Logo El Confidencial
cenas, bailes que la extasiaban y adoración por su sobrino

Las cartas privadas de la princesa Margarita que revelan su lado más desconocido

Salen a la luz diez cartas escritas por una joven princesa Margarita de 19 años que muestran cómo era verdaderamente en la intimida, la hermana de Isabel II

Foto: La princesa Margarita en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Margarita en una imagen de archivo. (Getty)
Autor
Tiempo de lectura3 min

Entre 1949 y 1950, la princesa Margarita, hermana de la reina Isabel II, escribió una serie de cartas a su amiga Sharman Douglas, hija del entonces embajador de Estados Unidos en Londres. Diez de estas cartas han salido ahora a la luz y han dejado ver el lado más desconocido de la tía de Carlos de Inglaterra.

[LEA MÁS: La leyenda negra de la princesa Margarita: ¿qué hay de cierto?]

La serie de diez cartas será subastada por Ewbanks, en Londres, y se estima que cada una de las notas manuscritas, que incluye el sobre con instrucciones para que fuesen entregadas "a mano", podría alcanzar una cifra entre los 150 y los 250 euros.

 La princesa Margarita y  su hermana Isabel II, en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Margarita y su hermana Isabel II, en una imagen de archivo. (Getty)

Su adoración por su entonces pequeño sobrino, su cercanía y gran amistad con su amiga Sharman y su gusto por las fiestas, cenas y eventos sociales a los que acudían juntas, quedan patentes en sus palabras. "Muchas gracias por la agradable velada del miércoles. Me encantó cada minuto", escribe en una de estas cartas personales.

[LEA MÁS: Discusiones y problemas presupuestarios: la rebeldía de la princesa Margarita]

En otro momento, la princesa Margarita califica a su sobrino de "celestial" y se muestra entusiasmada con la idea de que su amiga le conozca: "En ese último momento fugaz en el 400 (el 400 Club en Leicester, uno de los favoritos de la hermana de la reina) dijiste que te gustaría venir a ver a mi sobrino celestial". "No sé muy bien cuándo dejas de trabajar, pero si quieres pasar a las 5.30 h el miércoles o el jueves de la próxima semana, lo que más te convenga. Me encantaría mostrártelo".

La princesa Margarita con el pequeño príncipe Carlos en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Margarita con el pequeño príncipe Carlos en una imagen de archivo. (Getty)

Un tema recurrente en sus palabras es, como hemos mostrado anteriormente, el agradecimiento constante por ser invitada a cenas y fiestas. Así, en una de las cartas, fechada el 12 de julio de 1949, comenta lo siguiente: "Mil gracias por el magnífico baile de anoche. Fue un éxito y no te imaginas cómo disfrutaron todos".

La princesa Margarita comenta a su amiga lo mucho que se divirtió: "Me sentí tan extasiada con el Can Can que casi no podía respirar. El público fue excelente y nunca me había divertido tanto".

 La princesa Margarita, Isabel II y su madre en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Margarita, Isabel II y su madre en una imagen de archivo. (Getty)

También menciona la emoción horas antes del evento: "Mamá entró en mi habitación y yo estaba tan entusiasmada que quise vestirme para ella".
Otro dato curioso que revela la princesa Margarita, es que en una de estas fiestas pudo beber de más de la cuenta y hacer cosas de las que luego pareció arrepentirse. Así, en una carta fechada el 27 de junio de 1949, escribe: "¡Me levanté esta mañana y pensé con horror cómo ayer podía haber sido lo suficientemente valiente como para haber cantado frente a todas esas personas tan profesionales!". "Con un ligero estremecimiento he recordado cómo canté cada canción y me he puesto cada vez más nerviosa a medida que mis recuerdos de la noche se hacían más claros".

La princesa Margarita en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Margarita en una imagen de archivo. (Getty)

Chris Ewbank Auctioneer, socio mayor de Ewbanks, ha declarado, para hacer ver la valía de las notas manuscritas y de su contenido, que: "El tono y el contenido de las cartas capturan no solo la vitalidad y el atractivo de la joven princesa en la cúspide de la edad adulta, sino también la atmósfera de los tiempos".

Ha añadido que "son como una cápsula del tiempo que nos devuelve a ese momento".

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios