Logo El Confidencial

Adapta tu dieta: los mejores alimentos para sobrevivir al calor sin ganar kilos

No te da tiempo a hacer operación bikini, así que confórmate con la operación verano, que consiste en alimentarte bien en julio y agosto para no acabar en septiembre como una bola de tanto comer helados. Te explicamos lo que tienes que hacer

Foto: Adapta tu dieta: los mejores alimentos para sobrevivir al calor sin ganar kilos

Todos sabemos que el buen tiempo acaba llegando año tras año, pero aún nos sigue sorprendiendo que lo haga tan pronto. Muchos dirán que de pronto nada, que llega cuando toca, algunos incluso se quejarán porque no llega antes, pero para todos aquellos que nos hemos puesto con la operación bikini hace escasamente un par de semanas nos pilla completamente desprevenidos

Vamos a ser realistas. Si tienes planeado perder peso y tonificar el cuerpo para lucirte en verano, no puedes esperar a obtener resultados si empiezas a hacer dieta en junio. Para el próximo año, intenta controlarte en navidades, empieza a hacer ejercicio en enero y ya verás como se te da bastante mejor, pero a estas alturas ya ni lo intentes. Aunque tampoco lo tienes todo perdido. Puede que no bajes mucho de peso, pero elegir una correcta alimentación durante los meses de calor puede ayudarte a rebajar la hinchazón y, sobre todo, a introducir en tu dieta alimentos más saludables que te ayuden a largo plazo.

La doctora Mar Mira, codirectora de la Clínica Mira + Cueto, sabe bien que “intentar seguir una dieta estricta durante las vacaciones es algo inviable, ya que en la mayoría de los casos son días que se pasan en la playa acompañados de visitas a restaurantes o chiringuitos imprevistos y, en consecuencia, no puede llevarse a cabo un control sobre las cantidades y la elección de alimentos que hacemos a la hora de comer…” Para ello, poner especial atención a los aperitivos y los entrantes es fundamental, así que vamos a ver las recomendaciones de la doctora.

SI TE VAS DE APERITIVO

Elige los correctos, te ayudarán a saciar el apetito y evitarás descontrolarte con los platos principales.

  • Frutos secos: ricos en aceites omega 3, también serán una buena opción algunos platos algo más originales como chips de verduras, que suponen un gran aporte energético al organismo, siempre y cuando se modere la cantidad.
  • Pepinillos en vinagre: son un poderoso aperitivo ya que, además de ser bajo en calorías, poseen una gran variedad de minerales y vitaminas: hierro, calcio, fibra, potasio, yodo, vitaminas A, B1, B2, B3, B5, C…
  • Minibrochetas de tomates cherry con queso fresco: la combinación nos aporta 85 kilocalorías por cada 100 gramos. Gran cantidad de antioxidantes, vitaminas y entre 6-7 gramos de proteína por cada 100 gramos
  • Espárragos con su vinagreta: son ricos en fibra, vitaminas A,B y C y minerales.
  • Copa de vino: sus calorías no son vacías como las de un refresco. Posee grandes cantidades de potasio y de antioxidantes.

EN EL CHIRINGUITO

  • Lo mejor es elegir bien entre las opciones que nos ofrecen e intentar evitar las frituras, aunque resulte complicado.
  • Revuelto de trigueros, gambas y/o setas: no solo te llenará de energía, sino que es rico en vitaminas, fibras y minerales.
  • Hamburguesa: también puede entrar dentro del menú, siempre que se evite el pan y se opte por un acompañamiento más sano como el aguacate o la rúcula, y si es posible, que sea de pollo a la plancha.
  • Pescado a la plancha: es un indispensable del que no hay que privarse a la hora de comer durante las vacaciones: el rape, la merluza, el lenguado o el bacalao son muy buena opción debido a su bajo aporte en grasas.
  • Sardinas asadas al espeto: el consumo regular de pescado azul es bueno para el corazón.
  • Ensaladas: no pueden faltar en la mesa. Del menú elige siempre la típica 'de la casa', combinada en días alternos con otras variaciones como, por ejemplo, ensalada de pimientos asados con bacalao: tiene un gran aporte de omega 3.
  • Pescaíto frito: no hay que renunciar a ello, porque es un manjar, pero siempre con moderación. Boquerones, salmonetes, cazón, chanquetes…
  • Gazpacho: es un gran saciante. Tiene un alto contenido en vitaminas C, A y E y antioxidantes, aportados sobre todo por el pimiento y el tomate. El tomate es muy rico en licopeno y carotenoides. Además, es considerado como una bebida isotónica por su contenido en agua y sales minerales, ya que ayuda a mantener un adecuado nivel de hidratación, perfecto para combatir las altas temperaturas. Es rico en fibra y con un nivel bajo en calorías.
Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios