Nacen los maridos de Instagram, una nueva y sacrificada especie
  1. Estilo
  2. Cazatendencias

Nacen los maridos de Instagram, una nueva y sacrificada especie

Padecían sin que su labor fuera reconocida. Ahora, gracias a un vídeo paródico y viral ha salido a la luz su 'padecimiento'. Estos son los pros y los contras de vivir con una aspirante a 'influencer'

placeholder Foto: Fotograma de la parodia 'Instagram Husband' (The Mistery Hour)
Fotograma de la parodia 'Instagram Husband' (The Mistery Hour)

¿Qué hubiera sido de la ‘egoblogger’ Chiara Ferragni sin su (ex)novio Riccardo Pozzoli? Presumiblemente nada. Pues el éxito de la bitácorade la primera no se hubiera entendido sin la ‘tediosa’ labor fotográfica del segundo. Con el auge de Instagram, los 'post' patrocinados con los que estas hacen caja han pasado a un segundo plano para encontrar en esta última red social una plataforma ideal desde la que mostrar al mundo cuán habilidosas son con el marketing y con la fotografía.

Bodegones con objetos colocados (casi) con escuadra y cartabón han llevado a muchas a encaramarse a pequeñas escaleras para obtener un encuadre novedoso y fácil de copiar por el gran público, que haencontrado aspiración e inspiración en este tipo de ‘polaroids’. El mundo se fotografía en ‘square’ y encontrar el ángulopreciso para encajar en este formato requiere de más de un asistente fotográfico.

Ante la inminente llegada de las semanas de la moda, no tardarán en aterrizar en Instagram cantidades ingentes de ‘its’ de todo pelaje posando junto a la entrada de cualquier pabellón donde se celebre un desfile. Antes de compartir sus retratos,se habrán sucedido ataques de histeria e incluso gritos tales como “abre el encuadre”, “hazme la foto desde ahí arriba” o “salgo con cara rara, repite la foto”. Todo con tal de que el retrato no dépie a una crítica inmisericorde.

En la mayoría de los casos quienestáal otro lado del objetivo (de un teléfono móvil o de una cámara profesional) sueleser un hombre. En concreto, sus novios. Sí, esos hombres que han renunciado a comerse un plato caliente a la espera de que sus chicas hagan una foto de la yanta dispuesta de forma perfecta sobre la mesa de cualquier restaurante de estética ‘hipster’. En definitiva, esos hombres que han visto de cerca la muerte por inanición y a los que ahora se les ha reconocido su abnegada labor en una página web llamada ‘Los maridos de Instagram’.

Un portal desde el que muchos de ellos comparten sus experiencias o, directamente, buscan consuelo en otros hombres víctimas de esta ‘lacra’. ComoPozzoli. Aquien se le rompió el amor de tanto fotografiar a Ferragni.Un fantástico foro para nosentirse solos y con el que se han dado a conocer gracias a un vídeo satírico que parodia una ‘tendencia sociológica’ creciente e incomprensible. Hasta cierto punto ‘petarda’.

'Los maridos de Instagram', una parodia que retrata una realidad

La dictadura del ‘me gusta’ nos ha convertido en esclavos del megapíxel y ha puesto de manifiesto ciertas carencias a la hora de relacionarnos. “¡No empecéis a comer que quiero compartir una foto en Instagram!”, se suele escuchar en más de una ocasión en cualquier bar. No movemos ni un músculo sin que esta red social premie o castigue una imagen. Algo que influye, incluso, en nuestro estado de ánimo.

Nadie dijo que formar parte de ese selecto grupo de ‘influencers’ resultara fácil. Ahora bien, ¿a qué precio? El vídeo del programa estadounidense ‘The Mistery Hour’ parodia una realidad que es asombrosamente certera puespara disfrutar de la compañía de tu pareja o tus amigos no son necesarias 20 fotografías diferentes de una misma escena. Un acto que demuestra cuán ridículo resulta el ser humano y cuánto mandan, por desgracia, los ‘followers’.

¿Tienes un dispositivo móviliOSoAndroid?Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Para iOS,pincha aquí,y para Android,aquí.

Redes Sociales Internet Estilo de vida
El redactor recomienda