Logo El Confidencial
viajes

Cinco formas de viajar por menos de 100 euros la noche

Las vacaciones te han sabido a poco y necesitas aprovechar esos días que aún te quedan o escaparte un fin de semana lejos del mundanal ruido

Foto: Cinco formas de viajar por menos de 100 euros la noche

Las vacaciones te han sabido a poco y necesitas aprovechar esos días que aún te quedan o escaparte un fin de semana lejos del mundanal ruido. O quizá aún no has tenido tus días de asueto y quieres largarte ya. Pero en cualquiera de los casos, la economía no está para tirar cohetes. A la hora de viajar, los gastos vienen por dos lados: el viaje y el alojamiento. Ya sabes que hay formas de bajar el montante del primer punto. Pero ¿qué pasa con el segundo? He aquí unas formas nada prohibitivas de tener un techo bajo el que dormir. 

1. Como en tu casa

El intercambio de moradas es una de las maneras más cómodas de viajar. Varias webs y aplicaciones (Home for Home, Intercambiodecasas.com, entre otras) te dan las garantías necesarias para que sea un éxito. En general, es una forma de alojamiento a la que recurren las familias: por una parte, el ahorro es considerable y, por otra, te quedas más tranquilo sabiendo que en tu piso no hay un grupo de guiris juerguistas que se van a beber hasta el agua de los floreros. Debes planificar el viaje con cierto tiempo y puedes escribirte con tu anfitrión o inquilino para conocerlo mejor.

Detalle de la habitación de un apartamento en Berlín (Home for Home)
Detalle de la habitación de un apartamento en Berlín (Home for Home)

2. Surfeando ciudades y sofás

Dormir en un sofá puede no parecer, a priori, la forma más cómoda para alojarse. Pero si no te cuesta ni un duro y, encima, te sirve para conocer el lugar que visitas, la cosa cambia. Couchsurfing.org no solo es una forma asequible de alojarse, el concepto va más allá y tiene que ver con el intercambio cultural, con conocer una ciudad de una forma diferente. Además, para entrar en el club, tú también tendrás que ofrecer tu sofá, con lo cual descubrirás lo que es estar a los dos lados.

3. Hogar dulce hogar

Airbnb ha revolucionado el mundo del hospedaje vacacional. Hasta su aparición, alquilar una casa o una habitación se relegaba para temporadas largas. En cambio, este sistema permite que estés unos cuantos días, a precios asequibles y con la comodidad de un hogar. El sistema por el cual se puntúa tanto a inquilinos como a caseros garantiza que ambos den lo mejor de ellos mismos.

Apartamento parisino con vistas (AirBnB)
Apartamento parisino con vistas (AirBnB)

4. Me quedo en tu jardín

Es una modalidad parecida al 'couchsurfing', que está muy en boga en los países anglosajones, donde muchas personas tienen jardín. Se trata de pagar por acampar en el jardín de alguien. Es ideal para los campistas que no encuentran un camping en un lugar céntrico de una ciudad. La iniciativa empezó durante la boda real en Inglaterra: mucha gente no había conseguido alojamiento y los jardines se llenaron de inquilinos. Después la fórmula se fue extendiendo por muchos lugares más, gracias a CampInMyGarden.com.

Imagen de un jardín londinense donde es posible acampar (CampInMyGarden.com)
Imagen de un jardín londinense donde es posible acampar (CampInMyGarden.com)

5. En el último momento

Vale, todo esto está muy bien, pero tú preferirías el hotel clásico, con su servicio de habitaciones y su 'no molesten'. Pero no quieres pagar un ojo de la cara por ello. Recurre a las 'apps' para alojamientos en el último momento, como Just Book y Hotel Tonight. Los hoteles que no han podido reservar todas sus habitaciones, las ofertan en este tipo de aplicaciones a precios muy interesantes.  

Ocio

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios