El duque de Edimburgo, Silvia de Suecia, Harald... Los 'enfermos' de la monarquía
  1. Casas Reales
LOS ROYALS TAMBIÉN SUFREN

El duque de Edimburgo, Silvia de Suecia, Harald... Los 'enfermos' de la monarquía

Tras el ingreso del príncipe Felipe ya son tres los royals europeos que no pueden hacer vida normal por diferentes enfermedades o dolencias

placeholder Foto: El duque de Edimburgo, en una imagen de archivo. (EFE)
El duque de Edimburgo, en una imagen de archivo. (EFE)

Dos consortes y un rey en 'fuera de juego'. Es el resumen que se puede hacer de esta semana, en la que la actualidad royal ha venido marcada por las diferentes dolencias y problemas de salud que han presentado el duque de Edimburgo, Silvia de Suecia o Harald de Noruega. Una lista de 'enfermos' de la monarquía en la que estuvimos a punto de incluir al rey Juan Carlos, tras unas informaciones que aseguraban que estaba grave. Algo que se apresuraba a desmentir él mismo, facilitando algunas imágenes que mostraban su buen aspecto. Pero sus 'primos' de Suecia, Reino Unido y Suecia no han tenido tanta suerte.

El primero que tuvo que sentarse en el banquillo fue el rey Harald, que tenía que abandonar temporalmente sus funciones institucionales a finales de enero por una lesión en un tendón, por la que tuvo que ser operado. La intervención salió bien y, tras ella, tocaba fisioterapia y rehabilitación, a las que se está sometiendo en Kongsseteren, una de las propiedades privadas de la familia real noruega. Pero aunque se esperaba que se incorporara a su puesto solo unos días después de pasar por quirófano, no ha sido así. Este pasado lunes, la Casa Real anunciaba que su baja se extendería mínimo hasta el 14 de marzo. Mientras, es Haakon el que ha asumido todas las funciones de la regencia.

placeholder El rey Harald, en el discurso de Año Nuevo. (Reuters)
El rey Harald, en el discurso de Año Nuevo. (Reuters)

Ese mismo lunes, también conocíamos las noticias sobre la reina Silvia de Suecia. La consorte de Carlos Gustavo se caía en el palacio de Drottningholm, donde vive, con el resultado de una muñeca fracturada, que le trataban en el hospital Danderyd. En su caso, no requirió ni intervención ni ingreso y solo unas horas después estaba de nuevo en casa. Fieles a su política de transparencia, la portavoz de la Casa Real, Margareta Thorgren, confirmó a los medios que se encontraba con la muñeca vendada, pero que la reina Silvia estaba bien, "dentro de las circunstancias. Además, también aclaró que sus tres hijos habían sido informados del incidente, incluso la princesa Magdalena, que había sido contactada en medio de la noche para contarle lo ocurrido. De momento, la agenda de la reina permanece en blanco hasta el próximo jueves, cuando mantendrá una reunión digital con el rey y los príncipes herederos.

placeholder La reina Silvia y el rey Carlos Gustavo, en una imagen de archivo. (Reuters)
La reina Silvia y el rey Carlos Gustavo, en una imagen de archivo. (Reuters)

Y en último en sumarse a la lista de 'bajas', aunque en su caso está retirado del trabajo institucional, ha sido el duque de Edimburgo, marido de la reina Isabel II. El Palacio de Buckingham anunciaba el miércoles que había sido ingresado en el hospital Edward VII la noche anterior, señalando que se trataba de una medida preventiva por recomendación de su médico, después de que el príncipe Felipe se sintiera indispuesto. Y aunque en el mismo comunicado se señalaba que estaría unos días en observación, las palabras daban a entender que no había motivo de alarma, al igual que en los casos de Silvia y Harald.

Duque de Edimburgo Harald de Noruega Silvia de Suecia
El redactor recomienda