Charlène de Mónaco vuelve a las andadas: nueva ausencia, nuevas dudas
  1. Casas Reales
LA PRINCESA DESAPARECIDA

Charlène de Mónaco vuelve a las andadas: nueva ausencia, nuevas dudas

El príncipe Alberto disfrutó este domingo de un partido de rugby con sus hijos, pero su esposa prefirió quedarse en casa, resucitando antiguos recelos

Foto: Charlène de Mónaco, en una imagen de archivo. (EFE)
Charlène de Mónaco, en una imagen de archivo. (EFE)

Jornada familiar para el príncipe Alberto este domingo en Mónaco. Coincidiendo con el Día del Padre, se llevó a sus hijos Jacques y Gabriella a ver un partido de rugby. Así que allí vimos a los tres, en el palco del estadio, disfrutando del encuentro y animando al equipo, que se jugaba la clasificación para los Juegos Olímpicos de Tokio. Cómo no, los mellizos se convirtieron en los protagonistas del partido con sus juegos, ánimos y saludos desde las gradas. Y con ellos, un orgulloso Alberto de Mónaco, que no perdió la oportunidad de fotografiarlos con su teléfono móvil en todo momento, especialmente cuando se acercó a saludar a la familia la mascota del equipo. Pero en esta imagen familiar faltaba la princesa Charlène. Una nueva ausencia que ha despertado antiguos recelos, ya que parece que la sudafricana ha vuelto a las andadas.

Son varios ya los actos celebrados en las últimas semanas a los que Jacques y Gabriella han acudido con su padre, pero sin su madre. Su ausencia en las primeras se explicó por sus problemas de salud. El Principado informó de que había adquirido una infección otorrinolaringológica en Sudáfrica, durante un viaje de cooperación para participar en una campaña para ayudar a la conservación de los rinocerontes. La dolencia hizo que no pudiera asistir al Gran Premio de Fórmula 1 a principios de mayo, una de sus citas favoritas. El mismo motivo que se entendió para su ausencia en la cita que Alberto y sus hijos tuvieron en el Museo Oceanográfico, unas semanas después, y en la celebración del Corpus, en la que volvimos a ver a los tres.

placeholder El príncipe Alberto y sus hijos, en un partido de rugby. (Getty)
El príncipe Alberto y sus hijos, en un partido de rugby. (Getty)

La sorpresa llegaba cuando, un día después de esta cita, la propia Charlène compartía una fotografía de una celebración familiar, del cumpleaños de su sobrina Aiva, la hija de su hermano Sean. Una reaparición -aunque fuera por las redes- que indicaba que la princesa había podido volver de Sudáfrica y, por tanto, que estaba recuperada de su infección, puesto que de lo contrario no hubiera podido viajar en avión. Todo apuntaba entonces a que su ausencia de las dos últimas citas había sido por decisión propia y no por problemas de salud. Exactamente lo mismo que con el partido de rugby celebrado este domingo, al que Charlène prefirió no ir, a pesar de que es gran aficionada a este deporte.

placeholder Jacques y Gabriella, en el Museo Oceanográfico con el príncipe Alberto. (Principado de Mónaco)
Jacques y Gabriella, en el Museo Oceanográfico con el príncipe Alberto. (Principado de Mónaco)

La cuestión es que su ausencia ha vuelto a resucitar viejos recelos de aquellos que la criticaban y acusaban de que no disimulaba su incomodidad en actos públicos, en los que apenas se molestaba en sonreír. Ella misma era consciente de que no era la simpatía personificada y se vio obligada a explicar, a través de una entrevista, que le era muy difícil poner buena cara cuando su padre había sufrido graves problemas de salud y había perdido dos amigos en apenas dos semanas. Ahora bien, esa Charlène triste y seria parecía completamente olvidada, puesto que tras el confinamiento reaparecía como si fuera otra persona, con un cambio de actitud en positivo del que se escribió mucho.

La duda es ahora a qué se ha debido la ausencia de Charlène en estas últimas citas, ya que desde el Principado no se ha dado ninguna explicación oficial. Y no faltan aquellos que sospechan que la esposa de Alberto de Mónaco ha vuelto a las andadas con su poca afición por ir a actos públicos y apuntan que deberíamos ir acostumbrándonos a ver a sus hijos mucho más a menudo que a ella.

Alberto de Mónaco Princesa Charlene de Mónaco
El redactor recomienda