Logo El Confidencial
TRABAJO DE CAMPO

Máxima y Victoria, las dos royals que siguen trabajando a pesar del coronavirus

La reina de los Países Bajos y la heredera sueca han querido salir de sus despachos para poner su granito de arena en la crisis provocada por el Covid-19

Foto: La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)
La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)

La mayor parte del trabajo de las royals europeas durante estas semanas se está llevando a cabo desde el interior de sus casas o palacios, a través de videoconferencias, conversaciones telefónicas o diferentes tareas de despacho. Especial precaución está tomando la princesa de Noruega, Mette-Marit, al encontrarse en grupo de riesgo por sus problemas de salud. Y la reina Letizia también ha seguido una estricta cuarentena por su encuentro con la ministra Irene Montero, que daba positivo por coronavirus.

Pero hay dos excepciones. Y es que parece que Máxima de Holanda y Victoria de Suecia estaban deseando salir de los confinamientos -impuestos en unos países, recomendados en otros- y realizar una labor algo más cercana a lo que está pasando estos días en toda Europa, aunque, lógicamente, sus citas no son tan frecuentes como hace unas semanas, en las que la normalidad reinaba junto a ellas y el Covid-19 era solamente el nombre de un virus lejano. Y si este martes veíamos cómo la reina de los Países Bajos era la que visitaba un centro de voluntarios de la Cruz Roja, ahora es la princesa sueca la que se ha unido a un grupo de trabajo para aportar su granito de arena ante el coronavirus.

La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)
La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)


Así, la hija de los reyes Carlos Gustavo y Silvia se ha unido a los voluntarios de un centro benéfico de Estocolmo, que habitualmente prepara y reparte cajas de comida a familias en situación de vulnerabilidad. El Covid-19 ha provocado que muchos de los trabajadores voluntarios de esta organización, la mayoría personas mayores, estén en grupos de riesgo y permanezcan confinados, por lo que el personal disponible ha mermado mucho en los últimos días. Por eso, Victoria de Suecia no ha dudado en aportar la ayuda necesaria en las tareas que realiza habitualmente este centro.

"Me siento como tantos otros en la sociedad, siento que quiero hacer algo y me siento bien de estar aquí hoy con vosotros. Es importante que nosotros, que tenemos esta oportunidad, tratemos de contribuir y ayudar como podamos", ha escrito la heredera sueca en el Instagram de la Casa Real, donde la vemos empaquetando las cajas de comida para los más necesitados. Es una imagen muy poco habitual en una princesa heredera, ya que no dudó en ponerse el delantal para meterse en faena, además de unos guantes protectores, obligarios para manipular alimentos y especialmente ahora, como medida de prevención de contagio del coronavirus, responsable de que el ritmo de trabajo de las casas reales europeas haya dado un giro de 180 grados.

La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)
La princesa Victoria, ayudando en un centro benéfico. (Anna Z Ek / Estocolmo City Mision)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios