Kensington: el apartamento que Meghan y Harry rechazaron lleva un año vacío
  1. Casas Reales
SIN INQUILINOS

Kensington: el apartamento que Meghan y Harry rechazaron lleva un año vacío

Tiene 21 habitaciones y les convertía en vecinos de Guillermo y Kate, pero quedó muy claro después de la boda que no era el lugar donde querían vivir

Foto: Meghan y Harry, en los jardines de Kensington. (EFE)
Meghan y Harry, en los jardines de Kensington. (EFE)

Uno de los primeros síntomas de que 'los Fabulosos Cuatro' era más bien una expresión acuñada por la prensa inglesa para designar a Guillermo y Harry y sus respectivas parejas y no una realidad fue que los Sussex no consideraran el apartamento de 21 habitaciones adyacente a la residencia de los Cambridge para vivir.

Hasta hace un año ha tenido a los mismos inquilinos, los duques de Gloucester, que se instalaron allí en 1972 y se mudaron en septiembre del año pasado a unas dependencias menores, Old Stables, dentro del perímetro de Kensington y más acordes a sus necesidades actuales.

Inicialmente se pensó que Meghan y Harry se instalarían allí, porque esta propiedad se comunica directamente con la que ocupan Guillermo y Kate por una puerta, pero estas suposiciones se basaban en la premisa de que al haber estado siempre tan unidos los hermanos querrían seguir estándolo incluso físicamente, pero pronto se desechó esa idea.

Vista general de Frogmore Cottage, antes de colocarse las nuevas cercas. (Getty)
Vista general de Frogmore Cottage, antes de colocarse las nuevas cercas. (Getty)

Recordemos que los duques de Sussex se instalaron inicialmente en el complejo de Kensington, en Nottingham Cottage, pero en noviembre de 2018 se mudaron a Frogmore Cottage, en Windsor, lo que escenificaba la ruptura de facto con los Cambridge, aunque se hizo todo lo posible para hacerlo pasar por una necesidad de independencia. La reina Isabel II les cedió esta vivienda a 209 kilómetros, que fue sometida a profundas remodelaciones. Contaron para esa nueva vida que parecían emprender con unas dependencias dotadas de diez habitaciones, guardería para Archie (y los hijos que pudieran llegar más adelante), spa, gimansio e incluso una sala para yoga.

La princesa de Ana, los duques de Gloucester y Lord Vestey. (Getty)
La princesa de Ana, los duques de Gloucester y Lord Vestey. (Getty)

Nada hacía presagiar que tantos preparativos pensados para el medio y largo plazo iban a saltar por los aires cuando decidieron apartarse de la familia real y emigrar a Estados Unidos. Establecidos primero en la casa de Los Ángeles del magnate Tyler Perry, uno de los productores y directores de cine más poderosos en términos económicos de Estados Unidos, finalmente se han comprado una casa en Santa Bárbara, a la que se mudaron el pasado mes de julio. Cumplían así el que dicen era un sueño de Lady Di, establecerse allí con sus dos hijos para apartarse de la presión mediática.

Como todo es posible en una vida con tantos giros de guion como la de Meghan y Harry, el apartamento 1 de Kensington Palace sigue sin inquilinos... Y ellos ya han devuelto los 2,7 millones de euros que había costado la reforma de Frogmore Cottage, así que no es imposible (aunque poco probable) que en un futuro ocupen el lugar de los duques de Gloucester.

​Sus anteriores inquilinos

Si echamos la vista atrás, fue el príncipe Augusto Federico, duque de Sussex, el primero en utilizar esta residencia, que se conocida como apartamento 1 desde 1985. El sexto hijo del rey Jorge III y la reina Carlota ocupó esta propiedad después de que se la asignara su padre al separarse de su mujer. Posteriormente, se casó con Lady Cecilia Underwood, que recibiría el título de duquesa de Inverness y, pese a enviudar, estuvo viviendo allí hasta su muerte en 1873, como recuerda 'Royal Central'. También residió la princesa Louise, duquesa de Argyll, sexta hija de la reina Victoria y el príncipe Alberto.

La princesa Louise se estableció poco después de la muerte de la duquesa de Inverness, con su marido, Lord Lorne, aunque en 1878 se marcharon porque el primer ministro británico, Benjamin Disraeli, le requirió para que fuera gobernador general de Canadá, donde se establecieron en Rideau Hall, en Ottawa. Regresaron en 1883 cuando acabó su mandato y ella diseñó en su estudio la famosa escultura de la reina Victoria que se puede disfrutar en los jardines de palacio (han vuelto a ser noticia estas últimas semanas porque el 1 de julio de 2021 se inaugurará la esperada estatua en homenaje a Lady Di). La princesa enviudó en 1914 y ella siguió viviendo allí hasta 1939 cuando murió a los 91 años.

[LEE MÁS: Lo que significa la estatua de Lady Di que van a inaugurar en Kensington]

El apartamento estuvo vacío hasta 1955 y fue durante ese intervalo cuando se acometieron reformas para dividirlo en dos partes y es el denominado apartamento 1A el que ocupan los duques de Cambridge con sus hijos.

Kate Middleton y el príncipe Guillermo viven en el apartamento 1A. (Getty)
Kate Middleton y el príncipe Guillermo viven en el apartamento 1A. (Getty)

Fue en 1955 cuando tuvo una nueva inquilina, la princesa Marina, duquesa de Kent, quien era la viuda del príncipe George, duque de Kent, cuarto hijo de Jorge V y la reina Mary, que había fallecido en un accidente aéreo en la Segunda Guerra Mundial, apenas mes y medio después del nacimiento de su hijo, el príncipe Michael, en 1942. En 1968 diagnosticaron a la princesa un tumor cerebral y murió pocas semanas más tarde en sus dependencias de Kensington.

El apartamento 1 permaneció vacío hasta 1972, cuando se instalaron los duques de Gloucester, a los que se unió en 1995 la madre del duque, la princesa Alice, que abandonó la casa que había compartido con su marido por problemas económicos y permaneció en Kensington hasta su muerte en 2004.

Duques de Cambridge Meghan Markle Príncipe Harry Kate Middleton Príncipe Jorge de Inglaterra Príncipe George Príncipe Guillermo
El redactor recomienda