La primera victoria para Meghan: Piers Morgan deja su programa de televisión
  1. Casas Reales
Polémico periodista

La primera victoria para Meghan: Piers Morgan deja su programa de televisión

Tras la entrevista de Meghan y Harry con Oprah, el periodista británico, y sus controvertidas afirmaciones sobre la duquesa de Sussex, abandona 'Good Morning Britain'

Foto: Piers Morgan, en una imagen de archivo. (EFE)
Piers Morgan, en una imagen de archivo. (EFE)

Piers Morgan, quien siempre ha sido uno de los mayores detractores de Meghan Markle y quien, pese a los conflictos en los que se ha visto involucrado en su ya extensa carrera, ha gozado de una gran popularidad, parece haber vivido sus horas más bkas tras las controvertidas afirmaciones que hizo a propósito de la polémica entrevista de los duques de Sussex con Oprah Winfrey. Tras esto, decidió abandonar su programa 'Good Morning Britain', tras un enorme rifirrafe, en las redes sociales y en su propio espacio, con el hombre del tiempo, Alex Beresford, que le llevó a salir con cajas destempladas del plató mientras su compañero hacía una durísima crítica a su actitud mostrada contra la actriz estadounidense.

¿Era esto una crónica de una muerte anunciada? Si se nos permite el símil con la novela de Gabriel García Márquez, sí debemos decir que esta no era la primera vez que su continuidad en el espacio era cuestionada. Recordemos que su propio programa hacía una encuesta en octubre de 2019 en Twitter preguntando si deberían despedirle y hasta un 60% de tuiteros consideraban que sí deberían echarle.

El mismo periodista decía en su programa: "Good Morning Britain volverá mañana, yo no. Os veré en un par de semanas. Adiós". A lo que la copresentadora, Susanna Reid, dijo con humor: "La petición ha funcionado". Por supuesto que regresó y por todo lo alto, y hasta el momento nada hacía pensar que su trabajo podría estar en el aire.

Piers Morgan manifestaba entonces que toda esa polémica iba a conseguirle un aumento de sueldo. Unas declaraciones que llegaban después de que surgiera una campaña en la mencionada red social para que la cadena ITV prescindiera de sus servicios por afirmaciones sobre la comunidad LGTBI que muchos consideraban discriminatorias e incluso denigrantes. Porque no es Meghan el único frente que ha tenido abierto todos estos años.

Son muchas las afirmaciones controvertidas que el periodista de años ha proferido en los últimos años contra la mujer del príncipe Harry, pero en marzo de 2019 parecía traspasar cierta línea roja al manifestar que la que fuera protagonista de la serie 'Suits' es "una pragmática trepadora social". Afirmaciones que servían para dar argumentos al nieto de la reina Isabel II, que, como es sabido, demandó a varios medios británicos y denunció una campaña sistemática contra su mujer. Piers Morgan, sin duda, contribuyó a ello. Esa es la conclusión que sacaba en su alegato a favor de Meghan su compañero Alex Beresford, quien echaba por tierra el argumento de que los Sussex no estaban teniendo consideración con Isabel II y su marido, al asegurar que el príncipe Andrés les había hecho mucho más daño.

Foto: Meghan y Harry, durante la entrevista. (Reuters)

Su salida se precipitó después de este momento y ha sido la cadena ITV, la misma que batió todos los récords de audiencia, con 11,3 millones de espectadores, al emitir la entrevista, la que dio un escueto comunicado en el que asegura que tras mantener unas conversaciones con Piers Morgan, fue él mismo quien decidió que había llegado el momento de dejar 'Good Morning Britain'.

El origen de sus diferencias

Su animadversión hunde sus raíces en la época en la que Meghan era una actriz emergente y, por los argumentos que esgrime, se podría interpretar incluso como una 'vendetta'. Según él mismo ha relatado (y su compañero Beresford se lo recordaba en estos días), su relación viene de atrás, de antes de que los ahora duques de Sussex se enamoraran. "Llegué a conocerla muy bien durante dos años. Nos mandábamos muchos mensajes y correos electrónicos. Una noche en Londres nos tomamos un par de cervezas. Más tarde, en el taxi, me dijo: 'Me lo he pasado muy bien'. Y en ese mismo taxi se fue a una fiesta a la que acudió el príncipe Harry y al día siguiente tuvieron una cita. Nunca volví a saber nada de ella. Nunca", manifestaba en un programa de la televisión australiana.

En el mencionado programa, Piers Morgan no dejó pasar la ocasión de darle un consejo al nieto de la reina Isabel II: "Le deseo buena suerte a Harry. Espero que sepa lo que está haciendo. Si todo sale mal, no me vengas llorando. No digas que no te avisé".

placeholder Meghan y Harry. (Reuters)
Meghan y Harry. (Reuters)

En España, como es lógico, Piers Morgan es un gran desconocido, porque sus trabajos no han tenido aquí ninguna repercusión, pero tanto en el Reino Unido como en Estados Unidos es una figura muy notoria. Su trayectoria, siempre ascendente, ha estado jalonada por algunos escándalos y por una clara vocación, al igual que lo que achaca a Meghan, de llegar lo más lejos posible. Y no le ha ido nada mal...

Su carrera comenzó en algunos de los tabloides (término que se utiliza en el Reino Unido para hacer alusión a la prensa sensacionalista) más importantes del país y con solo 29 años, en 2004, alcanzó el puesto de director de 'The Sun', medio propiedad del magnate de las comunicaciones Rupert Murdoch. Este nombramiento le convertía en su país en la persona más joven en conseguir un logro de estas características en más de cincuenta años.

Su trayectoria televisiva

Posteriormente llegaría su gran oportunidad mediática al ocupar el lugar que dejó el emblemático Larry King en CNN, con un programa que llevaba su propio nombre, 'Piers Morgan Live', lo que nos da una medida de su nivel de influencia. Otros hitos de su currículum son haber sido jurado de 'America's Got Talent' y su edición británica y ganar la séptima temporada de 'Celebrity Apprentice', el reality show del ahora expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, que estuvo al frente de este formato entre los años 2008 y 2015. Su reencuentro público se produciría en marzo de 2016, cuando le entrevistó en el programa 'Good Morning Britain', unos meses antes de que el millonario empresario derrotara en los comicios estadounidenses a Hillary Clinton.

Puesto en entredicho en diversas ocasiones por sus prácticas periodísticas, está divorciado de Marion Shalloe, madre de sus tres primeros hijos, desde 2008, tras diecisiete años de matrimonio. En junio de 2010 se casó de nuevo con la periodista Celia Walden, hija del exministro conservador George Walden. La pareja tiene una hija.

Meghan Markle
El redactor recomienda