El último revés del emir de Dubái (en el que Haya de Jordania ha tenido mucho que ver)
  1. Casas Reales
CONTRATIEMPOS INMOBILIARIOS

El último revés del emir de Dubái (en el que Haya de Jordania ha tenido mucho que ver)

El jeque quería ampliar su propiedad de las Highlands escocesas, pero parece que después del proceso judicial y la demoledora sentencia, no es muy bien recibido en la zona

Foto: El último revés del emir de Dubái (en el que Haya de Jordania ha tenido mucho que ver)
El último revés del emir de Dubái (en el que Haya de Jordania ha tenido mucho que ver)

Ni el poder ni los muchísimos millones que tiene en sus cuentas corrientes el jeque Mohamed bin Rashid Al Maktum le han servido para llevar a cabo sus últimas pretensiones inmobiliarias. El exmarido de Haya de Jordania ha visto cómo los planes que tenía para ampliar la extensa propiedad que tiene en las Highlands escocesas se han venido abajo. Y la polémica protagonizada en los últimos meses con la hermana del rey Abdalá en los tribunales ha podido tener mucho que ver en la oposición que se ha encontrado para llevarlos a cabo.

El emir de Dubái posee una enorme casa en la zona costera de Wester Ross. Una casa que compraba hace 20 años por dos millones de libras, con la intención de que fuera su residencia de verano para poder huir del calor de Oriente Medio. Desde entonces, la ha ido ampliando poco a poco para poder albergar a toda su familia, compuesta por cinco esposas -antes seis, ya no podemos contar a la princesa Haya entre ellas-, 23 hijos y varios nietos. Por eso, a las 14 habitaciones con las que ya contaba la casa original, hay que añadirle las 16 que tiene el pabellón de invitados que se construyó a pocos metros de la residencia original. En total, 30 habitaciones que le parecían pocas.

Mohamed bin Rashid Al Maktoum (en el centro), en una imagen de archivo. (Reuters)
Mohamed bin Rashid Al Maktoum (en el centro), en una imagen de archivo. (Reuters)

Y es que el jeque lleva desde marzo del año pasado solicitando la autorización para construir otra ampliación. Un objetivo que no ha encontrado más que negativas desde un principio. Primero, por los posibles daños que el trasiego del enorme séquito de Mohamed bin Rashid Al Maktum podría causar al camino que une la finca con la carretera principal y el pueblo. Una excusa que fue rápidamente rebatida por el jeque, alegando que los traslados hasta sus propiedad se hacen en helicóptero, gracias a los helipuertos que están construidos dentro de los terrenos, de más de 250 kilómetros cuadrados. Y segundo, se encontró con la oposición de los lugareños, que no querían que otra construcción estropeara el idílico paisaje de este rincón de las Highlands.

Además de estas dos explicaciones, según algunos medios británicos, también la fama negativa que se ha ganado el emir tras la huida de la princesa Haya y el posterior proceso judicial ha hecho que no sea demasiado bien recibido en la zona, a pesar de que su presencia genera cada daño una buena inyección económica.

La princesa Haya, saliendo del alto tribunal de Londres junto a su abogada. (EFE)
La princesa Haya, saliendo del alto tribunal de Londres junto a su abogada. (EFE)

Pero la última palabra la tenían las autoridades locales, que se pronunciaban este martes tirando por tierra las pretensiones inmobiliarias del jeque. El comité de aplicaciones de planificación del norte del Consejo Highland finalmente se pronunciaba en contra del proyecto, a pesar de que había sido recomendado para su aprobación, con 9 votos negativos frente a los 5 positivos de sus miembros. Una decisión que, según la presidenta del comité, Maxine Smith, se ha debido a que se estaba proponiendo "una mansión que no podría haberse imaginado originalmente para esa tierra" y para la que no se ha tenido en cuenta ni su poder ni su fortuna, que no son precisamente pequeños.

El emir de Dubái, en una imagen de archivo. (Getty)
El emir de Dubái, en una imagen de archivo. (Getty)
Haya de Jordania