Logo El Confidencial

10 errores que no debes cometer jamás en una app de ligoteo

Si no tienes muy claro cuál es el protocolo de las relaciones modernas a través de tu móvil, te hacemos un decálogo con el que no volverás a perderte

Foto: 10 errores que no debes cometer jamás en una app de ligoteo

Tinder y sus compañeras virtuales han cambiado las reglas del juego de la seducción. Solo en la primera se incorporan 4.500 nuevos usuarios al día en todo el mundo. Y todo sucede tan deprisa que el nuevo código para ligar se está creando a la velocidad del rayo. Y algunos no lo está pillando. Estos son las meteduras de pata más típicas que puedes cometer si no conoces la etiqueta de las aplicaciones. 

No pongas fotos conceptuales

Tu retrato es la primera impresión que das. Si pones a tu perro, no pensarán que eres un chico tierno, sino que eres feo. Si cuelgas un retrato de tu pie con pedicura francesa, no pensarán que eres refinada, sino un cardo borriquero. Escoge una foto en la que estés sonriente (los atormentados no se comen ni un colín) y después pásale los filtros necesarios para potenciar tus encantos. 

No des nada por hecho

Tener un match no significa que la otra persona quiera envejecer a tu lado. No hagas nunca alusión al hecho de que el otro ha mostrado interés por ti, pues tú has hecho lo mismo. Tampoco se aconseja empezar con piropos ni tomarse excesivas confianzas en los primeros contactos. Un sencillo 'hola' es un buen inicio. Después, puedes comentar lo que te ha llamado la atención de su perfil o de sus fotos. 

No expliques tu vida

Deberías hablar de lo que te gusta, pero no hace falta que relates lo que has hecho durante el día o lo que tienes pensado para mañana. Esto es muy típico cuando se busca un momento para quedar. Que no parezca que ocultas algo, pero explicar todas las actividades por mensaje es tedioso. Lo mejor es: “A mí me iría bien este día o este otro, ¿cómo lo tienes tú?”. 

No te cortes con los emoticonos

Varias encuestas demuestran que siempre son bienvenidos. Expresan sentimientos con pocas palabras, lo cual ayuda a reducir las posibilidades de meter la pata o que te malinterpreten. Y dan buen rollo. 

No seas impaciente

Nada de enviar un mensaje tras otro si no te contestan o de pedir explicaciones si no lo hacen al momento. Cada uno tiene su vida y su forma de comunicarse. Tal vez, esa tardanza es porque quiere pensar bien cómo responder. O quizás se debe a que tiene un momento de estrés. Lo mejor es no agobiar. 

 

No alargues el momento de quedar

Cuando se plantea el tema, se ha de concretar. Alargar mucho la situación de enviarse mensajes acaba por eternizar la situación. Estás hablando con alguien a quien ni siquiera has visto. Así que cuando salga el tema de quedar, intenta concretar el día. 

No hables de tus aventuras en la app

De hecho, intenta no hablar de la aplicación. Saber que has visto a otras personas del mismo modo -aunque es obvio- hace que la otra persona se sienta una más de la lista. Y tratar las razones por las que os habéis apuntado tampoco es relevante. Actúa como si os hubierais conocido en un bar. 

No mientas

La mentira tiene patas cortas y, a no ser que seas profesional de la falacia, te acabarán pillando. Los que tienen pareja deberían apuntarse a apps para infieles directamente. No inventes, tampoco, cosas para parecer más interesante, porque conseguirás justo lo contrario. 

No sigas en la app

Si la cosa está yendo hacia algún sitio, deberás desapuntarte de la app. O sincerarte y explicar que no quieres nada serio. 

Estilo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios