Logo El Confidencial
MUY UNIDOS

Zara Phillips, aliada del príncipe Guillermo, también salpicada por la infidelidad

Los duques de Cambridge han reaparecido este fin de semana acompañados por la prima del príncipe, con quien mantienen una excelente relación

Foto: Zara Phillips, en una imagen de archivo. (Getty)
Zara Phillips, en una imagen de archivo. (Getty)

Las fotografías de este fin de semana de los duques de Cambridge con Zara Phillips, prima del príncipe Guillermo, no habrían tenido una gran relevancia informativa de haberse producido en otro contexto. Sin embargo, el hijo mayor del príncipe Carlos y su mujer están en un momento delicado a nivel mediático.

Aunque el equipo legal del príncipe ya ha advertido a los medios de comunicación británicos que podrían tomar acciones legales a los medios que sigan incidiendo en el rumor de que Guillermo habría sido infiel a su mujer, los de otros países a los que los tentáculos de la Justicia británica no alcanza siguen incidiendo en un asunto que incomoda seriamente a la pareja.

[LEE MÁS: Guillermo y Kate, la sombra de la infidelidad (y la contundente respuesta del príncipe)]

Zara Phillips ya sabe lo que es lidiar con este tipo de cuestiones, pero en su caso, más allá de las habladurías, tenemos que ceñirnos a unos hechos concretos que pudieron echar al traste su relación con el jugador de rugby Mike Tindall, con quien parece haber formado una familia de lo más feliz.

Mike Tindall y Zara Phillips en una foto de archivo. (Getty)
Mike Tindall y Zara Phillips en una foto de archivo. (Getty)

Antes de que Zara tuviera que lidiar con la 'infidelidad', su madre, la princesa Ana, estando casada con Mark Phillips, fue objeto de numerosos rumores en la década de los 80. En esa época, se la relacionó con Peter Cross, un guardaespaldas que fue despedido por su 'familiaridad' con la princesa. Sin embargo, apagar este fuego mediático no impidió que pronto surgiera otro...

La princesa Ana de Inglaterra. (EFE)
La princesa Ana de Inglaterra. (EFE)

La hija de la reina Isabel II fue objeto del robo de unas cartas muy comprometidas con el comandante Timothy Laurence, caballerizo de la soberana británica, lo que derivó en su separación matrimonial un año y medio más tarde, en marzo de 1991. En ese contexto surgió también otra noticia bomba, que eclipsó a la suya: Heather Tonkin, una profesora de Nueva Zelanda, desveló que tenía una hija, Felicity, con Mark Phillips, algo cuya veracidad demostró la pertinente prueba de ADN.

Una relación tormentosa

Zara vivió en sus propias carnes el drama de la infidelidad, primero en su tempestuosa relación con el jinete Richard Johnson, con quien convivió casi medio año y con quien rompió en 2003 porque, al parecer, engañó a la nieta de la reina Isabel II. Aún así, siguen manteniendo una relación cordial en la actualidad, como ha quedado de manifiesto en las ocasiones en las que se han encontrado en público.

Después llegaría a su vida Mike Tindall, a quien conoció en Australia en 2003 y con quien se casó ocho años más tarde. Su mayor crisis se produjo cuando aparecieron unas imágenes del deportista muy cariñoso con una mujer rubia en una discoteca de Nueva Zelanda un mes y medio después de su boda.

[LEE MÁS: El marido de Zara Phillips desvela la dura lucha de su padre contra el párkinson]

Ante las evidencias publicadas en esas fechas, Mike Tindall admitió no haber dicho toda la verdad y la pareja decidió pasar página. Una decisión que, a tenor de los acontecimientos, demostró ser acertada, porque parecen encontrarse en un momento personal excelente. Aún así, el deportista, como reconoció la semana en un programa de televisión, está muy preocupado por la salud de su padre, que lleva años lidiando con un párkinson cuyos síntomas se han agravado en los últimos tiempos.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios