Logo El Confidencial
Bueno, bonito y barato

El vestido de boda perfecto para una novia embarazada está en Asos y es muy barato

La llegada de un bebé no es impedimento para lucir un vestido de ensueño

Foto: Una novia embarazada derrocha estilo por dos. (Instagram @littleblackbowphotography)
Una novia embarazada derrocha estilo por dos. (Instagram @littleblackbowphotography)

Por suerte los tiempos cambian, y las bodas también. Así, adaptándose a los nuevos modelos de familia cada vez es más común ver novias premamá. Quizás hace unos años algunos creían que casarse estando embarazada era poco menos que motivo de vergüenza, pero ahora es una alegría más para un día tan especial.

El momento del 'sí, quiero' es uno de los acontecimientos más emotivos de la vida de una pareja, por eso imaginamos que esperando un hijo esa felicidad debe multiplicarse por mil. Un momento que no debe empañarse por nada del mundo, y mucho menos por algo como un vestido de novia.

El cuerpo de las gestantes sufre numerosos cambios a lo largo del embarazo. Por ello puede ser difícil encontrar un vestido que te haga sentirte como un programa de novias de la tele, a la vez que cómoda con tu nueva silueta.

Una meta en la que hemos encontrado una solución que cumple las tres reglas más aplaudidas de la moda asequible: un vestido bueno, bonito y barato. De hecho, creemos que decir que es barato se queda corto, porque para ser un diseño de boda probablemente cuesta menos que la mayoría de piezas de tu armario habitual.

Asos. (Cortesía)
Asos. (Cortesía)

Sabíamos que Asos contaba con una sección de novias que tiene precios muy asequibles de por sí, pero más aún en rebajas. Además, recomendamos a todas las embazadas descubrir sus propuestas de maternidad.

No era más que cuestión de tiempo que ambas opciones se unieran en un vestido blanco tan divino como este. Una creación de cuello halter (al estilo Meghan Markle), con falda plisada y caída fluida, que se adapta de maravilla a todas las etapas del embarazo.

Si en temporada normal costaba 83 euros, un precio ya low cost, ahora podemos hacernos con él por solo 33 euros. Así es, frente a los modelos tradicionales que superan de media los 1.000 euros, puedes llegar al altar con una preciosa propuesta a un precio casi regalado.

Asos. (Cortesía)
Asos. (Cortesía)

Una línea asequible que encontramos también en este otro diseño ideal para una novia gestante. A la venta por 20,50 euros, es una maravillosa opción para las contrayentes más bohemias, gracias a sus líneas suaves y su espalda descubierta.

Todas estas propuestas de Asos nos gustan por varias razones pero especialmente por su corte bajo el pecho que permite que la tripa siempre se sienta cómoda.

El crecimiento natural del bebé va a diferentes velocidades según la semana y la persona, encontrándote casi de un día para otro el doble de hinchada. Por eso, nos encanta que puedas hacerte con este tipo de diseños, vaticinando que dentro de cinco meses seguirás sintiéndote igual de fabulosa con ellos.

Asos. (Cortesía)
Asos. (Cortesía)

Finalmente queremos proponer una opción nupcial también para aquellas novias que busquen un diseño corto. Disponible por 53 euros, su patrón ajustado y su escote barco con encaje lo convierten en una pieza elegante y muy sofisticada.

Demostrando, al igual que en los dos anteriores casos, que si quiere ahorrar en el presupuesto, una novia embarazada también puede ir blanca, radiante y cómoda a precios superasequibles.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios