20 años de la entrevista de Lady Di que revolucionó Gran Bretaña
  1. Casas Reales
diana habló por primera vez para la bbc

20 años de la entrevista de Lady Di que revolucionó Gran Bretaña

La madre de Guillermo de Inglaterra, con su habitual mirada triste, se confesaba en televisión sin pedir permiso a los Windsor, que esperaban la entrevista emitida en el programa 'Panorama' entre la indiferencia y la disimulada expectación

Foto: Diana de Gales, en una imagen de archivo (Gtres)
Diana de Gales, en una imagen de archivo (Gtres)

En noviembre de 1995, los británicos se quedaron pegados al televisor como pocas veces lo habían hecho. Ya era vox pópuli que la malograda princesa de Gales había sufrido lo suyo en su matrimonio con Carlos de Inglaterra, roto para siempre en 1992. Tres años más tarde, la madre de Guillermo de Inglaterra, con su habitual mirada triste, se confesaba en televisión sin pedir permiso a los Windsor, que esperaban la entrevista emitida en el programa 'Panorama' entre la indiferencia y la disimulada expectación. Muchas de las declaraciones que Diana hizo en aquel espacio fueron incendiarias. "Me gustaría ser una reina en el corazón del pueblo, pero no me veo como reina. Hay mucha gente en el 'establishment' que no quiere que lo sea", alegó ante el presentador nada más comenzar la ronda de preguntas. Pocas veces un miembro de una familia real había usado la televisión para expresar lo que sentía abiertamente y despejar las dudas sobre su persona.

Diana no se ahorró opiniones ni siquiera sobre su amante, James Hewitt. "Le adoraba. Estaba enamorada de él pero me dejó hundir", aseguró sin tapujos sobre el profesor de equitación de sus hijos. "Quizá fuera yo la primera persona de esa familia que tenía una depresión; la primera persona que lloraba abiertamente... y ellos estaban un poco asustados porque no lo habían visto antes y no sabían qué hacer", dijo acerca de su relación con la familia real británica, una vez que estos descubrieron que había sufrido una depresión postparto.

Sin embargo, las declaraciones que más revolucionaron al pueblo británico fueron aquellas en las que habló de Carlos de Inglaterra y consideró que no lo veía preparado para ser rey y que lo suyo había sido una "relación de tres", una referencia clara a Camila Parker Bowles. El resultado de tan duras palabras fue inmediato: la audiencia se disparó gracias a unos 20 millones de telespectadores que no perdieron detalle de las declaraciones que hizo la llamada 'princesa del pueblo'.

Esa noche, la Diana quebradiza habló claro: la infelicidad de su matrimonio, la infidelidad suya y de su marido... Pocos fueron los temas que quedaron en el tintero. La impactante entrevista coincidió con una noche en la que los Windsor tenían compromisos oficiales. El único que no tenía quehaceres ese día era Carlos, que nunca desveló si vio la demoledora entrevista de la madre de sus hijos, que moriría dos años más tarde, en agosto de 1997, convirtiéndose definitivamente en una leyenda y en una mártir de la prensa rosa y de la monarquía. Dos imágenes esas que se fueron matizando con el tiempo, pero que no le han robado el poder icónico de aquellos que solo se van físicamente.

Descarga la app de 'Vanitatis' en tu móvil o tablet y no te perderás nunca la actualidad del corazón en España.

Diana de Gales Casa de Windsor
El redactor recomienda