La herencia envenenada de Bernard Tapie, expresidente del Olympique de Marsella
  1. Celebrities
DÍAS DE LUTO

La herencia envenenada de Bernard Tapie, expresidente del Olympique de Marsella

Este 3 de octubre fallecía el que fuera presidente del Olympique de Marsella, cuya fortuna está lastrada por sus grandes acreedores

Foto: Bernard Tapie, en una imagen de 2018. (Reuters)
Bernard Tapie, en una imagen de 2018. (Reuters)

Se ha ido una de las grandes figuras del mundo empresarial francés, cuya imagen trascendió fronteras. Y ahora quedan pendientes muchos flecos respecto a su fortuna y a sus herederos. Bernard Tapie es, en el momento de escribir estas líneas, el protagonista de las principales cabeceras digitales de la crónica social y también de las páginas económicas de un país que le vio llegar a la cima y también caer.

Bernard fallleció en su mansión de la rue des Saint-Pères de París, que había comprado en 1986, pero que, según desvela 'Liberation', no era de su propiedad desde hace unos meses, pues se la había comprado François Pinault, la sexta fortuna francesa, propietario de La Redoute, la Fnac, los emblemáticos almacenes Primptemps y de la sociedad Kering, que controla las firmas de moda Yves Saint Laurent y Gucci. Para más señas, marido de la actriz y productora mexicana Salma Hayek. Una venta, por cierto, que se cerró por 80 millones de euros que inmediatamente fueron a parar a las arcas de los liquidadores judiciales de las sociedad del propio Tapie.

La gran paradoja es que al empresario se le atribuían activos por un valor de 300 millones de euros, pero sus acreedores, entre ellos el ex Crédit Lyonnais, le reclaman 400 millones. Por este motivo, el Tribunal de Comercio en mayo de 2020 ordenó la liquidación inmediata de dos de sus principales empresas, Groupe Bernard Tapie (GBT) y Financière et immobilière Bernard Tapie (FIBT), según subraya el rotativo francés, que recuerda que esta decisión había sido impugnada y se está a la espera de que el tribunal de apelación se pronuncie el próximo mes de diciembre.

placeholder Bernard Tapie, en 1996 en uno de sus múltiples juicios. (Reuters)
Bernard Tapie, en 1996 en uno de sus múltiples juicios. (Reuters)

Respecto a sus propiedades inmobiliarias debemos destacar una villa en Saint-Tropez, que está valorada entre 50 y 70 millones de euros, y una casa en Combs-la-Ville (Seine-et-Marne), que algunos cifran en 10 millones. Asimismo, hay que tener en cuenta su participación en el grupo de prensa Marsella Provence, que podría alcanzar los 50 millones de euros.

De su catálogo de propiedades se ha caído el yate Reborn, que vendió en 2014 por 44 milllones de euros, y su jet privado, que también fue vendido para intentar bajar la factura mensual de mantenimiento de su patrimonio, según fuentes familiares. Su mujer, Dominique Tapie, a través de la empresa Dolol, es dueña de una mansión en Neuilly-sur-Seine (Hauts-de-Seine), que fue adquirida por más de 15 millones de euros.

Bernard Tapie no quería deshacerse de sus propiedades y por eso elaboró una estrategia que propuso a sus acreedores, pero estos no la aceptaron. Ahora la cuestión más importante es determinar si su viuda y sus cuatro hijos aceptarán o no la sucesión, pues aceptar su herencia conlleva graves riesgos económicos, en el caso de que se confirmara la liquidación judicial de los bienes.

placeholder Bernard Tapie, en una campaña electoral en 1994. (Reuters)
Bernard Tapie, en una campaña electoral en 1994. (Reuters)

Otra opción es que sus descendientes opten por aceptar la herencia "en beneficio de inventario", lo que les permitiría ganar tiempo para evaluar las consecuencias de un acuerdo o una denegación. En principio se cree que sería Laurent Tapie, uno de los hijos del empresario, quien se hiciera cargo de las cuestiones legales de su padre, algo que ya lleva un tiempo haciendo.

En Francia tienen todavía muy presente los problemas que ha acarreado la herencia del mítico cantante Johnny Hallyday, fallecido en 2017, y Tapia tenía muy claro que quería que sus hijos salieran beneficiados del reparto de su herencia por igual: "Amo tanto a mis hijos que no podría desheredarlos, si eso fuera posible en Francia", manifestó en una entrevista con 'Le Point' en 2018.

placeholder El empresario, en una comparecencia televisiva en 2013. (Reuters)
El empresario, en una comparecencia televisiva en 2013. (Reuters)

Bernard Tapie fallecía el domingo 3 de octubre a los 78 años, después de tres años luchando contra un cáncer, como ya hemos comentado, en su casa parisina, rodeado de sus seres queridos y de una manera apacible, según los medios locales. Una figura legendaria, pero también salpicada por numerosas polémicas e incluso sucesos. El pasado mes de abril, su mujer y él fueron agredidos y robados en su domicilio, del que se llevaron algunas joyas y relojes de alta gama. Político en ocasiones y empresario a veces oportunista, todavía resuena su escándalo por la compraventa de Adidas.

Internacional