El vestido de 2.000 euros que comparten Magdalena de Suecia y Mette-Marit de Noruega. Noticias de Casas Reales
coincidencias reales

El vestido de 2.000 euros que 'comparten' Magdalena de Suecia y Mette-Marit de Noruega

Dada la pasión de las damas reales por Erdem, no es de extrañar que en más de una ocasión se hayan decantado por la misma prenda, y esto es lo que ha sucedido

Foto: Magdalena y Mette-Marit con el vestido de Erdem. (Cordon Press)
Magdalena y Mette-Marit con el vestido de Erdem. (Cordon Press)

Erdem se ha convertido en una de las firmas favoritas de las royals europeas. Esta marca, creada y dirigida por el diseñador Erdem Moralioglu, de origen canadiense y turco pero criado y educado en Reino Unido, ha conseguido con sus creaciones coloridas y florales hacerse un hueco en los armarios de la duquesa de Cambridge, Meghan Markle, Mary y Marie de Dinamarca, Victoria, Sofía y Magdalena de Suecia y la princesa Mette-Marit de Noruega.

Dada la pasión de las damas reales por esta firma, no es de extrañar que en más de una ocasión se hayan decantado por la misma prenda, y esto es lo que ha sucedido con la heredera noruega y la benjamina de los reyes suecos, que han aparecido luciendo el mismo vestido. Se trata de un diseño floral en tonos verdes y rosas, con mangas farola decoradas con un lazo negro, escote en V a la espalda y falda de vuelo. Su precio original es de 1.650 euros, aunque ahora puede adquirirse por tan solo 247 euros en algunas webs.

El vestido por detrás.
El vestido por detrás.

La primera en lucirlo fue Mette-Marit. La princesa lo estrenó en junio de 2017 durante su recorrido en el tren de la lectura, en una parada que hizo en una iglesia. Entonces lo combinó con unos salones nude de Christian Louboutin. Tan solo unos meses después, en septiembre, Magdalena apareció en el 'Te Deum' ofrecido en honor al nacimiento de su sobrino Gabriel, hijo de Carlos Felipe y Sofía, con el mismo vestido. Se acababa de conocer que la princesa estaba esperando su tercer hijo y el estilo holgado del vestido era ideal. Completó su look con salones negros y cartera de mano de Bottega Veneta.

Ahora Mette-Marit ha recuperado el vestido para una de sus primeras apariciones del año. Ha sido en la conferencia 'El valor del trabajo' celebrada este martes en Oslo. La heredera apareció con el diseño, aunque esta vez ha cambiado los salones nude de Louboutin por otros de Prada y le ha dado un toque chic con la elección de joyas: unos pendientes de topacios y cuarzo rosa.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios