Logo El Confidencial
viaje relámpago

24 horas en el Dublín más moderno: qué ver, adónde ir y qué traerse de recuerdo

La capital de la Repúblcia de Irlanda es mucho más que tréboles y pintas de cerveza. Sus calles son puntos de encuentro para un sinfín de estilos alternativos

Foto: 24 horas en el Dublín más moderno: qué ver, adónde ir y qué traerse de recuerdo

La capital de la República de Irlanda es mucho más que tréboles y pintas de cerveza. Sus calles son puntos de encuentro para un sinfín de estilos que, sumados al carácter afable de sus habitantes, dan a esta ciudad un aire que es a la vez alternativo y sofisticado pero, al mismo tiempo, conserva lo mejor de la tradición y la esencia de Eire. Si sólo tienes 24 horas para recorrerla, estos son los lugares a la última que tienes que visitar.

UN LUGAR DONDE INSPIRARTE... TEMPLE BAR GALLERY + STUDIOS

Este complejo proporciona alojamiento y espacio para que artistas visuales de Irlanda (y de todo el mundo) puedan desarrollar sus trabajos en un ambiente 100% creativo. Pero, además, les dan la oportunidad de exponer sus obras. Fundado en los años 80 es una de las razones por las que esta zona de la ciudad (Temple Bar) se ha acabado considerado el epicentro del arte y la cultura en Dublín. 

No te pierdas: Su Pop-up café con charlas sobre arte en la planta principal.

PARA HACER UNA PARADA TÉCNICA... FRONTROW CAFE.

Las puertas azul celeste de este divertido café dan paso a un relajante espacio decorado con piezas y elementos art decó. En sus butacas de terciopelo rojo te puedes sentar a disfrutar de una cerveza o de una taza de té mientras observas el ir y venir de los dublineses a través de los cristales. Es como un observatorio de la vida cotidiana.

No te pierdas: la sopa de tomate y el sandwich de pollo con rábano picante.

COMPRAS Y ALGO MÁS... POWERSCOURT CENTRE

El interior de esta casa georgiana, localizada en el corazón de la ciudad, alberga una interesante mezcla de tiendas. Recorrer sus pasadizos es toda una experiencia: te puedes encontrar un concierto o una actuación imporvisada con solo doblar una esquina. Además, el centro cuenta con varios cafés, bares y restaurantes, así como con un museo especializado en las danzas tradicionales irlandesas.

No te pierdas: las tartas caseras del Pygmalion Cafe.

PARA BUSCAR CREATIVIDAD... DESIGNIST

No puedes dejar Dublín sin visitar esta original tienda de artículos de diseño. Si estás pensando en comprar regalos para los que te esperan en casa, olvídate de los aburridos souvenirs y entra en un mundo de opciones realmente originales. Hay mucho donde escoger: juguetes, utensilios de cocina, camisetas, muebles, libros, etc. ¿Su común denominador? Su cuidado diseño y su fabricación local.

No te pierdas: El mapa de Dublín de Rob Ryan cortado a láser.

CENAR EN BUENA COMPAÑÍA... THE BOXTY

Boxty es el nombre de una tortita de patata muy presente en la cocina tradicional irlandesa y el plato estrella de este acogedor restaurante donde la pasión de su propietario por los productos naturales y la elaboración artesanal de sus propuestas se mezclan para ofrecer una comida tradicional de una forma fresca y muy actual.

No te pierdas: la espectacular sopa de marisco (seafood chowder).

Ocio
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios