Logo El Confidencial
NUEVA ETAPA

El ducado de Franco de Carmen Martínez-Bordiú, en el aire por el cambio de Gobierno

El PSOE lleva meses pidiendo al Rey y al Ministerio de Justicia que paralizara la sucesión del polémico título. La nieta del dictador lo solicitó en marzo, pero aún no se han pronunciado

Foto: Carmen Martínez-Bordiú. (Gtres)
Carmen Martínez-Bordiú. (Gtres)

Entre las múltiples 'víctimas' colaterales (frivolizando) que puede tener este cambio exprés de Gobierno hay una inesperada, y esa es Carmen Martínez-Bordiú. La nieta de Francisco Franco solicitó al Ministerio de Justicia a principios de marzo recibir por sucesión el título de duquesa de Franco. El ducado, con grandeza de España, lo ostentaba su madre Carmen Franco Polo, fallecida en diciembre. Martínez-Bordiú esperó los tres meses de cortesía desde la muerte de su madre para comenzar las gestiones en lo tocante al título. Sin embargo, ese tiempo podría ahora pasarle factura, dado que con la entrada en el Gobierno del Partido Socialista existe la posibilidad de que tal solicitud entre en un cajón y no vuelva a salir más. De hecho, suprimir el ducado de Franco (potestad reservada al Felipe VI) o frenar su sucesión ha sido reivindicación habitual de los socialistas en los últimos tiempos, cuando ni ellos, ni el ya exministro Catalá, ni muchísimo menos Carmen Martínez-Bordiú sospechaban que iba a haber un relevo tan inmediato en la presidencia de España.

Los socialistas han solicitado la eliminación del ducado de Franco en varias ocasiones, aunque hasta el momento sin éxito. La senadora socialista Fuensanta Lima realizó una apasionada intervención en la Cámara Alta hace tan solo un mes sobre este asunto. La senadora recordó al entonces ministro de Justicia que el dictador "recompensó a 39 militares golpistas con títulos nobiliarios y que otorgó a su hija un ducado para perpetuar su apellido", lo que calificó de "indignante". "El mantenimiento de esta situación", según los socialistas, atentaba "contra la Memoria Histórica y contra nuestra democracia". "Me pregunto si en otro país se otorgan títulos en nombre de Pinochet o Hitler", recordó la senadora, quien preguntó a Catalá directamente: "Dígame como demócrata que va a dar un paso adelante paralizando el procedimiento".

Carmen Franco con sus padres, Francisco Franco y Carmen Polo. (EFE)
Carmen Franco con sus padres, Francisco Franco y Carmen Polo. (EFE)

En aquel momento, el ministro Catalá dijo que apoyaría la sucesión del título porque "no confiere ningún privilegio" al tratarse de algo honorífico. Pero el nuevo ministro o ministra socialista puede que no sea de la misma opinión. La sucesión de un título tiene lugar cuando, habiendo fallecido el poseedor legal del mismo, este queda vacante y un pariente solicita su transmisión. La gestión se hace a través del Ministerio de Justicia, pero la potestad es del Rey.

[Leer más: Carmen Martínez-Bordiú solicita el ducado de Franco tras morir su madre]

En abril, Izquierda Unida mandó una batería de propuestas tanto a Felipe VI como al Ministerio de Justicia para intentar "frenar la sucesión del ducado de Franco, con grandeza de España, y eliminarlo definitivamente". El diputado y portavoz de Justicia en el Congreso de Izquierda Unida, Ricardo Sixto, detallaba en su escrito que “la preservación de dicho título" era "un acto ilícito, incluso penalmente sancionable” y que suponía una evidente “humillación y menosprecio a las víctimas de la guerra y de la dictadura, incluidas las de las personas desaparecidas forzosamente”. Jaime Alfonsín, en nombre del Rey, respondió por carta al escrito de Ricardo Sixto: "Su Majestad me ha encargado que, en su nombre, le agradezca esta información y le envíe un cordial saludo”.

Carmen Martínez-Bordiú, en el último adiós a su madre. (EFE)
Carmen Martínez-Bordiú, en el último adiós a su madre. (EFE)

Sin embargo, una cosa es ser oposición y otra, tener mando en plaza. La Fiscalía General del Estado ya decidió archivar en abril una petición que la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica le hizo llegar para que impidiera la renovación del ducado de Franco. Además, en otras etapas socialistas no ha habido empacho en permitir que los títulos franquistas fueran transmitidos a los correspondientes descendientes. Sólo Francisco Caamaño decidió archivar en un cajón las peticiones de sucesión que le fueron llegando. Hasta que en 2011 le relevó Alberto Ruiz-Gallardón y se puso al día rápidamente.

[Leer más: El PSOE pide al Rey que Carmen Martínez-Bordiú se quede sin el ducado de Franco]

Así las cosas, la familia Franco vive con cierta incertidumbre la sucesión del título que, por otra parte, ya se estaba retrasando. El diario 'La Razón' publicó este fin de semana que la intención de Carmen Martínez-Bordiú una vez que dispusiera del título era cedérselo a su nieta mayor, que se apellida Borbón, por cierto. Quizá la administración lo solvente antes de que el nuevo equipo coja las riendas. O quizá no, y se quede eternamente en un cajón.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios