Todo lo que puedes hacer para mejorar (que no eliminar) las estrías
  1. Estilo
  2. Belleza
operación bikini

Todo lo que puedes hacer para mejorar (que no eliminar) las estrías

Hay esperanza si actúas rápido: el láser, la cosmética y unos buenos hábitos tienen la respuesta

placeholder Foto: Estrías, cómo acabar con ellas. (Unsplash)
Estrías, cómo acabar con ellas. (Unsplash)

Da igual que Salma Hayek, Katie Holmes, Halle Berry o Kim Kardashian, entre otras muchas, hayan dejado constancia de sus estrías en Instagram o que algunas firmas de ropa, como Oysho, las hayan convertido en protagonistas de alguna de sus campañas. Ayuda tanta visibilidad y normalización, pero cuando se trata de las estrías propias, no sabemos qué hacer para librarnos de ellas.

Aprender a convivir con ellas es la clave

Bueno, pues las noticias no son ni nuevas ni buenas: una vez que aparecen, las estrías se quedan a vivir con nosotras para siempre. Por mucho que les invites a abandonar la escena, ahí siguen, impertérritas. Así que lo más inteligente y saludable es aceptarlas, que no es lo mismo que resignarse. Hay técnicas y fórmulas muy eficaces sobre todo para prevenir su aparición e incluso para reducir su tamaño, siempre y cuando actúes en cuanto debuten.

[LEER MÁS: Celulitis: los tres tratamientos en cabina que sí funcionan]

placeholder El abecé de las estrías. (Unsplash)
El abecé de las estrías. (Unsplash)

¿Por qué aparecen?

En realidad, las estrías son cicatrices que aparecen cuando hay un estiramiento prolongado e intenso de la piel y las fibras de colágeno de la dermis se rompen. El embarazo es el ejemplo clásico, pero la pubertad, con sus cambios bruscos de volumen en caderas, vientre y pecho, deja también un reguero de estrías.

Tienen un fuerte componente genético (si tu madre tiene estrías, mal asunto), y al parecer, la deficiencia de algunas sustancias –colágeno, vitamina E y C, minerales como el zinc y el silicio– contribuyen a su aparición, pero la causa más frecuente es la falta de hidratación. Si tu piel no está bien hidratada durante el embarazo, no podrá resistir el aumento de volumen y lo más probable es que se rompa. Es lo mismo que correr sin calentar: corres más riesgo de lesionarte.

placeholder La falta de hidratación es una de sus principales causas. (Unsplash)
La falta de hidratación es una de sus principales causas. (Unsplash)

La vida (y lo colores) de una estría

Las estrías anuncian su autoinvitación y lo hacen con claras sensaciones de quemazón y picores. Ahí es cuando tendríamos que empezar a tomar medidas bebiendo más agua e hidratando la piel a diario, pero no solemos hacer caso a estas señales. De pronto, un día aparece una línea pigmentada de rojo. Si estás en ese momento y la estría no está rugosa al tacto ni tiene volumen, aún estás a tiempo: hidrata con mano de hierro, sigue una dieta rica en fruta y verdura, no te olvides del agua y cruza los dedos.

via GIPHY

El tercer estadio de una estría –el más dramático– es cuando cambia de color: deja de ser roja y se vuelve blanca y nacarada, tiene una textura más rugosa y, si pasas los dedos sobre ella, verás que tiene volumen. Malas noticias. En esta etapa la cosmética no sirve. Puedes recurrir a un tratamiento con láser que necrosa las capas superficiales de la piel para dar paso a nuevas capas. Esta técnica mejora las estrías en una 50% aproximadamente, pero no las eliminan por completo.

10 cremas antiestrías para estrías debutantes

placeholder Cremas antiestrías.
Cremas antiestrías.

Crema Anti Estrías, de Farma Dorsch. Una fórmula rica en principios regeneradores y cicatrizantes como el aceite de rosa mosqueta, extracto de centella asiática, cola de caballo y aloe vera (28,63 €).

Crema Anti-Estrías Trofolastin. Su principal, aunque no único, ingrediente es la centella asiática, una planta que ayuda a prevenir la aparición de estrías y reduce su formación hasta en un 89% (28,80 €).

Concentrado Antiestrías, de Collistar. Un duo imbatible: ácido hialurónico para hidratar a fondo y suavizar la piel, y colágeno para reforzar los tejidos y combatir su falta de elasticidad (26,95 €).

placeholder Cremas antiestrías.
Cremas antiestrías.

Stretch Mark Repair, de Germaine de Capuccini. Reduce el tamaño de las estrías recientes. Se aplica directamente sobre ellas y se masajea la zona hasta que la crema penetre (23,70 €).

Crema CR/7 de Matriskin. Está destinada a acelerar la recuperación de cicatrices en procedimientos quirúrgicos, pero trata también las estrías con eficacia (67,50 €).

Ultra Mascarilla Antiestrías de Me and Me. Una o dos veces por semana, apoya tu tratamiento diario con una mascarilla rica en colágeno. Aplícala sobre las zonas a tratar, deja que actúe unos 5 minutos y retírala con una toallita (39 €).

Aceite Corporal Antiestrías Bio de Matarrania. El combinado de aceites vegetales penetra en la dermis y estimula la circulación sanguínea. Desde la firma aconsejan utilizarlo mañana y noche siempre con un masaje (18,90 €).

placeholder Cremas antiestrías.
Cremas antiestrías.

Aceite Especial para el Cuidado de la Piel de Bio Oil. Un cosmético 'all in one' que también trata con eficacia las estrías. Es un blend de extracto de caléndula, lavanda, romero, camomila, vitaminas A y E que hidrata profundamente (24,50 €).

Antiestrías de Woman Isdin. Con centella asiática, rosa mosqueta y vitamina E, la vitamina reina en los procesos de regeneración de la piel (23,63 €).

Expert Vergetures Body Partner de Clarins. Su fórmula actúa sobre las cuatro dimensiones de las estrías: longitud, anchura, profundidad y color. Uno de sus componentes principales es el ácido glicirretínico, una molécula obtenida del regaliz, que atenúa la sensación de tirantez (54 €).

Tendencias de belleza
El redactor recomienda