Logo El Confidencial
MODA

Cubre zapatos de goma para protegernos de la lluvia

Si el invierno pasado las páginas de las revistas más influyentes en el  mundo de la moda nos alertaban de la vuelta de las botas de

Foto: Cubre zapatos de goma para protegernos de la lluvia
Cubre zapatos de goma para protegernos de la lluvia
Autor
Tags
    Tiempo de lectura2 min

    Si el invierno pasado las páginas de las revistas más influyentes en el  mundo de la moda nos alertaban de la vuelta de las botas de agua o goma y en versión españolizada katiustas, este año la cosa sigue, aunque eso sí, mucho más evolucionada. Y es que ya no vale con tener en el armario, al menos, un par de botas. Ahora lo aceptable es tener unos cuantos chanclos o galoshes de caucho. Se trata de una especie de zapato utilizado única y exclusivamente para cubrir nuestras preciadas botas o zapatitos y evitar que nos mojemos, facilitando así que el pie se mantenga siempre caliente y seco. Son, además, una buena opción pues se pueden llevar en el bolso y tan sólo usarse cuando el tiempo lo requiera.

     

    Pese a lo novedoso del sistema, el invento ya hace años, mejor dicho milenios que puebla la tierra. Aunque su uso se popularizó principalmente en la Edad Media, hay quienes aseguran que el emperador romano Julio César usaba un cubre-calzado similar al chanclo, si bien era de madera y se sujetaba al zapato con una correa. Pero la madera nunca ha sido un material especialmente cómodo. Motivo por el cual, el famoso creador de los neumáticos Goodyear, tras trabajar y adaptar el caucho al uso humano, fue el primero en dar a luz un par de chanclos, alejados de la vieja madera. Su éxito fue tan grande y apabullante que, tras de sí nacieron las botas de agua y otros modelos necesarios para la práctica de algunos deportes náuticos.

     

    Actualmente hay varias empresas especializadas en su comercialización, además de tiendas de caza y deportes acuáticos. Tal es el caso de Shuella. Si bien ha querido ir un paso más allá y ha diseñado unos botines que se adaptan perfectamente a los zapatos, incluso, si son tacones. Se pueden adquirir por unos 49.95 dólares. Otra experta en la materia es la europea Swims, quien ha lanzado una línea tanto para hombre y mujer en todos los colores del arco iris de muy fácil manejo. De momento el precio no es que acompañe, pero seguro que un futuro no muy lejano no será difícil hacerse con ellos en cualquier zapatería.    
    Estilo
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios