Logo El Confidencial
LA REINA ELEGANTE

La resurrección de Máxima: un look clásico y otro arriesgado para recuperar su esencia

La reina de Holanda ha vuelto a ser lo que era, luciendo dos estilismos de diez que nos han hecho olvidar sus últimos deslices estilísticos

Foto: La reina Máxima, este miércoles en Betuwe. (Getty)
La reina Máxima, este miércoles en Betuwe. (Getty)

Parece que por fin hemos vuelto a ver a la Máxima de siempre. No es que la reina de Holanda hubiera cambiado en los últimos tiempos, pero es verdad que sus últimos estilismos nos habían llamado poderosamente la atención. Y no precisamente para bien. Conocida como una de las reinas más elegantes de la actualidad, con atuendos siempre impecables hasta en el mínimo detalle, parecía que había perdido su esencia. Los diferentes outfits que llevó durante su viaje a Alemania con el rey Guillermo no nos pasaron desapercibidos. Siempre había una prenda o complemento con el que la argentina echaba a perder el look.

Una tendencia a la baja que remataba este martes, durante su visita a una residencia de ancianos. Ni el conjunto en verde de Natan, con una tela tipo tornasolado, ni un indescriptible sombrero pasaban el examen. Y cuando ya le dábamos vueltas a lo que le estaría pasando por la cabeza o si había dado vacaciones a su estilista, Máxima ha resurgido como el ave fénix. Este miércoles visitaba junto al rey Guillermo la región de Betuwe y no podemos poner ni un pero a su estilismo, ya que compensaba con creces su último look. Máxima apostó por una falda lápiz en color ocre y blusa blanca, de la firma Natan. Y los altísimos stilettos, guantes, pendientes colgantes y pamela de rafia, todos en color vino, hicieron el resto. Así sí.

Máxima y Guillermo de Holanda visitando este miércoles la región de Betuwe. (Getty)
Máxima y Guillermo de Holanda visitando este miércoles la región de Betuwe. (Getty)

Y la resurrección de Máxima de Holanda tenía su espaldarazo definitivo el mismo miércoles por la noche, cuando, también junto al rey Guillermo, inauguraba la 72ª edición del Festival de Artes Escénicas de Holanda. Apostó todo al dorado, estrenando un top de la firma Claes Iversen, también una de sus favoritas. Un top al que, por cierto, no le faltaba de nada: escote asimétrico, con una sola manga y un volante en el hombro izquierdo, que salía de una oquedad a la altura del pecho. Una combinación difícil que solo una reina tan arriesgada como ella puede lucir sin pudor.

No volveremos a ver a Máxima hasta el próximo 4 de junio. Después, tendrá una semana de descanso hasta el día 12, cuando comienza el viaje de Estado a Irlanda que realizará junto a Guillermo, por invitación del presidente, Michael D. Higgins. Tiempo de sobra para preparar a conciencia la maleta, con diferentes outfits y despliegue de complementos que le hagan volver ser la reina elegante a la que estamos acostumbrados.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios