Trucos para decorar con dorado y lograr un resultado sofisticado y elegante
  1. Estilo
  2. Decoración
Sin excesos

Trucos para decorar con dorado y lograr un resultado sofisticado y elegante

El dorado es una de las tonalidades del momento, pero no siempre es fácil usarlo para decorar sin que resulte excesivo

Foto: Consejos para decorar con dorado y acertar. (In Lieu
Consejos para decorar con dorado y acertar. (In Lieu

El dorado es una de las tendencias del momento, usarlo para decorar nuestra casa puede ayudarnos a lograr un efecto sofisticado y elegante, siempre y cuando seleccionemos las piezas adecuadas y en su justa medida. Este elemento puede ayudarnos a lograr que nuestros salones, dormitorios o cuartos de estar luzcan como siempre hemos querido.

Por supuesto, siempre y cuando lo hagamos con mesura. Excedernos con este brillante color en la decoración de nuestra casa puede hacer que consigamos el efecto contrario a lo que buscábamos, por lo que es necesario tener en cuenta algunos consejos antes de bañar nuestra casa en brillo, a no ser que ese sea el resultado que queramos conseguir.

La moderación es una de las primeras claves para decorar con dorados si no queremos que nuestra casa se vea excesiva. El brillo de este tipo de piezas puede resultar demasiado llamativo y emplearlo en toda la decoración puede hacer que tu casa se vea sobrecargada, lo que puede llegar a resultar abrumador.

Así, lo ideal es ir colocando elementos poco a poco, algunos detalles pequeños, y no tan pequeños, que nos ayuden a lograr el resultado que nos gusta en nuestra casa. Porque el dorado no es solo para dormitorios o estudios, lo cierto es que es un toque de estilo y brillo que podemos incluir en cualquier estancia.

Siempre pensamos en añadir un toque dorado al dormitorio para darle un aire más romántico o al salón para que adquiera un cariz más sofisticado, pero lo cierto es que con el dorado no hay límites, por ejemplo, no tengas miedo de emplearlo en el cuarto de baño, el resultado será igualmente positivo, puesto que suelen ser estancias muy sencillas.

En los espacios amplios podremos permitirnos elementos más grandes, como mesas o lámparas, pero si el espacio del que disponemos no es demasiado, es mejor escoger accesorios pequeños. Si contamos con una buena luz natural, esta hará que los objetos destaquen y tengan un brillo diferente, luciendo como se merecen.

Una decoración con elementos dorados o metálicos, puede llegar a resultar un tanto fría, por eso lo mejor es encontrar la forma de contrarrestar este efecto, por ejemplo añadiendo algunos elementos naturales como textiles, cestas, plantas o accesorios en madera. Incluyendo distintas texturas, lograrás suavizar el efecto.

Tampoco conviene olvidar el color, el blanco es estupendo porque combina con todo y añade luminosidad y espacio a nuestro hogar, pero el resultado que podemos obtener al juntarlo con el dorado, una vez más, puede ser un tanto impersonal. El dorado también queda bien con todo, por lo que no dudes en apostar por tonos beises, crema o ciertas tonalidades de rosa, pero también se verá estupendo con azul, púrpura o negro, logrando un efecto más sofisticado.

Hay muchos elementos que podemos escoger en dorado si queremos darle un toque diferente a nuestro hogar, por ejemplo, si la habitación es amplia podremos escoger una mesa con tablero de cristal, una buena combinación, pero también podemos elegir el dorado en otros elementos, como lámparas de techo o sobremesa, o espejos, los marcos en dorado siempre son un acierto.

En jarrones, tiradores en los muebles o pequeñas piezas de decoración, pero también podemos emplearlo en nuestra mesa, con una vajilla con un borde dorado o en la cubertería, añadiendo un toque diferente para nuestras citas especiales. Apuesta por los dorados para llenar tu casa de estilo, pero recuerda, la moderación es la clave del éxito.

Decoración Tendencias
El redactor recomienda