Un verano de Ibiza a Formentera en clave de lujo: lugares y sabores imprescindibles
  1. Estilo
  2. Ocio
El maridaje perfecto

Un verano de Ibiza a Formentera en clave de lujo: lugares y sabores imprescindibles

Cuando el destino para las vacaciones son las Baleares, acertar con las playas o las vistas es sencillo, pero ¿qué ocurre cuando toca engalanarse y disfrutar de los aspectos más lujosos de las islas?

placeholder Foto: Destinos de lujo en las islas Baleares. (Cortesía Moët & Chandon)
Destinos de lujo en las islas Baleares. (Cortesía Moët & Chandon)

Puede que el de 2021 sea el verano más ansiado de todos y el objetivo de todo el mundo parece el mismo: disfrutar. Aprendida la lección de que no hace falta salir de España para encontrar idílicos enclaves, ¿qué ocurre si lo que se busca es el lujo? Las islas Baleares escalan hasta lo más alto de la lista de destinos top ofreciendo una infinita selección de 'places to be', restaurantes en los que dejar que la materia prima autóctona se apodere del paladar y experiencias que en el día a día hacemos sin pensar, convertidas en una oda al mindfulness… ¿Alguna vez se te había pasado por la cabeza que un viaje en coche de un lugar a otro podría ser la experiencia más chill out y a la vez instagrameable? Si es montado en un Méhari de los 70 del puerto de Formentera al restaurante Can Carlitos o Es Còdol Foradat, la experiencia está asegurada.

placeholder Terraza de Es Còdol Foradat. (Cortesía)
Terraza de Es Còdol Foradat. (Cortesía)

Con motivo del décimo aniversario de Moët Ice, primer champagne pensado para ser consumido con hielo sin perder ni una sola gota de sabor, la firma francesa ha hecho los deberes por nosotros creando un perfectamente orquestado planning para conocer Ibiza y Formentera desde una burbujeante perspectiva en la que todo tu organismo se hará a la idea de estar de vacaciones en código lujo, sin importar si se pasan horas, día o meses en Baleares.

Dolce far niente

Comencemos por el principio, aterrizar en el diminuto aeropuerto de Ibiza es la mejor forma de dejar atrás el estrés y las normas y adentrarse en la experiencia de lujo balear. La primera parada propuesta por la maison francesa es el recién inaugurado hotel OKU en Sant Antoni de Portmany, al oeste de la isla. Su silencioso enclave se divide en una zona adult only y otra familiar, con inmensas piscinas y un diseño minimalista salpicado por obras de artesanía tradicional procedente de Papúa Nueva Guinea. Uno de sus platos fuertes es la cocina creativa del conocido chef de Sushi Samba, Mark Vaessen, famoso por su fusión de gastronomía japonesa, brasileña y peruana. Su wagyu cocinado en la propia mesa, las ostras con aliño ponzu, pepino y wasabi o el carpaccio de gamba roja con caviar y lima acompañados con el Moët Impérial no necesitan presentación; precisan una urgente desgustación para interiorizar el mood 'vacaciones de lujo'.

placeholder Carne de wagyu preparada por el chef Mark Vaessen en el hotel OKU.
Carne de wagyu preparada por el chef Mark Vaessen en el hotel OKU.

La experiencia en el hotel continúa con un el cine de verano más chic de la isla, un pícnic para contemplar el celebérrimo atardecer ibicenco o un ambicioso despertar en el inmenso buffet del desayuno. Todo, por supuesto, regado por el champagne de Moët & Chandon, siempre disponible para aderezar la experiencia. La maison ha continuado con las celebraciones por el décimo aniversario de Moët Ice con activaciones en distintos hoteles de nuestra geografía: Meliá Don Pepe en Marbella, Arts de Barcelona -con el Moët Garden cada 15 días- o el Emperador de Madrid.

placeholder Actuación al borde de la piscina de hotel OKU de Ibiza.
Actuación al borde de la piscina de hotel OKU de Ibiza.

Shopping list

El lujo isleño continúa en Ibiza con la parada obligatoria del pop up de Loewe, donde Paula’s Ibiza se convierte en el leitmotiv de estampados y tejidos artesanales en una colección cápsula que refresca cada año los diseños de la firma española. El diáfano cubículo en el que se encuentra la tienda efímera de Loewe, en pleno puerto de Ibiza (Passeis Joan Carles I), es uno de los puntos de shopping de lujo de la isla, acompañado de los pop up de Gucci, Off-White o Dior.

placeholder Interior de la tienda pop up de Loewe Paula's Ibiza.
Interior de la tienda pop up de Loewe Paula's Ibiza.

Y adentrarte en las tiendas (como la de Rabat que ha abierto recientemente).

placeholder Foto: Rabat (2, Paseo Vara del Rey de Ibiza)
Foto: Rabat (2, Paseo Vara del Rey de Ibiza)

Precisamente, la forma idónea de llegar a la isla es hacer la entrada en barco, disfrutando de un paseo marítimo que comience en el puerto de Ibiza para pasar por delante de los pop up de lujo. Llegarás tras algo menos de una hora de trayecto -todo depende de si se precisa una parada para un baño y una copa de champagne- hasta el puerto de la Savina de Formentera.

Alimentar las vacaciones

Continuando por el periplo por las islas Baleares, el champagne también llega hasta Formentera, donde la cocina del chef catalán Nandu Jubany ofrece no uno sino dos escenarios en los que el lujo lo ponen, además del pescado de la zona (mandatory probar el grito de langosta de Formentera con patatas de prebrera y huevo frito), las vistas al horizonte. Can Carlitos es famoso por tener uno de los mejores atardeceres de la isla, maridado con una sangría de Moët Ice Impérial y Aigua Aire, en el que no falta el exclusivo servicio de entrega de champagne a los barcos que fondean en la isla.

placeholder Terraza de Es Còdol Foradat. (Cortesía)
Terraza de Es Còdol Foradat. (Cortesía)

Pero un viaje con el sol besando la piel y calentando la copa de champagne puede pasar de ser un lujo a ser un inconveniente. Conscientes de esa necesidad de mantener su fórmula, procedente de 800 vinos, Moët desarrolló hace 10 años su versión apta para ser bebida en una copa más grande y acompañada de hielos. Hasta la fecha, quien se arriesgaba a echar hielo en su champagne distorsionaba su exquisito sabor, aguando la fórmula.

Así nació Moët Ice Imperial, creado para tomarse precisamente con hielo, eso sí, también tiene una temperatura recomendada por la propia marca, 7°C. También existe una forma idónea de servirlo. Tras enfriar la botella durante 15 minutos en una cubitera con hielo y agua, se debe servir llenando la copas con 12 cl y añadir 3 cubitos de hielo.

El paso final es disfrutar del champagne, contemplando los idílicos escenarios de las islas... Et bon voyage!

Formentera Ibiza
El redactor recomienda