Juan Carlos, y por la que se estableció su aforamiento ante el Supremo, daba por supuesto la subsistencia de la inviolabilidad del Rey abdicado por todos los actos realizados “durante el tiempo en que ostentare la Jefatura del Estado, cualquiera que fuera su naturaleza”.

Sartiau,quehace unos mesesdijo estar “muy contenta” porque habían creído su historia,siempre se mostró “muy confiada” en poder demostrar que el anterior soberanoes su padre.Ahora, tanto ella como Albert Solà han visto cómo ninguna de sus demandas han sido aceptadas. Durante todo este tiempo, laactividad en las redes sociales de esta ciudadana belga durante todos estos mesesse ha visto empañada tras esta decisión. Entonces, Ingrid se dedicó a compartir imágenes junto aDon Juan Carlosen plataformas como Facebook con la intención de que los usuarios de esta red pudieran ver su supuesto parecido físico. Atrás quedan también aquellas reflexiones que lanzaba en su perfil personal: “Papá, ¿por qué es tan difícil todo? Solo quiero que estemos juntos”, aseguraba.

Rey Don Juan Carlos Ingrid Sartiau
El redactor recomienda