Logo El Confidencial
LAURA SMET CONTRA LAETICIA

Guerra por la herencia de Johnny Hallyday: dos hijos contra su madrastra

La prensa cifra su patrimonio inmobiliario en 100 millones, a los que sumar derechos de autor y cuentas bancarias. Dos de sus hijos impugnan el testamento que beneficia a la viuda

Foto: Johnny Hallyday y su última esposa, Laeticia (Reuerts)
Johnny Hallyday y su última esposa, Laeticia (Reuerts)

“Me hubiera gustado que todo quedara en familia, pero desgraciadamente en nuestra familia las cosas son como son...”. Laura Smet, hija de Johnny Hallyday, ha escrito una carta pública y 'post mortem' a su padre, fallecido hace poco más de dos meses, para contar los motivos que la llevan a la guerra con su madrastra. Una guerra por la jugosa herencia del músico en la que ha implicado al resto.

Un enorme patrimonio inmobiliario y un gran porfolio musical. La herencia del fallecido Johnny Hallyday, cuyo verdadero nombre era Jean-Philippe Leó Smet, es tan cuantiosa que ya ha motivado una guerra: Laura Smet ha impugnado el testamento de su padre porque legó todo su patrimonio a su última mujer, Laeticia.

Fotografía mural del músico francés Johnny Hallyday. (Reuters)
Fotografía mural del músico francés Johnny Hallyday. (Reuters)

La lucha

Un único heredero es algo que en Francia, como en casi cualquier país europeo, sería imposible, pero al haber sido depositada la herencia en California, las leyes lo permiten.

"Laura Smet ha descubierto con estupefacción y dolor que el testamento de su padre por el que lega su patrimonio y sus derechos de artista serán transmitidos exclusivamente a su esposa Laeticia por efectos de la ley californiana”. Conciso y claro se han expresado sus abogados (Emmanuel Ravanas, Pierre-Olivier Sur y Hervé Témime). Laura no está sola en la lucha: cuenta con su medio hermano David Hallyday, hijo de Sylvie Vartan, quien también ha opinado sobre el asunto.

Puede ser largo. El periódico económico 'Les Échos' ha cifrado en 100 millones de euros el patrimonio inmobiliario de Hallyday: quien poseía diversos coches y motos de lujo, varias mansiones (hace poco se vendió un castillo en Suiza) y cuentas bancarias en varios países.

En uno de ellos, la caribeña isla de San Bartolomé, es donde fue enterrado Hallyday y donde algunos ya entrevieron que no había precisamente unión entre la viuda y los hijos. Ni Laura ni David quisieron acompañar a Laeticia en el cortejo fúnebre, no asistieron al típico encuentro en casa tras el entierro y hasta la madre de David, la ya mencionada Sylvie Vartan, se opuso a que las cenizas del cantante se depositaran en el Caribe.

David Hallyday (derecha), Laura Smet, Laeticia (izquierda), y sus hijas Jade y Joy, en el funeral del cantante. (EFE)
David Hallyday (derecha), Laura Smet, Laeticia (izquierda), y sus hijas Jade y Joy, en el funeral del cantante. (EFE)

La ley gala impide desheredar

Las relaciones entre madrastra e hija, separadas por ocho años de edad, nunca fueron buenas. Lo escribió Hallyday en su autobiografía: "Laeticia se ocupó de Laura como si fuera una hermana pequeña. Ha estado presente y ha sido paciente. A menudo, nos ha enfrentado entre nosotros pero cuando se le ha pedido que aclare las cosas, hemos podido salir adelante y ayudarla también. Creo que mentía porque estaba mal".

Los hijos tienen las de ganar, siempre según la prensa francesa. Señalan que la ley gala impide desheredar a los hijos, por lo que les corresponde, al menos, una parte legítima del patrimonio legado por el padre. Y no es poco.

El 1965 Iso Grifo A3 C, un coche de colección que fue de Johnny Hallyday en una reciente exposición en París. (EFE)
El 1965 Iso Grifo A3 C, un coche de colección que fue de Johnny Hallyday en una reciente exposición en París. (EFE)

Las heredades en disputa

'Les Échos' ha hecho un recuento pormenorizado y el rockero más famoso de Francia supo administrar bien sus ganancias. Tiene una casa en Marnes-la-Coquette, lujosa región parisina, donde murió. Se estima el valor de este inmueble entre 15 y 25 millones de euros.

Cuenta también la mansión en San Bartolomé, donde se celebró su funeral, una isla caribeña francesa más conocida como Saint Bath. Una tercera mansión está en Los Ángeles, en el barrio Pacific Palisades, donde las casas no bajan de los 10 millones de euros. La de Gstaad fue vendida antes de su muerte.

A todo ello hay que sumar, como aquí contábamos, los coches y motos de colección, y lo más importante: los derechos de autor.

Carta de la hija de Johnny Hallyday a su padre fallecido.
Carta de la hija de Johnny Hallyday a su padre fallecido.

Todo depende de la residencia final del músico. Si vivía de manera oficial en California, como así parece, la ley está del lado de la viuda, puesto que sus últimas voluntades deberían regirse por la normativa californiana. Pero si el cantante nunca cambió su residencia, entonces los hijos lo tienen mejor. Hallyday además tuvo dos hijas pequeñas con su última mujer: Jay y Roy.

Sea como sea, lucharán hasta el final. Lo ha dejado bien claro Laura. "Te entiendo, papá, y yo he escogido luchar". Así termina una carta en la que la hija advierte a todos.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios