Logo El Confidencial
FAMILIA REAL NORUEGA

Deslucida cena de gala en Noruega: la baja de Sonia y Mette-Marit y sin rastro de Marta Luisa

Mientras que la reina Sonia y la princesa Mette-Marit no asistieron por problemas de salud, la princesa Marta Luisa no dio señales de vida

Foto: La reina Sonia y su nuera, Mette-Marit. (Reuters)
La reina Sonia y su nuera, Mette-Marit. (Reuters)

Mientras en Irlanda la reina Máxima deslumbraba con un vestido de Jan Taminiau y unas impresionantes esmeraladas en el banquete de Estado ofrecido por el presidente Higgins en el Palacio Presidencial de Dublín, a más de 2.000 kilómetros de allí, en el Palacio Real de Oslo se llevaba a cabo otra cena de gala, aunque mucho más deslucida que la irlandesa. ¿El motivo? No acudieron a ella ni la reina Sonia ni la princesa Mette-Marit, así que no pudimos disfrutar ni de grandes vestidos ni de magníficas joyas.

Este miércoles por la mañana dio comienzo el viaje de Estado del presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, y su esposa, Kim Jung-sook, a Noruega. Como es habitual, se celebró una ceremonia de bienvenida en la que ya intuimos que sería una visita poco lucida. Y es que tan solo el rey Harald, el príncipe Haakon y la princesa Astrid -hermana del monarca- fueron los encargados de ejercer de anfitriones. Ni rastro de la reina ni de la princesa heredera.

Cena de gala en el Palacio de Oslo. (Kongehuset)
Cena de gala en el Palacio de Oslo. (Kongehuset)

Lo mismo sucedió en la cena de gala. De nuevo, la familia real estuvo representada por el rey, el heredero y Astrid. Ya unos días antes de la visita, la Casa Real noruega mandó un comunicado en el que explicaban que la reina Sonia sufre una infección en el pie derecho que la tendrá en cama por unas semanas, así que le sería imposible cumplir con los actos de su agenda.

Por su parte, ya sabemos que Mette-Marit sufre fibrosis pulmonar crónica y que va a los actos cuando se encuentra bien. Tal como refirió ella misma, acudirá a los eventos si se siente con fuerza para hacerlo y parece que este martes no estaba muy bien, ya que causó baja, dejando a su marido solo. Una imagen, la de Haakon solo, a la que nos vamos acostumbrando poco a poco.

Teniendo en cuenta las ausencias de su madre y su cuñada, la princesa Marta Luisa podría haberse dejado caer en la cena para ejercer de anfitriona con los coreanos. Pero nada más lejos de la realidad. La hermana de Haakon está viviendo su romance con Durek Verret, el chamán que la ha conquistado y que le está trayendo más de un dolor de cabeza. Y es que ya se está pidiendo que Marta Luisa renuncie a su título si quiere seguir con Verret y hacer negocio con sus conferencias 'sanadoras'.

Sin duda, la Casa Real noruega no está viviendo su mejor momento.

Marta Luisa y Durek Verret. (EFE)
Marta Luisa y Durek Verret. (EFE)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios