Ernesto de Hannover se siente 'traicionado' por su hijo y por Carolina de Mónaco
  1. Casas Reales
guerra en la casa de welf

Ernesto de Hannover se siente 'traicionado' por su hijo y por Carolina de Mónaco

El príncipe alemán cree que le han hecho una jugarreta para dejarle de lado en la fundación que presidía y favorecer a su hijo, el príncipe Ernesto Augusto Jr.

Foto: Ernesto de Hannover en una imagen de archivo (Gtres)
Ernesto de Hannover en una imagen de archivo (Gtres)

Guerra en la casa de Welf con Ernesto de Hannover como protagonista. El todavía marido de Carolina de Mónaco cree que se le ha hecho una jugarreta para dejarle de lado y a la vez favorecer a su hijo, el príncipe Ernesto Augusto Jr., quien este mismo año contraerá matrimonio con la diseñadora rusa Ekaterina Malysheva. Así lo cuenta la revista alemana 'Bunte' en su edición de esta semana: “Un lunes de mayo de 2012, dos señores con traje sentados en un despacho toman por unanimidad una decisión: Ernesto de Hannover es descartado como presidente de la fundación Herzog von Cumberland y a partir de ahora su hijo, Ernesto Augusto Jr., formará parte del nuevo consejo”.

Cuatro años después, esta escena vuelve a la actualidad después de que el citado magacín haya descubierto que Ernesto ha acudido a la justicia para recuperar la presidencia de la fundación que lideró durante años. El príncipe se siente muy traicionado, tanto por los miembros de la fundación como por su familia y cree que la princesa Carolina podría haber estado involucrada en esta decisión, aunque no tiene pruebas para demostrarlo. Fueron el príncipe Michael de Lietchenstein y Ernesto Blochinger, miembros del consejo directivo de la fundación, los que prescindieron de Ernesto, después de darse cuenta de que pasaba un poco del trabajo y que solo se dedicaba a disfrutar de carísimas vacaciones junto a Simona, una joven rumana con la que salió durante años.

A pesar de que sus vidas se separaron en 2009, Ernesto y Carolina decidieron no firmar los papeles del divorcio. Según cuentan allegados a la pareja, fue una petición que la hija de Grace y Rainiero le hizo a su esposo, pues Carolina no quería perder la dignidad de su alteza real princesa de Hannover que en 1999 añadió a la de su alteza serenísima princesa Carolina de Mónaco. El matrimonio llegó a un trato y aunque Ernesto ha tenido varias parejas, jamás le ha pedido el divorcio a su mujer. Ahora, con este nuevo panorama las cosas podrían cambiar.

Protagonista de una nueva boda real

A sus 33 años, Ernesto Augusto Junior, el primogénito del polémico príncipe alemán, ha decidido sentar la cabeza con una hermosa diseñadora rusa, con la que sale desde hace cerca de cinco años. Su relación ya está asentada, dado que llevan más de seis años compartiendo el mismo techo en una lujosa residencia de Londres, donde ambos están trabajando. Ella está gozando de una creciente popularidad como diseñadora, mientras que su futuro esposo gestiona el castillo familiar que el próximo verano se vestirá de gala para acoger su enlace. Ahora, la joven ascenderá en la escala social para obtener el título de princesa de Hannover y duquesa de Brunswick-Lüneburg, con lo que entrará además a formar parte de una de las familias de la realeza con más historia de Europa.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de nuestros famosos. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Carolina de Mónaco Ernesto de Hannover
El redactor recomienda