Beatriz de York y la nueva complicación tras la polémica entrevista del príncipe Andrés
  1. Casas Reales
BODA REAL

Beatriz de York y la nueva complicación tras la polémica entrevista del príncipe Andrés

Las tibias respuestas que dio el hijo de la reina Isabel sobre su amistad con Jeffrey Epstein tienen muy encendidos los ánimos de los británicos, por lo que podría no acompañar a su hija al altar

placeholder Foto: La princesa Beatriz, en una imagen de archivo. (Getty)
La princesa Beatriz, en una imagen de archivo. (Getty)

Una polémica y esperada entrevista, unas tímidas respuestas y unas reacciones que no se han hecho esperar. El príncipe Andrés se sentaba el pasado sábado ante la periodista Emily Waitlis para, en teoría, contestar a todas las preguntas que le formulase sobre su relación con Jeffrey Epstein y su supuesta implicación en la trama de tráfico sexual de menores encabezada por el empresario norteamericano. Un tema que, según el hijo de Isabel II, ha sido una ''llaga constante en su familia desde hace años".

Durante la entrevista, el príncipe Andrés afirmó que no recordaba haber conocido a Virginia Roberts, quien asegura haber mantenido relaciones sexuales con él cuando era aún menor de edad. Un desmentido que hace a pesar de que existe una fotografía de ambos, sonrientes y en la que el hijo de Isabel II abraza a la joven por la cintura. En sus palabras, solo se mostraba tajante a la hora de expresar su arrepentimiento por haber mantenido la amistad con Epstein después de que el empresario pasara por prisión durante 18 meses en 2008.

placeholder El duque de York, en una imagen de archivo. (Getty)
El duque de York, en una imagen de archivo. (Getty)

La tibieza en las respuestas del príncipe Andrés y su aparente falta de remordimiento han sido muy criticadas en Reino Unido. Con una notable excepción: Sarah Ferguson, su exmujer, no ha dudado en mostrarle su apoyo público en redes sociales: "Es muy raro encontrar personas que puedan hablar desde el corazón con honestidad y pura verdad, que permanezcan firmes en sus creencias. Andrés es un verdadero caballero y firme, no solo en su deber sino también en su amabilidad y bondad de ver siempre lo mejor de las personas. Apoyo profundamente y estoy orgulloso de este gigante de principios, que se atreve a poner su hombro al viento y se mantiene firme con su sentido del honor y la verdad".

Ver esta publicación en Instagram

It is so rare to meet people that are able to speak from their hearts with honesty and pure real truth, that remain steadfast and strong to their beliefs. Andrew is a true and real gentleman and is stoically steadfast to not only his duty but also his kindness and goodness of always seeing the best in people. I am deeply supportive and proud of this giant of a principled man, that dares to put his shoulder to the wind and stands firm with his sense of honour and truth. For so many years he has gone about his duties for Great Britain and The Monarch. It is time for Andrew to stand firm now, and that he has, and I am with him every step of the way and that is my honour. We have always walked tall and strong, he for me and me for him. We are the best examples of joint parenting, with both our girls and I go back to my three C’s .. Communicate Compromise Compassion @hrhthedukeofyork

Una publicación compartida de Sarah Ferguson (@sarahferguson15) el

Pero en todo esto hay una posible damnificada, la princesa Beatriz, la hija mayor del duque de York, quien tiene previsto casarse en la primavera de 2020 con el empresario italiano Edoardo Mapelli. Aunque no es el más valorado de la familia real, se daba por hecho que sería el príncipe Andrés quien acompañase a su hija hasta el altar, tal como hizo en la boda de la princesa Eugenia, en octubre del año pasado. Pero, tras la entrevista, muchos se preguntan si es lo más adecuado que tenga tanto protagonismo en un enlace que va a congregar al núcleo duro de los Windsor, por lo que va a ser uno de los más mediáticos del año.

Los últimos datos que se han desvelado sobre la boda es que será de perfil bajo: no se televisará, no se sufragará con dinero público y no será en ninguna de las propiedades de la familia. De hecho, se apunta a que será en el jardín de la casa donde vive el príncipe Andrés, algo con lo que ya se había especulado antes de la emisión de la entrevista y que podría ser la solución para que el hijo de la reina Isabel no se convierta en el protagonista negativo del esperado día.

placeholder La princesa Beatriz, con sus padres durante la boda de la princesa Eugenia. (Getty)
La princesa Beatriz, con sus padres durante la boda de la princesa Eugenia. (Getty)

Príncipe Andrés Beatriz de York Sarah Ferguson
El redactor recomienda