Logo El Confidencial
FAMILIA REAL BRITÁNICA

Kate Middleton se coge por primera vez la baja de maternidad completa

La duquesa de Cambridge se tomará seis meses para cuidar de sus hijos, lo mismo que una ciudadana británica 'normal'. La primera vez que fue madre solo se cogió cinco semanas

Foto: Los duques de Cambridge, el día que presentaron al pequeño Louis. (Getty)
Los duques de Cambridge, el día que presentaron al pequeño Louis. (Getty)

Kate Middleton fue madre del pequeño príncipe Louis el pasado 23 de abril. Desde que salió del hospital con su hijo en brazos, solo se la ha visto en dos ocasiones. Una, en la boda de Meghan Markle y el príncipe Harry. Otra, el pasado fin de semana, jugando con sus hijos George y Charlotte en las carreras de caballos de Norfolk. Salvo en su vida privada, la siguiente vez que la veamos será en el bautizo de Louis, del que aún no se conocen los detalles, y quizá en junio en alguno de los actos en honor a la reina Isabel. Poco más. Middleton no piensa volver a la vida pública hasta el mes de octubre, por lo menos.

De hecho, algunos medios británicos, como el 'Independent', informan de que la duquesa estaría valorando cogerse más tiempo. En el Reino Unido es obligatorio cogerse al menos dos semanas después del nacimiento. Luego se abre un periodo de 26 semanas de baja ordinaria de maternidad, extensible a otras 26 optativas.

Hay varios factores que han llevado a la duquesa de Cambridge a tomar esta decisión. En primer lugar, Kate cree que volvió demasiado pronto a trabajar después de dar a luz a su primer hijo, el príncipe George. La duquesa dio a luz el 22 de julio de 2013 y el 20 de agosto ya estaba trabajando, solo cinco semanas después. Con Charlotte se lo tomó con más calma. La pequeña nació el 2 de mayo de 2015 y aunque la duquesa tuvo un acto esporádico en julio, no regresó a la agenda pública hasta el 17 de septiembre de ese año, poco más de cuatro meses después.

Además, la presión mediática sobre los Cambridge ha disminuido considerablemente gracias a la aparición en escena de Meghan Markle. Los flamantes duques de Sussex son ahora el nuevo reclamo de la monarquía británica.

Entre Amner Hall y Kensington

La duquesa de Cambridge pasará estos meses entre las casas de Amner Hall, en Norfolk (donde se la ve comprando de vez en cuando en el Waitrose) y el palacio de Kensington. Según la prensa británica, está disfrutando de sus hijos como no había podido hacerlo hasta ahora, siempre con la ayuda de su conocida nanny española, la palentina María Teresa Turrión Borrallo. A esa ayuda se refirió varias veces en el inspirador discurso que se hizo viral sobre la maternidad que realizó hace un año en el Colegio de Obstetras y Ginecólogos de Reino Unido.

Middleton habló de su experiencia personal como madre (que calificó de “gratificante y maravillosa”) pero no dejó de reconocer que “a veces ha sido un desafío enorme, incluso para mí, que tengo ayuda en casa que la mayoría de las madres no tienen”). La duquesa subrayó que “nada puede prepararte de verdad para la abrumadora experiencia de lo que supone convertirte en madre. Está llena de emociones complejas de alegría, cansancio, amor y preocupación, todas mezcladas”. El nacimiento de tu hijo, además, supone que “tu identidad fundamental cambia de la noche a la mañana”. Y encima, como ya sabemos, los niños no vienen con manual de instrucciones, algo que, según Middleton, “te tienes que inventar y hacerlo lo mejor que puedas para cuidar de tu familia. Esto a veces puede llevar a una falta de confianza”.

Para Midddleton, “es justo hablar de la maternidad como algo maravilloso, pero también debemos hablar del estrés. Está bien que no nos parezca un reto fácil y pedir ayuda no debería ser visto como un signo de debilidad”. ¿Hay algo más feminista que esto?

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios