Logo El Confidencial
EL ESPECTÁCULO CONTINÚA

El coronavirus no puede con la Semana de la Moda de París

Los franceses van a hacer más test, más controles, pero la pasarela se enfrenta al virus en una decisión histórica

Foto: Emporio Armani. (EFE)
Emporio Armani. (EFE)
Autor
Tiempo de lectura2 min

Hace unos días pudimos ver la desoladora imagen del desfile de Armani sin público por el coronavirus y parece que París no está dispuesta a pasar por ese mal trago. Los responsables de la pasarela francesa parecen haber gritado ‘the show must go on’ (el espéctaculo debe continuar) y van a ir a por todas para que una de las citas más importantes del mundo de la moda no pase sin pena ni gloria, pero sobre todo sin público.

El diseñador Giorgio Armani colocándose una máscara a la salida del desfile. (TPX)
El diseñador Giorgio Armani colocándose una máscara a la salida del desfile. (TPX)

Desde que la OMS lanzó ayer el mensaje en el que informaban que el coronavirus podría alcanzar niveles de una pandemia mundial, la pasarela parisina se puso a temblar. Una de las primeras firmas en desfilar, Lanvin, llenó el desfile de mascarillas e higienizantes para invitados y modelos.

El ministro de Sanidad, Olivier Veran, confirmó que, además de los medios que pongan las marcas, el Estado francés reforzará los controles entre los asistentes y mantendrán una alerta permanente para evitar problemas. El presidente ejecutivo de la Federación de la Alta Costura y de la Moda ha comentado a los medios que van a seguir las recomendaciones del ministro de Sanidad y que dará plena libertad a las marcas para que tomen las medidas que crean necesarias a nivel higiénico para evitar contagios.

Gigi Hadid, en el desfile de Lanvin. (EFE)
Gigi Hadid, en el desfile de Lanvin. (EFE)


Dando ejemplo de tranquilidad ante estas fechas, el presidente Emmanuel Macron recibió en el palacio del Elíseo a todos los diseñadores y los editores de moda más relevantes en una cena que transcurrió la noche del lunes sin anécdotas sanitarias destacables y con el 100% de los invitados.

La valiente actitud de las marcas que desfilan ante el COVID-19 tiene todo el sentido. Desde que empezó la crisis en China, las firmas de lujo se han visto muy afectadas económicamente. El mercado chino representó el pasado año un 40% de los 281.000 millones de euros gastados en moda, según los analistas financieros Jefferies. Los principales beneficiados fueron LVMH (dueño de Louis Vuitton y Christian Dior, entre otras marcas) y Kering (Gucci e YSL).

El desfile de Gucci en Milán. (EFE)
El desfile de Gucci en Milán. (EFE)


Según el medio especialista en moda Modaes.es, “Goldman Sachs ha publicado un análisis en el que no prevé crecimiento alguno en el sector, a diferencia del 5% que registró el año anterior. El beneficio también caerá, un 11% en total, según el informe. Esta caída viene influenciada por el 9% de pérdidas registradas en las ventas en la primera mitad del año”. Estos números avalan la decisión de las marcas de moda de seguir de pie y con el puño en alto luchando para mantenerse cual María Antonietas ajenos a lo que sucede fuera de palacio.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios