Gestos para hacer que tu rutina de belleza diaria sea más sostenible
  1. Estilo
  2. Belleza
ECO, ECO

Gestos para hacer que tu rutina de belleza diaria sea más sostenible

Comprar cosmética ecológica es un gran paso, pero no es la única opción que puedes llevar a cabo para hacer que tu rutina de belleza diaria sea más sostenible. El planeta te lo agradecerá

placeholder Foto: Liarse el pañuelo a la cabeza con el tema de la sostenibilidad es importante. (Imaxtree)
Liarse el pañuelo a la cabeza con el tema de la sostenibilidad es importante. (Imaxtree)

Los pequeños gestos sostenibles que minimizan el impacto del ser humano en el medioambiente son ahora más importantes y prevalentes que nunca. La industria de la cosmética lleva años dando pasitos en este sentido, introduciendo términos nuevos como ‘clean’ o sostenible, pero parece que 2021 es el momento del gran cambio. Las grandes empresas se están asociando con diversas organizaciones y fundaciones para ayudar a eliminar el exceso de plástico que acaba en la basura, comprometerse a reducir el gasto de agua y a usar más las energías renovables a nivel corporativo. Tú también puedes aportar tu granito de arena a esta gran revolución haciendo que tu rutina de belleza de pies a cabeza sea más sostenible.

placeholder Eco Warrior Princess para Unsplash.
Eco Warrior Princess para Unsplash.

“El principio de una actitud sostenible es que no haya elementos superfluos o innecesarios para la correcta función que se requiere a un cosmético; tan solo los justos y los más simples posibles. Las mezclas de componentes y capas de tratamiento van en detrimento del reciclado, así como el volumen y peso adecuado a lo que se ofrece: mínimos envoltorios con el mínimo de embalaje necesario para proteger el producto y envases los más simples posible”, explica Isabel Ramos, CSO de Ayuna Less is Beauty.

Elige ingredientes sostenibles

Todo lo que te pones tanto en el pelo como en la piel al final termina en las tuberías, una vez te has enjuagado, y de ahí pasa a los ríos y mares; por lo que si usas cosméticos cargados de sustancias químicas cuestionables, estás participando en el aumento de la contaminación ambiental. Sin embargo, el problema que hay aquí es que el mismo ingrediente puede tener fuentes y procesos diferentes con diferentes grados de sostenibilidad, por lo que no hay una información absoluta sobre sostenibilidad al respecto. En cambio, sí se puede destacar como ingredientes poco sostenibles “los que se originan de fuentes no renovables, como los petroquímicos (aceites minerales, parafinas o polímeros sintéticos diversos) o no biodegradables y/o con impacto ecotoxicológico, como ciertos tipos de siliconas”, enumera Ramos. También hay opciones naturales que según la forma de obtenerse pueden impactar en los ecosistemas, por lo que “lo importante es que su obtención sea responsable con los entornos y las poblaciones autóctonas, trazando el origen y obtención responsable y certificado”, añade.

Elimina los microplásticos

Las micropartículas plásticas afectan al ecosistema marino y están llegando a nuestros organismos. “Estos fragmentos de plástico están hechos de polímeros sintéticos como el polietileno (PE) y el polipropileno (PP) y se suelen emplean como material exfoliante o abrasivo y pueden suponer perfectamente entre el 5% y 10% del volumen de un exfoliante corporal”, explican desde Freshly Cosmetics. El problema es que estas partículas acaban en los desagües y posteriormente en las plantas de tratamiento de aguas, donde las más pequeñas no consiguen ser detectadas o separadas por los sistemas de depuración y acaban en los ríos, lagos y océanos; las más grandes sí se separan, pero acaban en los fangos de depuradora que suelen ser usados como abono para los campos, por lo que el problema no mejora. Por suerte se ha empezado a regular el uso de microplásticos –en Europa ya está regulado y la industria cosmética lo ha sustituido– y ya se han prohibido los presentes en algunos cosméticos bajo el nombre polyethilene, presente principalmente en productos exfoliantes.

Elige envases reciclables

Cada vez son más las grandes empresas del sector beauty que se han comprometido a realizar la transición a envases 100% reciclables en los próximos años. L’Oréal for the Future es el nuevo programa de sostenibilidad de Grupo donde el compromiso es que en 2030 el 100% del plástico utilizado en los envases de sus productos será reciclado o de origen biológico, y, además, reducirá todas sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 50% por producto acabado. Las marcas de cuidado del cabello de P&G Beauty (Pantene, H&S, Herbal Essences y Aussie) disminuirán el uso de plástico virgen en un 50% en botellas de champús y acondicionadores para finales de 2021, reduciendo la producción de 300 millones menos de botellas de plástico virgen al año, a nivel europeo. Este reto ha comenzado con el lanzamiento de una botella reutilizable de aluminio 100% y un recambio reciclable de champú. “Con esta una innovación se ahorra un 60% de plástico y reduce el impacto ambiental”, afirma Elio Estevez, director de sostenibilidad y comunicación científica de P&G Iberia. Busca envases de aluminio, reutilizables y 100% reciclables, además de la opción de re-fill, con la que puedes rellenar tus productos preferidos sin necesidad de consumir un envase nuevo.

Foto: Impecables y a juego

Opta por toallitas y discos de algodón reutilizables

Un gesto tan sencillo como retirar el maquillaje y las impurezas –en él se pueden usar al día dos o tres algodones o discos desechables que acaban en la papelera– se traduce en un gasto de 730 algodones al año, según un análisis de Garnier internacional. Además, a las depuradoras de distintos países llegan al año toneladas de toallitas húmedas; lo peor es que otras muchas van directamente a las playas o son recogidas por pescadores en el mar. Las opciones reutilizables son la solución, ya que permiten muchísimos usos o lavados (algunas de ellas hasta 1.000).

Sustituye los filtros solares químicos por los físicos

La mayoría de cremas solares convencionales están compuestas por filtros químicos de origen sintético. Varios filtros químicos han mostrado acción destructiva sobre los arrecifes de coral –hasta 14.000 toneladas de protector solar entran en los arrecifes del mundo cada año blanqueando el coral y ralentizando su crecimiento–, por ello se han ido prohibiendo su uso en zonas emblemáticas como Hawái (benzophenone-3, ethyHexylmethoxycinnamate). Además, se ha descubierto que junto con otros filtros químicos (octocrylene, 3-benzylidene camphor, 4-methylbenzylidene camphor) pueden afectan al crecimiento de algas o a la fertilidad de peces. Y sobre humanos “se ha descubierto que los filtros químicos, que funcionan absorbiendo radiación UV en su estructura, tiene una estructura que los hace sospechosos de disrupción endocrina”, afirma la cofundadora de Ayuna Less is Beauty. Los físicos, en cambio, no absorben la radiación, sino que la reflejan de forma que no penetran en la piel, y es por ello que su acción sobre los organismos biológicos no tiene esa capacidad de interaccionar como los químicos. Por eso el protector solar ideal es natural. “A diferencia de las cremas solares convencionales, las de composición natural incluyen filtros físicos de origen natural que protegen de forma segura porque dispersan las radiaciones solares sin intervenir en la biología de la piel, te lo aplicas en el momento de exponerse al sol y son respetuosos con la fauna marina, al ser catalogados de filtros solares biodegradables o neutrales para la naturaleza”, matizan desde Freshly Cosmetics.

placeholder Anthony Tran para Unsplash
Anthony Tran para Unsplash

Tus aliados

Cellular Oil de Ayuna. Sérum Reanimador Cutáneo a base de aceite de las células madre del olivo milenario silvestre, el acebuche. Los lípidos que contiene promueven la “reanimación cutánea”, gracias a su innovador sistema de reciclaje y recarga de energía que genera belleza y salud de la piel (182 €).

placeholder Ayuna.
Ayuna.


Crema Solar Facial Healthy Protection de Freshly Cosmetics (35 €). Su fórmula saludable, compuesta por un 99% de ingredientes de origen natural, contiene un SPF 50 que protege de las radiaciones y del daño celular provocado por los rayos UVA y UVB, y el antioxidante de polifenoles del lingonberry y la astaxantina, que previene el fotoenvejecimiento cutáneo, reduciendo la aparición de arrugas. Su textura es fluida y proporciona un acabado mate sin piel blanca (35 euros).

placeholder Freshly Cosmetics.
Freshly Cosmetics.

Eco-Pads de Garnier. Discos limpiadores y desmaquillantes ultrasuaves, de un tamaño XL superior al de un algodón estándar, que permiten hasta 1.000 usos o lavados. Tras su utilización, se pueden lavar tanto a máquina como a mano, por lo que suponen una alternativa más ecológica para retirar el maquillaje, los cosméticos y los residuos que se acumulan en el rostro a lo largo del día (5,95 euros/ 3 discos en Amazon).

placeholder Garnier.
Garnier.

Gel Sólido Exfoliante Detox de Dr. Tree. El efecto detoxificante y remineralizante del alga wakame revitalizará y oxigena la piel. El aceite de abisinia protege la barrera cutánea, y los aceites esenciales de romero y eucaliptus completan proporcionan un aroma fresco y energizante (12,50 euros en El Corte Inglés/ 120 g).

placeholder Dr. Fever Tree.
Dr. Fever Tree.

Mares Arena Tendencias de belleza
El redactor recomienda