Logo El Confidencial

Todo lo que necesitas saber de la New York Fashion Week

La moda ya ha empezado sus semanas grandes con la cita en Nueva York. Te contamos todas las claves de esta edición que te va a enseñar lo que te pondrás en primavera de 2016

Foto: Todo lo que necesitas saber de la New York Fashion Week

Ya es tiempo de semanas de la moda, ese momento del año que apasiona a las fashionistas. No son las únicas. Hasta las mujeres menos interesadas por la ropa no pueden por menos que echar un vistazo a esa ingente acumulación de estímulos visuales en forma de pasarelas, modelos, vestidos, colores, bolsos y zapatos que promete cambiarte la vida y el armario de una temporada a otra. 

Las semanas de la moda que se encadenan una tras otra (y que te van a enseñar lo que llevarás dentro de seis meses, en la primavera-verano de 2016) han empezado esta semana en Nueva York y prometen espectáculo del bueno. Por si no tienes claro lo que puedes esperar de esta New York Fashion Week, te damos las claves de lo que se va a cocer estos días en la Gran Manzana. Eso sí, te avanzamos que solo hay una tímida representación española gracias a Desigual, que desfila hoy, y Custo Barcelona, que lleva años dejando el pabellón patrio muy alto y muestra sus propuestas el viernes.

Adiós al Lincoln Center

Aunque desde aquí no resulte especialmente relevante, la realidad es que si tienes la suerte de acabar siendo testigo de los desfiles de la Fashion Week de Nueva York, la localización lo es todo. Y en los últimos cuatro años, el Lincoln Center, sede de la Ópera de Nueva York y de sus centros de artes escénicas, se había convertido en el hogar de la troupe de la moda. Este septiembre cuentan con dos sedes: Skylight at Moynihan Station, la antigua central de la oficina de correos en West 33th Street, entre la Octava y la Novena avenidas, y Skylight Clarkson Sq, al oeste del Soho (en 550 Washington Street entre Houston y Spring).

Eso no significa que todos los desfiles tengan lugar allí. Como la participación en esta semana de la moda no cuenta con ningún tipo de subvención pública, los diseñadores tienen que pagar por todo lo que supone poner en marcha un desfile. Y algunos deciden hacerlo en sitios más convenientes. O más cool. Alexander Wang levantó la veda con las localizaciones fuera de Manhattan hace un año y medio cuando decidió mostrar su colección en Brooklyn. Raf Simons hizo lo mismo con Dior Crucero unos meses después.

La mujer más deseada del 'front row'

Ni te imaginas a quién esperan todos los medios norteamericanos como agua de mayo: a Caitlyn Jenner. Es el nombre más deseado por los relaciones públicas de todas las marcas porque saben que elevará sus desfiles a la categoría de espectáculo mediático. Algunos se atreven a adelantar que hay muchas posibilidades de que haga una aparición estelar en el show de Zac Posen. ¿La razón? Fue el diseñador elegido para su portada en Vanity Fair. Otros piensan que acabará desfilando para alguien con solera. ¿Diane Von Furstenberg tal vez?

El desfile de peregrinaje obligatorio para todos los vips

Riccardo Tisci traslada su espectacular circo de Givenchy a Nueva York. Lo hace para celebrar la inauguración de la tienda insignia de la firma en la prestigiosa Madison Avenue. ¿Lo mejor de todo? Que su intención es invitar a los ciudadanos de Nueva York al espectáculo. Hasta 1.200 personas de público normal podrán seguir el evento en vivo. Y con normal nos referimos a que no serán gente de la industria, ni editoras de las revistas de moda ni celebrities invitadas, sino individuos de la calle, ajenos a todo esto, que simplemente tienen que solicitar su pase en al ayuntamiento de la ciudad para poder vivir la experiencia.

Y desde luego, tiene todos los visos de convertirse en el show por excelencia de este temporada: Tisci va a mostrar alta costura mezclada con prêt à porter femenino y masculino en una oda a la libertad y la moda que ha imaginado en colaboración con su amiga Marina Abramovic, alias 'la reina de las performances'. Desde luego, promete mucho.

El momento friki que todos están esperando

Sin duda, la presentación de la nueva colección que Kanye West ha creado para Adidas Originals. La que llevó a cabo en febrero convocó a toda la realeza de la música, con Beyoncé a la cabeza, y dejó boquiabiertos a todos los editores de moda. De hecho, muchos lo recuerdan como una bocanada de aire fresco que les sirvió para superar el ritmo endiablado que les hace correr de un lado al otro de la isla de Manhattan.

La posible presencia de la pequeña North West, que ya está hecha toda una fashionista, es un plus, desde luego.

 

Las firmas que no tienes que perder de vista

En Nueva York desfilan sobre todo las firmas americanas. Entre ellas, hay muchas de lo más interesante que igual no están en tu radar. 

• Si te gusta la ropa que sienta estupendamente y además tiene un toque verdaderamente original, apúntate a Rachel Comey (sus zapatos y sus vaqueros son una delicia), a Cushnie et Ochs y a Tanya Taylor

• Si quieres vanguardia y sorpresa, no dejes de revisar los desfiles de Rodarte, Creatures of the Wind y Ohne Titel

• Si te gustan los vestidos espectaculares, ni los nuevos aires de Peter Copping en Óscar de la Renta ni Monique Lhuillier te van a decepcionar. 

• Si quieres estar a la última en los nombres del momento, apúntate a Public School, los nuevos niños mimados de Anna Wintour. 

• Si quieres sorpresa y espectáculo, eso seguro que te lo dan Opening Ceremony, que el año pasado hicieron una obra de teatro dirigida por su amigo Spike Jonze, o Betsey Johnson, que a sus 73 años hizo el espagaz con su nieta en la pasarela en su último desfile.

•  Y por supuesto, no te dejes a los consagrados de la década, de Jason Wu a Alexander Wang, sin olvidar a Altuzarra.

Los diseñadores que tienen que dar el do de pecho

Dao-Yi Chow y Maxwell Osborne, de Public School, se acaban de hacer con las riendas de DKNY. Su llegada ha coincidido con la (poco alegre) salida de la mítica Donna Karan de la compañía.

Y, de paso, de su famosísima mánager de redes sociales, Aliza Licht, que salió por la puerta trasera de las redes sociales hace unas semanas (la empresa simplemente borró todo el historial completo del Twitter que había llevado con bastante éxito hasta entonces y decidió partir de cero). Se supone que el cambio de rumbo va a suponer que la firma va a recuperar por fin su estatus de marca urbana imprescindible de la década, un trono que mantuvo con soltura en los 90 y que había ido perdiendo en los últimos años.

Las 'it girls' a las que vas a copiar

Se la espera porque es su ciudad (vive en Brooklyn, en la zona de DUMBO, junto al puente) y porque nunca jamás se pierde una cita con la moda norteamericana: Olivia Palermo desplegará lo mejor de su armario para conseguir la declaración de amor de los objetivos de los fotógrafos. Pero no será la única.

Garance Doré, la ilustradora, fotógrafa y bloguera, ex de Scott Schuman-Sartorialist, aprovecha la ocasión para presentar su libro Love x Style x Life, y se pone a disposición de todas las fiestas y saraos. 

También se espera a nombre propios de la farándula: de Sarah Jessica Parker, que nunca se pierde los desfiles de Óscar de la Renta, a Kim Kardashian, que es más de pasearse por París, pero que ya sabe que este año su avanzado embarazo la va a postrar en casa. Las líneas aéreas no le van a dejar montarse en sus aviones. Y no, no es porque vaya a necesitar dos asientos para acomodar ese megatrasero que ha criado con tanto cariño y del que está tan orgullosa. Es porque a partir de los siete meses las compañías no se arriesgan a montar embarazadas en sus naves, no vaya a ser que tengan la mala pata de dar a luz en pleno vuelo. 
Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios