Palacio Real de Dresde: robo de joyas de película y un valor incalculable
  1. Casas Reales
SIGUE LA INVESTIGACIÓN

Palacio Real de Dresde: robo de joyas de película y un valor incalculable

Dos ladrones entraron por una ventana al museo en el que se muestra la colección de la monarquía sajona

Foto: El Palacio Real de Dresde. (EFE)
El Palacio Real de Dresde. (EFE)

Podría dar para el argumento de cualquiera de las películas de la saga de 'Ocean's Twelve', pero estamos hablando de un caso real que mantiene en vilo a las autoridades de Dresde, que tienen como reto recuperar las joyas de la monarquía sajona que han sustraído dos ladrones del Palacio Real.

Las joyas son de un valor incalculable, como reconocieron en una rueda de prensa los responsables de la Colección Estatal de Arte de Dresde, un impresionante complejo que engloba once museos y una biblioteca, y además tienen un difícil encaje en el mercado, porque están inventariadas y son fácilmente reconocibles, lo que augura un mal futuro, si no consiguen recuperarlas a tiempo, pues la salida que tienen los delincuentes es tallarlas para venderlas.

"No podemos darles un valor exacto, porque es imposible venderlas. El valor del material no refleja su significado histórico", ha manifestado Marion Ackermann, directora de la mencionada institución.

Angela Merkel, ante las joyas robadas en la Bóveda Verde. (EFE)
Angela Merkel, ante las joyas robadas en la Bóveda Verde. (EFE)

Lo recogido por las cámaras del museo es tan simple como dos ladrones que rompen una ventana, se introducen en el museo y quitan el cristal que las protegía en una vitrina. Antes de ese momento se había producido un incendio cerca del museo (más que probablemente provocado), por lo que no había electricidad, lo que, sin duda, facilitó la labor de los delincuentes, que escaparon antes de las cinco de la mañana del lunes, poco antes de que llegara la policía. El único rastro que han dejado es un coche quemado que se encontró en la ciudad alemana, en el que previsiblemente habrían escapado.

El botín no puede ser más jugoso, ya que estamos hablando de una colección de joyas del siglo XVIII, divididas en tres juegos con 37 piezas cada uno. Todo un catálogo de piedras preciosas que atesoró en el siglo XVIII Augusto II el Fuerte, conocido también como Federico-Augusto, príncipe de Dresde y rey de Polonia.

Los apartamentos reales del palacio. (EFE)
Los apartamentos reales del palacio. (EFE)

Como decimos, las joyas estaban situadas en la denominada Bóveda Verde, la cámara del tesoro del Palacio Real, y algunos la consideran la colección de joyas reales más valiosa de Europa. Siempre custodiada bajo fuertes medidas de seguridad, son escasas las ocasiones en las que la joyas han salido de palacio, la última de ellas para una exposición en el Palacio de Versales, en Francia, hace trece años.

Voltaire ya mostró su admiración por esta colección, que consideraba la más refinada del viejo continente, eso sí, por detrás de la de Luis XIV.

Palacio