Logo El Confidencial
Dame vitamina

Cómo estar tan estupenda como Belén Rueda a los 54 años (y sin cirugía)

Una de las mayores sorpresas de los Premios Goya ha sido sin duda el impresionante aspecto de Belén Rueda. Piel firme, iluminada, tono homogéneo y rasgos definidos… Así puedes conseguirlos

Foto: Belén Rueda, en la 34 edición de los Premios Goya. (Limited Pictures)
Belén Rueda, en la 34 edición de los Premios Goya. (Limited Pictures)

A las puertas de los 55, podemos decir que Belén Rueda es la perfecta imagen de la mujer actual. En forma, a la moda y con un rostro perfectamente cuidado en el que los signos de la edad no se borran, sino que se matizan. Su piel jugosa y ultraluminosa nos ha hecho preguntarnos cuáles podrían ser los aliados de la actriz para mantener un cutis perfecto con la piel firme y los volúmenes intactos.

Además de los típicos comentarios de “la genética es muy importante” o “mi secreto es seguir una buena alimentación y hacer ejercicio”, detrás de una piel tan impoluta, libre de manchas y con ligerísimas líneas de expresión, se suman varios tratamientos y rutinas estéticas que buscan un acabado natural.

Belén Rueda en 2018 y en 2020. (Cordon Press)
Belén Rueda en 2018 y en 2020. (Cordon Press)

Hablamos con la doctora Elena Moreno Luna, médico estético de Clínica FEMM, quien nos ayuda a desmenuzar uno a uno los tratamientos a los que Belén Rueda ha podido recurrir. Comenzando en el tercio superior, la ligera rigidez y la falta de pliegues parece indicar el uso de infiltraciones de bótox: “Me atrevería a decir que en frente, entrecejo y patas de gallo”, señala.

[LEER MÁS. Guía de inyectables: todos los rellenos que debes conocer]

Belén Rueda, en el estreno de 'El silencio de la ciudad blanca', en 2019. (EFE)
Belén Rueda, en el estreno de 'El silencio de la ciudad blanca', en 2019. (EFE)


Mirada radiante, pero con los signos de la edad

Otra de las zonas señalada por las especialistas es el propio contorno de los ojos, donde se pueden ver pequeñas arruguillas sobre todo en el párpado inferior, lo que, según el criterio de la doctora de la Clínica FEMM, indica que no ha habido ninguna intervención en la zona.

Belén Rueda en 2004 y en 2020. (Cordon Press)
Belén Rueda en 2004 y en 2020. (Cordon Press)

El volumen y la tersura de sus pómulos, elevados, turgentes y repletos de hidratación también podría tener explicación en algún tipo de relleno. Precisamente, para actuar frente a la flacidez, la doctora apuntaba como una firme candidata a la hidroxiapatita de calcio -comercializado con el nombre de Radiesse-. Con la finalidad de tensar y proyectar el pómulo, se inyecta en el tercio inferior, en la mandíbula: “De esta forma se mantiene la forma de triángulo invertido de la barbilla, tan característica de la juventud y que va perdiendo forma con el paso de los años y, como consecuencia, se proyecta el pómulo”.

La coctelera agitando

Además de las infiltraciones de bótox y la hidroxiapatita de calcio, el aspecto jugoso, ultrahidratado, luminoso y lleno de vida de su piel parece ser resultado de un cóctel vitamínico cargado de antioxidantes, encargados de retrasar los signos de la edad y proteger del estrés oxidativo y un plus de hidratación. “En la Clínica FEMM recomendamos tres sesiones de vitaminas a través de mesoterapia facial antes de un gran evento”, nos cuenta la doctora Belén Cuesta.

Detalla también que estos cócteles de vitaminas suelen estar compuestos por una parte de ácido hialurónico para aportar hidratación y vitaminas con propiedades antioxidantes como al A o la E. “Estos tratamientos se pueden personalizar al máximo según las necesidades del paciente y seguro que es su caso”.

Belén Rueda, en los Goya. (Cordon Press)
Belén Rueda, en los Goya. (Cordon Press)

¿Lifting sí, lifting no?

Frente a las dudas sobre un posible lifting, la doctora es rotunda y el indicativo de que no ha pasado por quirófano son precisamente las arrugas que aún quedan en algunas zonas de rostro y el cuello: “Si se hubiera hecho un lifting, no quedaría ningún tipo de arruga”, apunta.

[LEER MÁS. Arrugas en el cuello: qué son, por qué salen y cómo tratarlas]

Labios jóvenes en su justa medida

Para continuar con la imagen sutilmente rejuvenecida de Belén Rueda, la doctora Moreno Luna nos hace fijarnos en sus labios. “Con el paso de los años el labio superior se retrae y se va afinando”, apunta, pero los labios de Belén están en su sitio, para lograrlo se puede recurrir a los rellenos. "En su caso solo se aplica el relleno para que el labio se mantenga en su sitio, no se busca sumar volumen, se quiere una imagen más natural".

Generoso y turgente escote

La evolución del escote de Belén Rueda.  (Getty / Limited Pictures)
La evolución del escote de Belén Rueda. (Getty / Limited Pictures)

Continuando con el análisis del espectacular cuerpo de la actriz, llegamos al escote. Si bien antes apuntábamos a las arrugas presentes en su cuello, la piel del escote tiene un tono homogéneo y está libre de arrugas… ¿A qué se podría deber? “Probablemente es resultado de un tratamiento con luz pulsada para hacer un rejuvenecimiento del escote. Con este láser se eliminan las manchas y se estimula la producción de colágeno”, concluye la doctora Elena Moreno Luna.

En resumen, Belén está estupenda a sus 54 años por varios factores: uno sería su genética, para la que -lógicamente- no tiene que hacer nada; otros a los que presta el necesario interés como su alimentación, su estilo de vida y sus cosméticos, y pequeñas ayudas estéticas, muy poco invasivas a base de infiltraciones de vitaminas, ácido hialurónico o bótox, pero nada de cirugía.

¡Nos apuntamos sus trucos de belleza!

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios