Logo El Confidencial

Running: los pros y contras de correr en el asfalto, en la playa o en la cinta del gym

No hay nada como conocer el terreno que pisas, también cuando se trata de ponerte en forma. Averigua cuál te conviene para tu entrenamiento y cámbialo de vez en cuando para no caer en la rutina

Foto: El rendimiento de la carrera depende mucho del suelo. (Foto: Cortesía 2beFit)
El rendimiento de la carrera depende mucho del suelo. (Foto: Cortesía 2beFit)

El running es una disciplina que se ha puesto muy de moda en los últimos años, pues no necesitas nada más que tus piernas y unas buenas zapatillas para practicarlo. Sin embargo, no todos los terrenos sobre los que corremos tienen los mismos beneficios para nuestra técnica de carrera y no todos son recomendables a la hora de efectuar largas distancias. A continuación, veremos con Jorge y Marta, de 2BeFit los pros y los contras de cada terreno para aprovecharlos al máximo durante nuestros entrenos de carrera. Eso sí, escoge siempre la superficie que más se adapte a tu tipo de entrenamiento y cámbiala de vez en cuando para que tu cuerpo no se acostumbre.

1. La cinta del gym

Pros. Correr en cinta permite iniciarte al running si aún no conoces bien la técnica, tu ritmo o tu aguante. También es una buena forma de empezar a correr tras una lesión pues no afecta a los tendones ni a los ligamentos. Es una buena opción a tener en cuenta cuando llueve y cuando quieras variar tus entrenamientos a tu gusto, modificando el ritmo y la inclinación de la superficie.

Contras. Es cierto que correr en cinta no tiene nada que ver con correr al aire libre pues el suelo es el que te impulsa a moverte, por lo que el efecto del entreno es totalmente diferente.

Averigua qué terreno es mejor para correr. (Foto: Cortesía)
Averigua qué terreno es mejor para correr. (Foto: Cortesía)

2. La pista de atletismo

Pros. La pista de atletismo te permite efectuar carreras por intervalos ya que te ayuda a estructurar tu tiempo de entrenamiento.

Contras. Si no eres un 'pro', puedes llegar a sentirte incómodo entre tanto atleta. Es una superficie sobre la que generalmente los corredores entrenan a contrarreloj, una práctica que, a la larga, puede generar varios desequilibrios musculares.

3. El asfalto

Pros. El terreno es uniforme, por lo que no tenemos que estar prestándole atención. Lo bueno es que cada paso que demos en el asfalto es prácticamente idéntico al anterior, lo que nos permite alcanzar una propulsión máxima y correr a un ritmo más rápido.

Contras. La dureza de la superficie puede provocar lesiones si no llevamos las zapatillas adecuadas. Es importante contar con una buena cámara de aire en la suela que nos amortigüe el impacto adecuadamente.

4. El campo/bosque/hierba​

Pros. El campo o correr por el bosque proporciona una muy buena amortiguación y es un entrenamiento excelente para las articulaciones. En este tipo de terrenos es fácil adquirir una técnica de running más flexible y reactiva.

Contras. La suavidad de la superficie puede frenar la carrera y hacer que lleves un ritmo más lento sin darte cuenta. Por lo tanto, este tipo de terrenos no son buenos para correr a un ritmo específico, ya que la intensidad es alta incluso en los ritmos más lentos.

5. La montaña​

Pros. Las condiciones cambiantes del terreno de montaña hacen que entrenar en esta superficie sea todo un reto a la par que divertido. El esfuerzo de compensación en superficies irregulares, así como los cambios de dirección, hacen que trabajes tus músculos de apoyo y estabilidad.

Contras. ¡Ojo! Porque es fácil torcerse un tobillo, así que ten en cuenta que para correr por montaña tienes que estar bien descansado y atento al terreno.

No es lo mismo correr en pista que en la playa o en la montaña. (Foto: Cortesía)
No es lo mismo correr en pista que en la playa o en la montaña. (Foto: Cortesía)

6. La arena​

Pros. Si está dura, correr por la arena es un excelente ejercicio para las articulaciones.

Contras. Sin embargo, si está blanda, tendremos que levantar más las rodillas, pisar más fuerte y aplicar más fuerza en el pie, lo cual es agotador. Además, la inclinación de la arena puede llevar a una oblicuidad pélvica y para evitarlo tendremos que cambiar de dirección con bastante frecuencia.

Si quieres seguir a Jorge y Marta, el dúo tras 2BeFit, puedes hacerlo en su web, en su Instagram o en su canal de Youtube.

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios