Logo El Confidencial
X PREMIOS PRINCESA DE GIRONA

La reina Letizia brilla en Barcelona: bromas, risas, besos y uno de sus libros favoritos

La consorte habla de 'La utilidad de lo inútil', de Nuccio Ordine, con uno de los ponentes. Los Reyes participan en equipos contrincantes en un proyecto de defensa del medio ambiente

Foto: La Reina, en uno de los talleres de los Premios Princesa de Girona. (CP)
La Reina, en uno de los talleres de los Premios Princesa de Girona. (CP)

“Ha sido un placer, me ha preguntado por todo y hasta hemos hablado de un libro, uno de sus favoritos”. Cuenta a Vanitatis Javier Cañada, ponente en uno de los talleres a los que ha asistido la reina Letizia este martes en los X Premios Princesa de Girona. La esposa del rey Felipe VI ha participado con un interés genuino, acompañada en todo momento por la infanta Sofía, mientras el rey Felipe VI y la princesa Leonor participaban en otros ‘workshops’. Más encorsetados, claro, por su papel de Rey y heredera, aunque al final la Princesa reía a carcajadas también. Mientras, la Reina departía con todos, daba dos besos aquí y allá, gesticulaba enérgica, tocaba y arrancaba risotadas con sus bromas.

LEA MÁS: Los Reyes y sus hijas, nueva jornada en Barcelona

La segunda jornada de los X Premios Princesa de Girona discurrió en diferentes espacios, donde expertos en todos los niveles de conocimiento impartían charlas interactivas. El Rey y la Princesa han estado presentes en la cita estrella, la de Xavier Verdaguer, exitoso emprendedor con empresas en Silicon Valley y en Barcelona. Se esperaba la llegada de la Reina y su hija menor, pero ambas se han quedado ensimismadas en el talle del citado Cañada: ‘Diseñando para la evocación y la emoción’.

La reina Letizia y la infanta Sofía, en un taller en los X Premios Princesa de Girona.    (EFE)
La reina Letizia y la infanta Sofía, en un taller en los X Premios Princesa de Girona. (EFE)

“A la Reina le ha interesado mucho el trabajo de las emociones y los recuerdos -dice Cañada a Vanitatis- y ha hablado mucho de cómo se podría aplicar en las nuevas tecnologías”. En este contexto, la esposa de Felipe VI ha citado el libro de Nuccio Ordine, ‘La utilidad de lo inútil’ (Acantilado, 2013), uno de sus favoritos.

Cartones y globos

Cañada, por tanto, estaba encantado. Una vez terminada la intervención de este pionero en el diseño de productos digitales, la Reina y la Infanta se han dirigido al taller en el que se las esperaba desde hacía rato. Allí, entre cajas de cartón y globos numerados, formaron equipos en un proyecto destinado a buscar ideas que defienden el medio ambiente.

Verdaguer, ducho en esto de hablar en público ante personajes de renombre, puso al equipo 19, del Rey y la Princesa, contra el equipo 20, el de la Reina y la Infanta. Felipe VI, divertido, miraba con gestos desafiantes a su mujer, quien le contestó alzando un micro en la mano a modo de arma. El ambiente fue tan distendido que cuando la Reina escogió ser la portavoz de su grupo, presentó a sus compañeros por sus nombres y se presentó también a sí misma. “Soy Letizia”, dijo entre risas y ante la mirada divertida de su hija menor.

La princesa Leonor ríe divertida en un taller en los X Premios Princesa de Girona.  (EFE)
La princesa Leonor ríe divertida en un taller en los X Premios Princesa de Girona. (EFE)

El proyecto presentado por la princesa Leonor y su padre proponía generar energía limpia en un colegio con el uso de una bicicleta en un aula. Arrancó aplausos, pero no tantos como el de la Reina y la Infanta, que propusieron que se etiquete el plástico de los supermercados como se etiquetan los paquetes de tabaco, con imágenes de sus efectos en la naturaleza. Triunfaron.

"Estaba en su salsa"

Con un proyecto ganador y una actitud muy positiva, la Reina se fue de Barcelona feliz y encantada. Nos lo cuenta un amigo, periodista y miembro del grupo de doña Letizia. “Hace dos años, en el mismo acto, había más políticos, en esos ambientes está menos cómoda. Hoy estaba feliz porque estaba en su salsa, con gente normal, aprendiendo, en un ambiente de conocimiento”.

“He querido poner en el centro de mis reflexiones la idea de utilidad de aquellos saberes cuyo valor esencial es del todo ajeno a cualquier finalidad utilitarista”, escribe Ordine en su libro, ensayo en el que desprecia, también, “el mortífero canto de sirenas que nos impele a perseguir el beneficio”. La Reina no buscaba nada el martes en Barcelona más que el aprendizaje propio y el de sus hijas. Rodeada de gente joven, reunida allí por su talento, gente llena de energía y ganas, doña Letizia logró ser una más.

Casas Reales
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios