Logo El Confidencial
MODA

¿Será Michelle Obama la nueva Jackie Kennedy?

Fue en 1951 cuando se aprobó la vigésima segunda enmienda a la Constitución de los Estados Unidos, un artículo que limita la permanencia de los ocupantes

Foto: ¿Será Michelle Obama la nueva Jackie Kennedy?
¿Será Michelle Obama la nueva Jackie Kennedy?
Autor
Tags
    Tiempo de lectura3 min

    Fue en 1951 cuando se aprobó la vigésima segunda enmienda a la Constitución de los Estados Unidos, un artículo que limita la permanencia de los ocupantes de la Casa Blanca a dos mandatos. Desde entonces nadie se pasea por los pasillos del 1.600 de la avenida de Pensilvania durante más de ocho años. Un momento, ¿nadie realmente? Hay una persona que ha aguantado no cuatro ni ocho ni doce, sino dieciséis años entre aquellas paredes, pero el ‘change we need’ (‘el cambio que necesitamos’) que prometía la campaña de Obama también ha llegado en cuestiones de moda.

    El dominio de Oscar de la Renta durante las cuatro últimas legislaturas ha sido total. Las dos últimas primeras damas, Hillary Clinton y Laura Bush, eran asiduas del dominicano. Gustaba tanto a las damas de la alta sociedad de Washington que incluso en una ocasión cuatro mujeres (una de ellas la propia esposa de George W. Bush) llevaron el mismo traje, de 8.500 euros, a una cena de gala. Con Michelle Obama esto difícilmente ocurrirá.

     

    De la Renta tendrá que ponerse a la cola, como el resto. Durante toda la campaña Michelle ha conseguido marcar su propio estilo, algo que siempre le ha gustado hacer. A esta abogada de Harvard, que como recuerda la edición digital de Vogue USA tiene un sueldo anual de seis cifras, le gusta vestir bien porque “verse guapa es agradable”. Hay un gran salto desde el dominicano hasta uno de los favoritos de Obama, Thakoon, un diseñador más cercano a la vanguardia de los ‘Seis de Amberes’ (Dries van Noten, Bikembergs...) que al clasicismo del anterior gurú del estilo presidencial. El cambio generacional es claro: De la Renta nació en 1932; Thakoon, en 1974.

     

    De dominicano a cubano

     

    Michelle viste de este diseñador fetiche de estrellas como Demi Moore o Sarah Jessica Parker, pero también de María Pinto, que la ha asesorado durante la campaña, o de Narciso Rodríguez, cuyo vestido rojo y negro que mientras Barack Obama agradecía a los estadounidenses su victoria se ha convertido ya en la pieza más comentada en los blogs de moda de aquel país.

     

    Rodríguez, de origen cubano, tuvo que adaptar el escote en pico del diseño original, perteneciente a su colección para la próxima primavera/verano, para convertirlo en uno redondo a la caja. A algunos les ha parecido su elección más acertada hasta el momento, pero para otros resulta demasiado conservador. Eso, sin embargo, es buena señal: como explica el blog Mrs. O, dedicado en cuerpo y alma al estilo de la señora Obama, “la polarización es buena, porque indica que el vestido es interesante, lo que es mucho mejor que lo contrario, es decir, aburrido”.

     

    Las primeras damas se caracterizan en EE.UU. por aportar a la presidencia un toque humano. Betty Ford es ya símbolo de la lucha para superar las adicciones, Barbara Bush fue la ‘abuela’ de América, Hillary Clinton puso los pilares de su carrera política junto al despacho de su marido... pero hasta ahora nadie había tenido tanto interés por la moda desde los tiempos de Jackie Kennedy. El estilo con mayúsculas vuelve a Washington casi cinco décadas después.

    Estilo
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios