Logo El Confidencial

Cinco lugares (de lujo) donde esquiar sabe distinto

¿Qué es eso de que no te gusta el invierno o las Navidades te deprimen? Pero si esta temporada tiene muchísimas cosas buenas. Sin ir más lejos, la nieve.

Foto: Cinco lugares (de lujo) donde esquiar sabe distinto

¿Qué es eso de que no te gusta el invierno o las Navidades te deprimen? Pero si esta temporada tiene muchísimas cosas buenas, como la mejor colección de excusas para lanzarse al consumismo desenfrenado y, sobre todo, que cubre de nieve nuestro hemisferio. Así que toma buena nota de estos resortazos y estaciones de esquí que quitan el sentido y, a ti, las penas. Vamos allá.

KULM HOTEL, EN SUIZA

Mecer una copa de cognac contemplando desde el interior de este lujoso chalé la inmensidad blanca que se muestra ante él le hace sentirse a uno como un Cary Grant o una Audrey Hepburn redivivos (¡por supuesto que Ms. Hepburn tomaba cognac!). St Moriz es una de las más glamourosas mecas del esquí, y el Kulm Hotel, uno de sus chalés históricos: su historia se remonta nada más y nada menos que a 1864, cuando el entonces propietario apostó con sus clientes británicos que venían por verano que el invierno, allí, sería igualmente exquisito y disfrutable... Un 5* que está por derecho propio entre los mejores hoteles de los Alpes y donde todo es puro glamour, pero, ay, su spa y su infinity pool son un capricho de dioses.

CERVO MOUNTAIIN BOUTIQUE RESORT, EN SUIZA

En apenas cinco años, el Cervo Mountain se ha hecho con un nombre entre los esquiadores más a la última: los cinco chalés que componen este resort íntimo pueden alquilarse por separado o conjuntamente. Cada uno de ellos cuenta con entre cinco y once habitaciones y dispone de su propio spa, restaurante, bar y salón común. La decoración, muy contemporánea, a años luz de los chalés que hay al otro lado del valle: cristal, mobiliario minimalista y, de repente, la cabeza disecada de un ciervo

ISCHGL, EN AUSTRIA

El pueblecito tradicional austriaco de Ischgl es como uno se lo espera: construcciones tradicionales, mucho frío, elevado nivel de vida y -una sorpresa-, sin tráfico rodado. Es más famoso por su après-ski que otra cosa: cada temporada, alguna de las celebs que está esquiando por St Moritz o Kitzbühel -leáse Rihanna, Kylie Minogue o Robbie Williams- se deja caer por los locales de la ciudad, donde se acaba la noche: búscales en Pachá, Romantik Hütte o Niki's Stadl. 

VERBIER, EN SUIZA

En Verbier ha desembarcado esta temporada ni más ni menos que un hotel W Verbier (rue de Médran 70, ), así que al exclusivísimo destino suizo de esquí preferido del mundo -imagina cualquier estrella del show bizz, cualquier jeque o miembro de familia real o, desde luego, cualquier capitoste del Ibex 35 o el Fortune 500: conoce Verbier- ya no le falta de nada: ahí te esperan sus clubes y bares, como el Farm Club o el Le Rouge. Bueno, quizá algo sí le faltaba a Verbier: una muestra de nuestra mejor gastronomía. Y es que Sergi Arola, con sus dos estrellas Michelín, comanda en el restaurante del hotel. En resumidas cuentas, que el W Verbier es un destino en sí mismo dentro de Verbier. 

CHALET QUEZAC, EN FRANCIA

Guerlain Chicherit es uno de los deportistas más respetados de los Alpes -toda una celebridad en la práctica de freestyle-, y el chalé que acaba de abrir en Tignes (Francia) es cualquier cosa menos tradicional. Chicherit tiene un ojo especial para coleccionar arte contemporáneo, así que las esculturas y los murales decoran con rotundidad las seis habitaciones del lujoso alojamiento. Y, además, cuanta maravilla high tech se pueda uno imaginar -desde sistemas de sonido en los baños a casi infinitos monitores LED, pasando por futbolines avant-la-garde o una oficina con todo el equipamiento marca Apple que pueda hacer falta al más adicto al trabajo-, además de un guiño para frikis de la sci-f (para muy frikis, mejor dicho): la moto que Vin Diesel montaba en la olvidable y olvidada Babylon AD.

Estilo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios