Logo El Confidencial
AGENDA DE FIN DE SEMANA

Del último garito de moda a la exposición más divertida: los mejores planes de sábado

¡Sábado! Suena a oasis, a bartola y a final feliz (de película), que para algo los Oscar están ya ahí, contemplándonos. Nos vamos, con 's' al final, a estos rincones con la idea naif de pasarlo bien

Foto: El Principal Madrid Hotel, en la Gran Vía
El Principal Madrid Hotel, en la Gran Vía

¡Sábado! Suena a oasis, a tumbarse a la bartola y a final feliz (de película), que para algo los Oscar están ya aquí y nos contemplan. Veamos qué hay en la agenda y protagonicemos nuestra propia película, en pantalla grande, a poder ser, y con la idea naif de pasarlo muy bien.

Un garito de moda para picotear (no solo callos): la Tasquería

El invento del afamado (por el televisivo 'Top Chef') Javi Estévez es una tasca, o Tasquería, en la que podrás dar una segunda oportunidad y sucesivas a ese producto nacional tan tradicional que es la casquería (de ahí el nombre), con la vaca, el cerdo y el cordero al poder, servida en copa, tarro y tartera. No está cortado por el patrón del bar de barrio, nada de eso, sino por el de la neotaberna de ciudad. ¿Un bocado? El de molleja, apionabo y huevo.

Dónde: C/ Duque de Sesto, 48. Madrid.

Un hotel: el Principal, en la Gran Vía de Antonio López

Para vivir el mejor de los chotis, con o sin violetera. The Principal Madrid es un hotel boutique de lujo, coronado por sus cinco estrellas y urbano a rabiar. La modernidad se aloja, eso sí, en un edificio de 1917 que aún conserva su arquitectura original, y luce ático y terraza (siempre sale el sol) que, ay, a casi nada se pueden comparar; además de la gastronomía de ese chef de la creación emplatada que es Ramón Freixa. Y desde aquí, al cielo: Círculo de Bellas Artes, Chueca, y ese largo y jugoso etcétera.

Dónde: C/ Marqués de Valdeiglesias, 1. Madrid.

Un tienda de moda y de lujo: Santa Teresa

Ahora que se lleva tanto lo 'multi', prefijándolo todo a nuestro alrededor, vayamos a una tienda multimarca de lujo. Santa Teresa reúne una muestra de las mejores firmas internacionales, de las que ponen la miel en los labios (rojos): de Isabel Marant a Hervé Leger, pasando por M Missoni, Zoe Karsen o Fabiana Filippi. Venden buen gusto para todos los gustos y un afrancesado savoir faire en un escenario de dos plantas entregado al minimalismo, forjado con hierro y muy expuesto a la luz (natural).

Dónde: C/ Santa Teresa, 3. Barcelona.

Una instalación artística con 3.600 letras ‘s’

Esto habría vuelto loco a Andy Warhol y al teórico del pop art Walter Benjamin. Y no hay sopa ni Marilyn, sino una 's' elevada al infinito para elevar a su vez a los altares museísticos a ese estandarte de la cultura popular que es el cómic. Y todo por obra y gracia de Francesc Ruiz, por cierto, seleccionado este año para participar en la Bienal de Venecia, que ha montado una instalación en el IVAM, en Valencia, con 3.600 ejemplares de la letra que nos da el plural. Se llama Les Esses: irás haciendo precisamente eso, 'eses', mientras la ves.

Dónde: IVAM. C/ de Guillem de Castro, 118. Valencia. Hasta el 30 de agosto.

Un espectáculo: 'El Pimiento Verdi', de Albert Boadella

Esta última le ha salido muy musical al artista metido a gestor Boadella, que ha celebrado el reciente bicentenario del nacimiento de Verdi y Wagner de manera 'extraoficial', después de todo la suya. En vez de crear un programa conmemorativo en los Teatros del Canal, se ha sacado de su manga de tahúr diestro este 'pimiento' para reírse hasta de la ópera, que somos todos. Le ha sacado punta a una coincidencia feliz: dos genios de la música clásica que nacen un mismo año (1813), aunque en las antípodas (más allá de sus cunas, Italia y Alemania).

Dónde: Teatros del Canal. C/ Cea Bermúdez, 1. Madrid. Hasta el 1 de marzo.

Un libro: 'Chicas felizmente casadas', de Edna O’Brien

Si leíste Las chicas de campo o La chica de ojos verdes ya estás sobre la pista. Si no, lo querrás estar. Estas Chicas felizmente casadas, de la reina de las letras irlandesas Edna O'Brien, amada por Philiph Roth y Alice Munro a partes iguales, son también Kate y Baba años después en Londres, no en Dublín. Empieza así: “Hace poco nos lamentábamos Kate Brady y yo, mientras tomábamos unos tristes gin fizz en un bar del centro de Londres de que nada nunca iría a mejor en nuestras vidas, de que moriríamos en el mismo estado en que nos encontrábamos: bien alimentadas, casadas, insatisfechas”. Hay que seguir (leyendo).

Editorial: Errata Naturae. Precio: 18 €.

Ocio

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios