Logo El Confidencial
Hecho a mano

¿Te quitarías el esmalte semipermanente en casa? Cómo, cuándo y por qué hacerlo (o no)

Brillan más, duran más y apenas necesitan cuidados… Los esmaltes semipermanentes nos salvan la vida, pero ¿por qué da tanta pereza ir a quitárselas? Si eres fan del 'yo me lo guiso...', ten cuidado

Foto: Los riesgos detrás de quitarse la manicura en casa. (Unsplash)
Los riesgos detrás de quitarse la manicura en casa. (Unsplash)

La manicura siempre perfecta es fácil de conseguir si tienes un centro de estética cerca y eres una habitual de la manicura semipermanente. Desde hace algunos años, las manicuras de acabado gel -no las que te haces en casa, sino las profesionales- se han apoderado de las manos de millones de mujeres. Sin embargo, aunque permanezcan en muy buen estado durante varias semanas, llega un momento en el que toca retirarlas y, frente a todo pronóstico, cada vez hay más personas que se atreven a hacerlo en su propio casa.

[LEER MÁS: Guía para hacerte la manicura semipermanente en casa como toda una pro]

Bien sea por pereza o por intentar ahorrar, internet se ha llenado de tutoriales en los que se explica cómo se puede quitar el esmalte semipermanente igual que hacen en los centros estéticos. ¿El resultado? Si te has animado a probarlo, puede que hayas experimentado en tus propias uñas la fragilidad que queda al retirar el esmalte, por no hablar de arrancarlo cuando comienza a levantarse… Meeec, mal, muy mal.

El infalible esmalte rojo en su versión semipermanente. (Imaxtree)
El infalible esmalte rojo en su versión semipermanente. (Imaxtree)

Desde Masglo, desaconsejan tanto aplicar como retirar el esmalte semipermanente en casa. No solo porque se trate de productos y técnicas que deben ser llevadas a cabo por profesionales, sino porque se puede dañar la uña. “Desde reacciones cutáneas como una dermatitis de contacto o una alergia hasta un reblandecimiento de las uñas debido a un limado excesivo”, aseguran.

[LEER MÁS: Todo lo que debes saber antes de hacerte la manicura de gel]

Para retirar la manicura, primero se debe limar el esmalte y, a continuación, la uña debe estar en contacto con la acetona durante varios minutos. Si después de este proceso queda algún resto de esmalte, este se debe retirar empujando con un palito de naranjo. Es precisamente durante este proceso en el que, si no se realiza por un profesional, se puede caer en varios excesos.

La manicura de Yara Shahid. (Getty)
La manicura de Yara Shahid. (Getty)

¿Cómo puede dañar la uña?

1. Por un lado, el primer paso, que consiste en limar la superficie del esmalte para eliminar la capa de brillo y que la acetona penetre con mayor facilidad, puede irse de las manos por falta de conocimiento. Limar en exceso debilitará la uña y hará que esté más expuesta a la acetona.

[LEER MÁS: Lo que debes saber antes de sumarte a la tendencia 'uñas XXL']

2. Otro fallo es precisamente la acetona. Para retirar este tipo de manicura se necesita un producto profesional más fuerte y el contacto prolongado con la piel puede causar problemas de dermatitis. Además, la uña se verá debilitada y reblandecida si se supera el tiempo de exposición a la acetona. Desde Masglo recomiendan empapar una banda de celulosa que solo cubra la uña y asegurar que no se mueva con ayuda de papel de aluminio.


De esta forma la acetona solo estará en contacto con la uña. Sumergir los dedos en acetona, una práctica muy habitual en algunos centros estéticos es muy agresivo y nunca se recomienda. “No se debería emplear cualquier acetona, sino una enriquecida con aceites, para proteger un poco más nuestras uñas y la piel”, apuntan desde la marca de esmaltes colombiana.

[LEER MÁS. Esmaltes fortalecedores: manicuras antirrotura sin salir de tu hogar]

3. El otro riesgo de este retirado casero es el trabajo del palito de naranjo. Si la acetona no ha penetrado lo suficiente y el esmalte no se desprende, es fácil sucumbir a la tentación de retirar el esmaltado presionando con el palito. “Haciendo esto, es fácil ser demasiado agresiva con la uña y dañarla”, aseguran los expertos. Si lo hace un especialista, el esmalte caerá solo nada más retirar el papel albal y el algodón.

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios