Logo El Confidencial
estreno este viernes

'Book Club': las razones para reivindicar el cine de 'señoras'

¿Por qué el cine para mujeres se lleva la peor parte de la crítica pero encanta al público? Estas son algunas de las razones

Foto: Las cuatro protagonistas de 'Book Club'. (Vértigo Films)
Las cuatro protagonistas de 'Book Club'. (Vértigo Films)

Dice el periodista Juan Sanguino que no hay espectador más honesto que una señora de mediana edad porque no tiene que demostrar nada a nadie. Esa máxima podría valer perfectamente para uno de los grandes estrenos de este fin de semana: 'Book Club'. La crítica ya la ha catalogado como un 'chick flick' (la definición norteamericana para esas películas dirigidas a las mujeres y confeccionadas con escuadra y cartabón para complacerlas) teniendo en cuenta su reparto estelar (Jane Fonda, Diane Keaton, Candice Bergen y Mary Steenburgen) lleno de féminas ilustres. ¿Es reduccionista esa etiqueta? Y si lo es, ¿qué problema hay en que sea un 'chick flick?

[LEER MÁS: Por qué '50 sombras de Grey' demuestra más poderío femenino que otras películas]

La historia es tan sencilla que podría escribirse en una servilleta. Un grupo de amigas entradas en años acuden a un club de lectura mensual y en sus manos cae, de repente, '50 sombras de Grey'. Las vidas de las cuatro cambiarán radicalmente gracias a las fantasías sexuales del señor Christian Grey. Por su camino se cruzan galanes de toda la vida como Don Johnson o Andy García. Muchos críticos han hablado de 'Book Club' como un “inofensivo producto de consumo” y algunas de sus críticas muestran cierta sorna (la de siempre) hacia las películas femeninas. Esa ironía se multiplica si las protagonistas son de mediana edad.

Diane Keaton, Jane Fonda, Candice Bergen y Mary Steenburgen en 'Book Club'.
Diane Keaton, Jane Fonda, Candice Bergen y Mary Steenburgen en 'Book Club'.

Pero en Hollywood no son nada tontos y sus ejecutivos saben que los repartos multiestelares femeninos están de moda. Ahí están 'Ocean's 8' o la serie 'Big Little Lies', dos de los grandes éxitos del último año, para demostrarlo. Se trata de ficciones herederas de aquellas 'Mujeres' de George Cukor o de los melodramas de las Joan Crawford o las Barbara Stanwyck de turno. Aunque comúnmente despreciado, ese cine (reivindicado en algunos casos con el paso del tiempo) hizo que muchas mujeres aprendiesen lo que querían en la vida a través de figuras rotundas. Y, lo que es más importante, que supiesen qué es lo que no querían. Por eso, el mal llamado 'cine de señoras' (término despectivo y reduccionista) merece un voto a favor. También el que adopta, como 'Book Club', cierto tono de comedia.

Nadie discute, por ejemplo, a Robert DeNiro riéndose de su edad en 'Dirty Grandpa'. Pero quizá provocan más dudas las inquietudes sexuales de cuatro mujeres maduras que aprenden del mismísimo Grey. En el fondo, 'Book Club' es heredera directa de aquellas tertulias femeninas que mantenían 'Las chicas de Oro' en la intimidad de su cocina. A Sophia, Dorothy, Blanche y Rose no les importaba analizar con humor los pormenores de su sexualidad. A la generación de mujeres que coincidía con las 'golden girls' les vino bien ver cómo algunas de sus coetáneas se liberaban de prejuicios y no se mordían la lengua al hablar de orgasmos o líos de cama. Diane Keaton, uno de los grandes reclamos de 'Book Club', ha convertido muchas de esas películas para mujeres maduras en un subgénero en sí mismo. Sin prejuicios, sin miedo a perder ese prestigio adquirido en 'El Padrino' o en 'Annie Hall'. Seguramente, ella también es una firme defensora del 'cine de señoras'.

Muchas películas de este tipo también han enseñado, con un lenguaje sencillo y directo, las atrocidades del racismo ('Criadas y señoras'), el amor sin fecha de caducidad ('Cuando menos te lo esperas') o la cocina no necesariamente sexista ('Julie y Julia'). Sin grandes pretensiones, algunos de esos títulos pueden haber cambiado más vidas que cualquier película de Haneke. Por eso es bienvenida una película como 'Book Club' y, probablemente, las señoras no sean las únicas que vayan a verla este fin de semana. ¿O acaso no tenemos todos una señora dentro de nosotros?

Estilo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios