Logo El Confidencial
familia real británica

Si te sorprendió que Leonor y Sofía sepan chino, vas a flipar con George y Charlotte

Los duques de Cambridge están muy atentos de los modales de sus pequeños. Especialmente Kate, que según informan está siendo su 'profesora' particular en casa

Foto: Charlotte y George juntos en un evento. (Getty)
Charlotte y George juntos en un evento. (Getty)

La infancia nos marca a todos. Se trata de una etapa en la que la absorción de modales y costumbres decide nuestra futura educación. Eso lo saben todo los padres, incluidos los reales, que se esfuerzan para darles a sus hijos la mejor educación. ¿Quién no recuerda aquella información que corrió por todos los medios acerca de que Leonor y Sofía estudiaban chino? Un notica que, por cierto, nunca se llegó a confirmar.

Ahora son los duques de Cambridge los que están en el foco por la educación de sus vástagos. Y es que Kate Middleton y el príncipe Guillermo están enseñándoles protocolo y etiqueta al príncipe George (5) y a la princesa Charlotte (3) en sus ratos libres. Así, se aseguran de que los pequeños no cometan ningún patinazo protocolario ante una cámara.

[LEER MÁS: La metedura de pata (laqueada) del príncipe Guillermo ante el primer ministro japonés]

Según ha informado la periodista Myka Meier, encargada de dar clases de etiqueta social y de negocios en la academia Beaumont Etiquette, los duques se han tomado muy en serio este apartado educativo. De hecho, según Meier, es Middleton la ocupada de ser su ‘profesora particular’ en casa a la hora de aprender modales. En la entrevista que ofrece Meier a la revista ‘Cosmopolitan’, asegura que los pequeños aprendieron a dar la mano correctamente y hacer una reverencia acorde al contexto con tan solo dos años.

Kate regañando a Charlotte en público. (Getty)
Kate regañando a Charlotte en público. (Getty)

El entrenamiento de George dista mucho del que tienen el resto de sus compañeros en la exclusiva escuela británica Thomas’s Battersea. Él se prepara a conciencia para representar a la Corona británica, la cual se distingue por ser una de las más rigurosas y vetustas de Europa. Además, en el pequeño recae el peso de ser el príncipe sucesor, tarea que lo aislaría de una normalidad extraescolar a una corta edad. Aunque por ahora nos regala grandes momentos de naturalidad y simpatía.

El príncipe en uno de sus momentos más naturales. (Getty)
El príncipe en uno de sus momentos más naturales. (Getty)

Su madre, su mejor maestra

George y Charlotte se encuentran recibiendo un entrenamiento 'informal' dirigido por su madre, quien ha vivido en su etapa adulta el aprendizaje de todos estos ademanes. Principalmente los disponen para que sepan enfrentarse a un encuentro con un invitado importante en palacio o a una aparición ante los medios, que examinan cada movimiento de los pequeños.

[LEER MÁS: El príncipe George vuelve al cole y estas son las asignaturas del futuro rey de Inglaterra]

Aunque estos ya se hayan acostumbrado a una exposición mediática gracias a que los duques han contado con ellos en viajes oficiales a países como Alemania o Polonia. Además, en su currículum social también se incluye que ambos hayan hecho de pajes en más de una boda, asunto que les ha quitado el ‘miedo escénico’.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios