Logo El Confidencial
maquillaje

¿Aún no estás morena? Bronceado sin sol, estos son los polvos que necesitas

Porque una piel bronceada es sensual y ultrafavorecedora. Este año presume de un tono dorado antes que nadie y adelanta el verano en tu piel

Foto: Lily Collins. (Cortesía de Lancôme)
Lily Collins. (Cortesía de Lancôme)

El mundo se divide en dos tipos de personas, las que utilizan los polvos bronceadores todo el año o las que solo se acuerdan de ellos con la llegada del buen tiempo para resaltar y marcar aquellas zonas donde incide más Lorenzo: pómulos, frente, barbilla y tabique nasal. No hay nada más favorecedor que una piel bronceada y luminosa, y si lo consigues sin correr riesgos frente al sol, el resultado es aún mejor. Alíate con unos polvos bronceadores si quieres presumir de una piel besada por el sol, digna de una semana en las Maldivas.

Cortesía de Chanel.
Cortesía de Chanel.

Las altas temperaturas y la humedad de las zonas costeras hacen que en esta época del año prefiramos texturas en polvo para subir el tono de la piel. Porque no nos engañemos, estar morena es sinónimo de sensualidad y vitalidad. Aquí te contamos cómo conseguir una piel con un tono dorado, uniforme y sano sin exponerte a los efectos nocivos del sol. Aplícalos moderadamente y lúcelos sin moderación, tu eliges la técnica. Eliecer Prince, make-up artist de Guerlain, explica tres sencillas formas de aplicar los polvos:

- Dibuja ochos: “Para un bronceado total, dibuja pequeños ochos en todo el rostro desde la raíz del cabello hasta la barbilla”.

- Marca la W: si prefieres un bronceado más urbano, “aplica los polvos dibujando una W. Empieza por la sien, a la altura del ojo, y dibuja una curva descendente por debajo del pómulo. Sube hasta el entrecejo y repite en el otro lado”.

- La regla del 3: si tu elección es el famoso bronceado contouring. “Para lograr esculpir las facciones dibuja un 3 desde la frente, siempre partiendo desde la raíz del cabello, continúa por debajo del pómulo y llévalo bajo el mentón”.

Un apunte más, no te olvides de aplicar también polvos en cuello y el escote para conseguir un resultado más natural.

Polvos mágicos

City Bronzer, de Maybelline NY (7,99 €). Estos polvos están formulados a base de polvo micromolido y entre sus ingredientes encontramos manteca de cacao que hará que el producto se fije bien a la piel proporcionando un acabado mate aterciopelado. Con la ayuda de un pincel, aplica el polvo bronceador por todo el rostro, reforzando la zona de debajo de los pómulos.

Beached Bronzer, de Urban Decay (28 €). Aplica este polvo sedoso sobre el rostro o cuerpo y parecerá que hayas pasado una semana en las soleadas playas de Fiji (en lugar de en una sombría oficina sin ventanas). Su fórmula supersuave se aplica fácilmente, no deja manchas y crea un brillo radiante y duradero. Beached se presenta en dos tonos mate universalmente favorecedores que proporcionan una cobertura muy natural.

Terracotta Thalia Island, de Guerlain (68 €). Si eres de las que le gusta salir de casa con un bronceado luminoso y homogéneo estos polvos te encantarán. Los icónicos polvos bronceadores y blush cuerpo & escote Terracotta se reinventan en una versión propia de las diosas del Olimpo, embellecidos con una corona dorada en la polvera y en el interior (disponible en exclusiva en tiendas Douglas seleccionadas).

Le French Glow Bronzer, de Lancôme (40,50 €). ¡Tú eliges la intensidad! Si buscas el equilibrio perfecto entre bronceado y luminosidad, esta armonía de colores ocres y marrones realzarán el color de tu piel. Gracias a su formato maxi de 80 milímetros de diámetro, ilustrado con los colores de la bandera francesa, un toque de oro y el lema Liberté, Égalité, Feminité, vive la experiencia de un solo gesto sencillo en el rostro y el escote.

Duo Bronze Ey Lumière, tono medium, de Chanel (60 €). Un iluminador dorado con reflejos rosados y un chocolate claro para un rostro estival ligeramente estructurado. “En lugar de definir con intensidad los rasgos con unos polvos bronceadores, estos productos matifican e iluminan el rostro para un acabado más claro y luminoso”, explica Lucia Pica, make up artist de la casa francesa.

High Precision Fusion Powder, de Giorgio Armani (52 €). Permite crear un look veraniego natural, combinando la sencillez de unos polvos con la luminosidad que aportan las fórmulas fluidas. Al aplicarlos, de una sola pasada, con una brocha kabuki, los polvos crean un acabado muy natural y de larga duración. Su textura ligera se puede combinar y mezclar para crear un resultado natural a medida de cada piel.

Next to Nothing Bronzing Powder, de MAC (31,50 €). Proporciona el efecto bronceado más natural con un velo de color. Tiene una cobertura de ligera a media modulable y un acabado luminoso natural. La piel se ve más saludable sin la sensación de llevar mucho maquillaje. Se desliza sobre la piel suavemente, se adhiere de forma duradera y se difumina con facilidad. Su fórmula de larga duración (12 horas) refina la textura de la piel al instante, realzando su luminosidad. Su tecnología de evaporado y prensado hace que el acabado sea ligero e imperceptible, con una sensación cómoda, como si no llevases nada en la piel.

Sun Stalk'r Instant Warmth Bronzer, de Fenty Beauty (31 €). Tanto si buscas calidez total como un look esculpido por el sol, con Sun Stalk’r es posible gracias a su acabado mate suave que hace que la piel se vea como la piel. Además, está respaldado por extractos de fruta de mango y papaya para ayudar a dar a la piel un brillo natural y de apariencia saludable con cada pincelada.

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios